La afiliación crece ya menos de un 3% interanual

Frenazo del empleo: 203.000 afiliados menos, el peor agosto en una década

El empleo muestra ya claros síntomas de desaceleración. El paro aumentó en 47.000 personas, el peor agosto desde 2011, y se sitúa en

Foto: Oficina de empleo en Madrid. (Reuters)
Oficina de empleo en Madrid. (Reuters)

Los datos de agosto no dejan ya lugar a dudas. El frenazo del empleo es un hecho y acompaña a la desaceleración que vive la economía española en los últimos meses. En agosto se perdieron 202.996 afiliados a la Seguridad Social en lo que supone el peor mes de agosto desde el año 2008, cuando estalló la crisis económica global y el tercer peor agosto desde el año 2000. Ni siquiera en 2011 y 2012, cuando España vivía la segunda fase de recesión, se había visto tal pérdida de empleo, lo que muestra hasta qué punto los datos de este año son pobres. Agosto es siempre un mes complicado para el empleo, pero no acostumbraba a ser tan malo.

El número de cotizantes se redujo así hasta 18.839.814 personas, perdiendo así la cota de los 19 millones de cotizantes conseguida en junio. En el último año se han incorporado 529.970 cotizantes a la Seguridad Social, lo que deja un crecimiento interanual del empleo inferior al 3%. Esta es la primera vez en más de dos años que el ritmo interanual de creación de empleo es inferior al 3%. Al inicio del año, el ritmo del empleo superaba las 600.000 personas, lo que muestra el rápido frenazo de la ocupación en lo que va de año, afectado también por los datos excepcionales que se registraron en 2017 y que ensombrecen la comparativa interanual.

La ralentización del turismo este verano provocó que se redujeran el número de contrataciones en el sector este mes, lo que impidió contrarrestar la pérdida de empleo en otros sectores. El mayor descenso en el número de afiliados se produjo en el sector de la educación, con 57.706 cotizantes menos; seguido de la industria manufacturera, con 23.632 afiliados menos y la construcción, con 20.261 cotizantes menos. En el extremo opuesto, la sanidad, con 15.287 afiliados más y la hostelería, con 5.833 afiliados, contribuyeron a compensar la caída. También se redujo el número de autónomos en agosto, con una caída de la afiliación al RETA de 17.894 personas.

La mayor caída del empleo se produjo en Cataluña, que perdió 65.891 ocupados en agosto, seguido de la Comunidad de Madrid, con 36.595 bajas y la Comunidad Valenciana, con 31.499 afiliados menos. Por el contrario, Canarias lideró la creación de empleo con 2.126 trabajadores más, seguido de Asturias, con 988 afiliados y Cantabria con 644 nuevos cotizantes.

47.000 parados más

La otra cara de la moneda de la pérdida de empleo es el fuerte aumento del paro experimentado en agosto. El número de desempleados registrados en las Oficinas de Empleo se incrementó en 47.047 personas, en lo que supone la mayor subida del número de parados en un mes de agosto desde el año 2011. Datos que evidencian también el pobre comportamiento del mercado laboral en las últimas semanas.

El número total de desempleados ascendió hasta 3.182.068 parados al cierre de agosto. En el último año se ha reducido el paro en 200.256 personas, el dato más bajo en un mes de agosto desde que se inició la recuperación del empleo en el año 2014. En agosto de 2017 el desempleo se había reducido en más de 315.000 personas y en agosto de 2016, en más de 370.000, casi el doble que este ejercicio.

[La recuperación aflora más de 246.000 empleos que operaban en negro]

El paro aumentó en todas las comunidades autónomas a lo largo del mes de agosto, aunque fue más intenso en Cataluña, con 11.594 desempleados más y Andalucía, con 8.284 nuevos parados. Por sectores, el paro aumentó en el sector servicios en 39.758 personas y en la construcción se incrementó en 9.246 personas.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios