Hay Liga: el Real Madrid se mete de cabeza con el gol de Casemiro (0-1)
  1. Deportes
  2. Fútbol
a tres puntos del atlético

Hay Liga: el Real Madrid se mete de cabeza con el gol de Casemiro (0-1)

El Real Madrid ganó al Valladolid con un gol de cabeza de Casemiro y se pone a tres puntos del Atlético de Madrid con un partido más

placeholder Foto: Casemiro celebra el gol contra el Valladolid. (Efe)
Casemiro celebra el gol contra el Valladolid. (Efe)

El Real Madrid se mete en la pelea por la Liga con un gol de Casemiro que coloca al equipo de Zidane a tres puntos del Atlético de Madrid con un partido más que los rojiblancos. La Liga vuelve a coger interés, emoción y queda abierta. Hasta el Barcelona tiene la ocasión de reengancharse. El Madrid parecía haberla tirado con la derrota en casa, el 30 de enero, contra el Levante y tres semanas después las distancias son más cortas por los pinchazos del equipo de Simeone. El empate de los rojiblancos, en el partido aplazado contra el Levante, y la derrota de este sábado contra este mismo equipo hace que se estrechen las distancias entre los candidatos al título.

El cambio de tener una Liga que parecía inalcanzable para el Real Madrid llega en menos de una semana gracias al Levante y la reacción de los madridistas. El equipo de Zidane, desde la derrota contra el Levante, ha ganado cuatro partidos consecutivos (Huesca, Getafe, Valencia y Valladolid). Lo ha hecho con demasiadas dificultades por la cantidad de lesiones. Muchas de ellas sin varios de sus titulares (Sergio Ramos, Carvajal, Hazard…). Benzema entró en la enfermería el día antes del partido contra el Valladolid. Este es el mérito de Zidane, que con menos efectivos, ha conseguido que el equipo vuelva a ser sólido. En los tres últimos partidos no ha recibido ningún gol. Solo uno, el del Huesca, en esta racha de cuatro victorias. Partido que empezó perdiendo y remontó con dos tantos de Varane.

Foto: Los galácticos celebran un gol. (EFE)

Entre los que han hecho posible que el Madrid haya sacado adelante sus partidos y estar, de nuevo, en la pelea por la Liga es Cortouis. Decisivo en el encuentro contra el Valladolid con tres excelentes intervenciones. Courtois se hizo grande atrás y Casemiro se agigantó arriba con el un gol que devuelve la confianza y la seguridad a un equipo que la semana que viene tiene que jugar contra el Atalanta en la Champions. El Madrid, con la cantidad de bajas, se ha hecho fuerte. Ha sabido sufrir y vende cara la derrota en la Liga. Es un equipo con fe y, sobre todo, carácter.

Las paradas de Courtois

La victoria contra el Valladolid no fue nada sencilla. Al descanso llegó el partido sin goles y pocas ocasiones claras de gol. Al Madrid le salvó su portero con una doble parada en el minuto 7. Courtois rechazó un disparo de Orellana, primero, y el rechace de Janko. Era el inicio del encuentro y el Valladolid había dejado claro cuál era su plan. Esperar en su campo, juntitos y ordenados, para cerrar los espacios y lanzar contraataques. El Madrid entró con ganas, pero tenía poca claridad para finalizar las jugadas de ataque. Mucha posesión, demasiada circulación horizontal de la pelota y poca precisión para conectar con los desmarques de Mariano. El delantero hizo dos goles en fuera de juego. Fallaban los automatismos en las acciones del equipo de Zidane. No estaban bien calibrados. La mejor ocasión para el Madrid fue un remate de cabeza de Casemiro, solo en el área, en un centro lateral de Kroos al borde del área. El brasileño suele meter este tipo de remates.

No estaban afinados los de Zidane. A Vinicius se le fue yendo la energía en el transcurrir del juego y Marco Asensio no encontraba su mejor perfil, ni la inspiración. El ataque del Madrid resultó inofensivo ante un Valladolid consistente atrás y rápido en las salidas de Orellana. Una primera parte nula en la que el equipo de Sergio González creó inquietud en el bloque de Zidane. Un tiempo en el que no hubo nada interesante que echarse a la boca, con fases más aburridas que divertidas, sin apenas vértigo ni riesgos por el miedo a cometer un error que pudiera ser determinante y a la espera de que en el segundo tiempo alguno de los dos se equivocara.

placeholder Mariano remata un balón ante Bruno González. (Efe)
Mariano remata un balón ante Bruno González. (Efe)

El Madrid salió con decisión en el segundo tiempo. En los primeros cinco minutos tuvo Casemiro un cabezazo, otra vez desviado, y Lucas Vázquez un disparo ajustado que detuvo Masip. Lucas Vázquez, de nuevo en el lateral derecho por las lesiones de Carvajal y Odrizola, hacía kilómetros para subir y bajar, daba profundidad y acababa las jugadas con más oficio que calidad. Por su banda había más peligro que por la de un desaparecido Vinicius. En esta fase de dominio del Madrid llegó el error de bulto de Mendy. El que no quería cometer ninguno de los dos equipos lo tuvo el lateral zurdo francés en un despeje al centro del área que fue un regalo. Lo desaprovechó Orellana. Remató según venía, al centro de la portería, y lo desvió Courtois. Otra vez el portero belga metió a su equipo en el partido, como sucedió en los primeros minutos de la primera parte. Cortouis estaba siendo más decisivo con sus aciertos atrás que los tres delanteros arriba.

La ocasión de Orellana, con más de media hora de partido por delante, generó nervios y dudas en los jugadores del Real Madrid. Creció el equipo de Sergio y menguó el de Zidane. En la banda había ya tres jugadores del Madrid esperando a entrar para darle un empuje al equipo y reactivarlo cuando llegó el gol de Casemiro en una falta sacada por Kroos y, a la tercera, el remate de cabeza del brasileño tuvo contundencia en el golpeo, precisión con el balón picado y agresividad en el salto para ganar los defensas.

Casemiro tuvo la pegada que le faltó a los tres de arriba y Zidane sorprendió con el triple cambio. Quitó a Vinicius, Marco Asensio y Mariano para meter a Isco, Sergio Arribas y Hugo Duro (delantero del Castilla que hizo su debut con el primer equipo). El Real Madrid aprovechó el pinchazo del Atlético de Madrid en su estadio contra el Levante y vuelve a estar en la pugna por este campeonato. Lo hace, con el mérito de tener muchos lesionados y el compromiso de los más sanos entre los que hay que destacar a Kroos, Casemiro, Modric (los tres centrocampistas lo juegan todo), Varane y Courtois. "Son tres puntos importantes. Era un partido complicado y con las bajas solo teníamos doce jugadores del primer equipo y el trabajo nos ha recompensado. Me alegro por los chicos porque venimos de muchos palos y ahora hay que seguir porque falta mucho", dijo Zidane tras el partido.

Marco Asensio Vinicius Junior Zinédine Zidane Thibaut Courtois
El redactor recomienda