pintus tiene que recuperar a la plantilla

Solari está más preocupado por el calendario que por el mercado

El Real Madrid jugará en enero siete partidos, o hasta nueve, sin poder contar con el lesionado Marcos Llorente pero contará con la recuperación de Casemiro

Foto: Solari, en un entrenamiento. (EFE)
Solari, en un entrenamiento. (EFE)

Arranca 2019 con un mes de enero en el que todos hablan del mercado de fichajes. Todos menos el entrenador del Real Madrid, Santiago Hernán Solari, que está más preocupado por la exigencia de un calendario que acumula siete partidos que pueden ser nueve para los blancos. Con la Champions detenida hasta el mes de febrero y el Mundial de Clubes en las vitrinas del Bernabéu, los de Solari se juegan muchas de sus opciones al título en las otras dos competiciones que restan, la Liga y la Copa del Rey.

Este 'tour de force' comenzará el 3 de enero a las 21:30 en el estadio de la Cerámica de Villarreal, en el partido correspondiente a la jornada 17 que fue aplazado por la disputa del Mundial de Clubes. Será el primero de los cinco partidos de Liga que jugarán este mes de enero. El día de Reyes se medirán a la Real Sociedad (18:30, Santiago Bernabéu), una semana más tarde visitarán el Benito Villamarín (20:45), el sábado 19 iniciarán la segunda vuelta en Chamartín ante el Sevilla (16:15), para concluir un exigente mes de Liga en Barcelona, visitando al Espanyol el 26 ó 27 de este mes.

A esos partidos se suman los dos de la eliminatoria de octavos de final de Copa del Rey en la eliminatoria que les medirá al Leganés, encuentros que se jugarán el miércoles 9 el de ida (21:30 en el Bernabéu) y la vuelta el 16 (21:30 en Butarque). En caso de superar la eliminatoria y clasificarse para cuartos, jugarían dos partidos más, los de cuartos de Copa, los miércoles 23 y 30 de enero. Lo que convertiría enero en un verdadero maratón muy exigente para la plantilla blanca.

De ahí que Solari esté más preocupado porque Antonio Pintus, su preparador físico, acierte con la planificación de la plantilla en su regreso de vacaciones y pueda disponer de todos los jugadores para afrontar estos encuentros en el inicio de 2019. De inicio el argentino ha recibido una mala noticia con la lesión de Marcos Llorente, uno de los jugadores recuperados para el equipo, que después de brillar en los últimos partido ha sufrido una lesión de grado 2 en el aductor izquierdo que le mantendrá de baja entre dos y tres semanas. La buena noticia para Solari es que Casemiro ya se ha recuperado y podrá contar con el brasileño.

Mientras el técnico repasa el calendario y cuadra las rotaciones para mantener fresca a su plantilla ante este exigente calendario, el presidente y director deportivo sigue trabajando para reforzar el equipo en enero. La idea inicial de Florentino Pérez era cerrar al menos un refuerzo por línea en este mes de enero, pero Solari se ha insistido en su confianza en el grupo del que dispone y eso parece haber rebajado las exigencias a la hora de concretar fichajes.

Rodrygo llegará en junio. (EFE)
Rodrygo llegará en junio. (EFE)

La agenda de fichajes blanca

Florentino tiene cerrado el fichaje de Brahim Díaz, al que solo falta poner la cifra del acuerdo en el traspaso con el Manchester City. El delantero hispano-marroquí se convertirá en fichaje blanco en enero con toda seguridad, como ha confirmado el club al jugador. Otro jugador que se da por hecho que llegará, pero en el mercado veraniego, será el central Mario Hermoso. El ya internacional español será repescado del Espanyol por 7,5 millones de euros en función a una cláusula del contrato que firmó en su día el excanterano madridista. Hasta verano Solari considera que la aparición del canterano Javi Sánchez, de 21 años, es suficiente para completar la zaga junto a Sergio Ramos, Varane y Nacho. Quien podría salir es Jesús Vallejo, jugador que ni siquiera fue inscrito para el Mundial de Clubes.

Otro jugador que llegará será el brasileño Rodrygo Silva, por el que el Real Madrid ha pagado 45 millones. El jugador cumplirá 18 años el próximo día 9 y llegará a Madrid en verano para enrolarse en el Castilla en principio. Actualmente en el Santos, el delantero vivirá una temporada parecida a la que está viviendo Vinicius en su aterrizaje en el Real Madrid.

El lateral del Betis Júnior Firpo es otro de los jugadores que está en la agenda madridista, pero su cláusula de rescisión de 50 millones y el interés de equipos como el Manchester City invitan a pensar que el dominicano no emigrará en el mercado de enero. No al menos al Real Madrid, donde Marcelo y Reguilón parece que completarán lo que resta de temporada.

Por todo ello Solari está más pendiente de los compromisos del calendario, muchos y complicados en Liga, que de los posibles refuerzos que pueda cerrar Florentino en este mercado invernal. EL presidente está más pendiente de encontrar una vía para negociar el fichaje de Neymar, verdadera obsesión de Pérez, que de fichajes de clase media de los que se encarga José Ángel Sánchez, director general del club.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios