la pieza de más valor para zidane

Por qué Casemiro y su renovación están a salvo de la crisis del coronavirus

Florentino Pérez tendrá que buscar los recortes en otros jugadores. Hacer un esfuerzo en una renovación por Casemiro no es solo algo merecido y justo sino una inversión fiable

Foto: Casemiro, sonriente, antes de empezar un partido con el Real Madrid en el Bernabéu. (EFE)
Casemiro, sonriente, antes de empezar un partido con el Real Madrid en el Bernabéu. (EFE)

Si no hay otro como Casemiro, lo mejor es asegurártelo por mucho tiempo. Es el criterio que tiene el Real Madrid con uno de sus futbolistas más necesarios y utilizados por Zidane. Casemiro se tiene que quedar todo el tiempo que sea posible en la plantilla hasta que el rastreo de los ojeadores dé con un posible sustituto que le empiece a dar un relevo o un respiro. De esta forma, la decisión más acertada es renovar el contrato que finaliza en 2021. No hay ningún tipo de problema cuando la predisposición del futbolista brasileño es la de estar muchos años en España y, aunque tiene 28 años, es de los que se fija en Marcelo y le gustaría estirar su carrera en el club y en una ciudad como Madrid.

“Si se lesiona Casemiro, ¿a quién ponemos?”, es el interrogante que planea en los despachos del club y entre los aficionados. No hay ningún jugador de su perfil en la plantilla y es por este motivo por el que Zidane exprime a ‘Case’ (como le llama el técnico cariñosamente). La opinión del entrenador del Real Madrid es tenida en cuenta para evaluar una renovación que tiene que sufrir una mejora en años y salario. El sueldo está en los 5,3 millones de euros y subirá en el escalafón. El reconocimiento a su profesionalidad y el valor de su rendimiento tiene que ir en consonancia con el sueldo. Por lo menos, a la par de su compatriota Vinícius. El joven está en 7 millones de euros y no parece muy normal que un chico que lleva poco más de un año tenga una ficha más elevada. El sueldo de Casemiro ha quedado desfasado.

Casemiro, con mascarilla y guantes, entra en la Ciudad Deportiva de Valdebebas.
Casemiro, con mascarilla y guantes, entra en la Ciudad Deportiva de Valdebebas.

El dinero tampoco es problema para Casemiro porque, según cuenta, valora que ha encontrado su sitio en el mejor equipo del mundo y se siente reconocido. Desde que ha entrado Fede Valverde en los planes de Zidane juega con más apoyos para hacer el trabajo sucio que tanto le cuesta a Kroos y Modric. Casemiro es el currante del equipo. El mediocentro que da equilibrio y seguridad al resto de compañeros y no se puede permitir un mal día. Desde que llegó de Sao Paulo se le vio como el nuevo Makelele si conseguía confirmar su adaptación y progresión en Europa. Salió cedido al Benfica y Rafa Benítez, en 2014, lo calificó de indispensable en un proyecto que tenía como fichaje estrella a James Rodríguez. Casemiro acabó desplazando al colombiano. A dejarle sin sitio en un Real Madrid en el que se necesitaba un futbolista que se sacrificara para la ‘BBC’. Con Bale, Benzema y Cristiano no cabía James si no cerraba espacios y corría para recuperar la pelota. Casemiro se convirtió en intocable para Zidane.

Los recortes en la plantilla

Con el único futbolista que no pueden echar cuentas en el Madrid, si hay que hacer un recorte salarial, es con Casemiro. Es irremplazable. Las consecuencias de la crisis económica provocada por el coronavirus obliga a todos los clubes a revisar sus presupuestos y estrategias de renovaciones y fichajes. La recomendación de Javier Tebas es que los clubes bajen los salarios y apuesten por la cantera. Este tipo de manifestaciones no son plato de buen gusto para los futbolistas. El Real Madrid tampoco se escapa de revisar la masa salarial con las pérdidas y la disminución de los ingresos. Si hay un jugador que está a salvo de la crisis financiera que genera el coronavirus es Casemiro. Sin lugar a dudas.

Es la prioridad, de presente y de futuro, en los planes del Real Madrid. Casemiro está consolidado y retenerlo es tan importante como cualquier otro fichaje sonado que pueda aparecer en el mercado. ¿Hay algún jugador mejor en su puesto? Es la pregunta que hay que plantear para despejar las dudas. Hacer un esfuerzo en una renovación por este jugador no es solo algo merecido y justo sino una inversión fiable. Un gasto aconsejable y un acierto cuando se trata de un profesional riguroso y fiable por su compromiso y las garantías que ofrece por cómo está identificado con el club y la seriedad de su trabajo. Florentino Pérez tendrá que buscar los recortes en otros jugadores de la plantilla que cobran más y producen menos.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios