exigen la continuidad de alberto palatchi

BC Partners y Bain Capital se disputan el matrimonio de Pronovias por 450 millones

Los dos fondos de capital riesgo estadounidenses, más Permira, han quedado finalistas en la puja por la empresa del sector nupcial y exigen la continuidad de Alberto Palatchi

Foto: Desfile de Pronovias. (Gtres)
Desfile de Pronovias. (Gtres)

Alberto Palatchi, el dueño de Pronovias, ya tiene su 'wedding planning' particular para vender la compañía dedicada al diseño de trajes de boda. Según han confirmado varias fuentes próximas a la operación, los fondos estadounidenses BC Partners y Bain Capital son los finalistas de la subasta para comprar la compañía catalana, por la que también se ha interesado Permira. El principal escollo para cerrar la transacción está en las diferencias en el precio, la continuidad de Palatchi y la financiación bancaria, ya que ambos 'private equity' quieren adquirirla con un gran porcentaje de deuda.

La transacción, que está siendo asesorada por JP Morgan, ha entrado en la recta final. Según distintas fuentes, BC Partners es el mejor colocado para hacerse con Pronovias, cuya venta se ha producido después de la separación del dueño y presidente de su mujer, Susana Gallardo, una de las personas más ricas de Cataluña. Aunque desde la familia niegan relación alguna entre la decisión personal y empresarial, fuentes cercanas a la operación reconocen que la idea de Palatchi de abandonar la compañía se debe a su nueva vida privada.

Alberto Palatchi. (Gtres)
Alberto Palatchi. (Gtres)

Sin embargo, los fondos que han quedado finalistas en el proceso le han pedido al presidente y alma de la firma que se mantenga en el capital, al menos con una participación del 20%. En un principio, Palatchi solo pretendía desprenderse de entre el 30 y el 49% del capital, mediante la búsqueda de un socio financiero que le ayudase a consolidar su salto a Estados Unidos, y al mismo tiempo continuar como máximo accionista. Pero coincidiendo con su ruptura matrimonial y su nueva relación, el presidente de Pronovias optó por poner la totalidad de la compañía a la venta.

BC Partners y Bain Capital le han exigido que continúe en el capital, aunque sea con una participación minoritaria, porque la marca de Pronovias está vinculada a Palatchi y su separación completa supondría un riesgo para los compradores, debido a la incertidumbre sobre la gestión, y, en consecuencia, un menor valor de la empresa. Especialmente por los numerosos cambios en la cúpula directiva y en el equipo de diseñadores que ha sufrido la empresa desde 2013. El actual consejero delegado es Andrés Tejero, un exdirectivo de Telefónica, que llegó a la empresa en septiembre de 2014 en sustitución de Manuel Ehrensperger, que apenas duro un año y medio en el cargo.

La permanencia o no de Palatchi influye y mucho en la valoración de la compañía, según las mismas fuentes, que advierten de la exigencia del precio que está pidiendo JP Morgan a los compradores. El presidente considera que la tasación de Pronovias debe situarse en un rango entre los 500 y los 600 millones de euros, cifra que BC Partners y Bain Capital rebajan a una horquilla entre los 400 y los 450 millones. La empresa cerró 2016 con un beneficio bruto de explotación o ebitda próximo a los 50 millones de euros.

Cifras planas en un sector caliente

Los dos fondos de 'private equity' estadounidenses, más Permira, que también ha pasado a la ronda final, aseguran que la evolución de las cifras de Pronovias no son para abonar una gran prima, ya que tanto su facturación como su ebitda han caído, en el caso de las ventas, o se han mantenido prácticamente planos en los cuatro últimos ejercicios, en el caso del beneficio operativo. La compañía factura ahora unos 150 millones, 20 menos que en 2012, y su ebitda ha oscilado en este periodo entre los 48 y los 50 millones. Realmente, añaden, el valor está en la marca, asociada a Palatchi y al reconocimiento de la calidad de sus productos y de sus diseños.

El sector de la moda ha atraído a numerosos fondos de capital riesgo. En España, los accionistas de Desigual, Tous y El Ganso han dado entrada en su capital a Eurazeo, Partners Group y L Capital, del grupo LVHM, respectivamente. Por su parte, Bimba y Lola también han dado un mandato de venta para encontrar un socio que les ayude a financiar su expansión. Y en el segmento nupcial, Clayton compró David's Bridal, la primera empresa del mundo, y Texas Pacific Group (TPG) adquirió Dubilier & Rice, con más de 300 tiendas entre Estados Unidos, Canadá y Reino Unido.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios