nueva polémica con el asesor de Red Bull

El kamikaze Helmut Marko y su idea para infectar de coronavirus a sus pilotos de F1

Helmut Marko, uno de los personajes más pintorescos y polémicos de la F1, había ideado un plan para infectar a sus pilotos y librarse del coronavirus para el resto de temporada

Foto: Helmut Marko propuso el plan a Red Bull y fue rechazado. (Reuters)
Helmut Marko propuso el plan a Red Bull y fue rechazado. (Reuters)

Tenía que ser Helmut Marko, quizás el personaje más pintoresco y polémico de la Fórmula 1 vuelve al ataque. La nueva idea: querer contagiar con coronavirus a los pilotos de Red Bull. Desde Max Verstappen hasta los pilotos júnior.

La marca de bebidas energéticas cuenta con cuatro pilotos de F1, Verstappen y Alex Albon en el primer equipo más Pierre Gasly y Daniil Kvyat en Alpha Tauri. Su plan pasaba por organizar una especie de campamento o entorno controlado en el que superasen la enfermedad rápidamente y afrontasen la temporada 2020 inmunes y sin riesgo de contagio posterior.

El asesor de Red Bull, para sorpresa de todo el mundo lo propuso, según explica a la televisión austriaca ‘ORF’: "Tenemos a cuatro pilotos de Fórmula 1 y de ocho a diez júniors, el plan era ir al campamento con todo el grupo. De esta manera podían trabajar física y mentalmente durante este periodo y también podían infectarse. Sería algo exclusivamente positivo porque son jóvenes y, por lo tanto, fuertes", expuso. “Sería el momento ideal para que la infección llegara. Así estarían preparados para cuando comenzase la temporada y para lo que se presume un campeonato realmente duro, una vez empiece".

La corriente Boris Johnson

Marko sigue manteniendo que su idea era realmente buena, pero por suerte para los pilotos fue denegada. "Digamos que no ha sido bien recibida", transmitió. Un método similar tomó Boris Johnson, primer ministro de Reino Unido con su idea: “Tenemos que aplastar el sombrero” (“squash the sombrero”). Su partido defendía que la inmunidad colectiva se puede alcanzar mediante la vacuna a un grupo de la población, para frenar así la cadena de infección. O, bajo un teórico control, dejar que un amplio porcentaje acabe infectado y desarrolle su propia autoinmunidad. Los expertos británicos calculan que ese efecto se lograría si la infección alcanza a un 60% de la población.

Aun así, Marko es todavía más drástico y se tomaba en broma la enfermedad. El asesor de Red Bull estuvo en contacto estos días con Max Verstappen y aseguraba que el piloto estaba preocupado por el coronavirus. "Me dijo por teléfono que estaba aterrorizado de infectarse. Lo mejor sería que se infectara ahora. Con 22 años, no forma parte de ningún grupo de riesgo, pero después de pasar el virus, sería inmune y podría emprender su camino hacia el título", comentó Marko en declaraciones al diario austriaco 'Krone'.

Marko también era uno de los firmes defensores de disputar la temporada con normalidad. De hecho, manifestó su enfado por cómo se estaba gestionando la crisis del coronavirus y se calentó más de la cuenta con Honda, ya que los japoneses tomaron la decisión de no disputar el GP de Australia. "El coronavirus no es más peligroso que la gripe. Tenemos que contrarrestar el alarmismo de los políticos y no apoyarlos. Tenemos que pensar de forma positiva y asumir que el Gran Premio seguirá adelante con normalidad. La mayoría de personas se mueren por enfermedades que ya tenían antes", expresaba Marko hace unas semanas. Marko, por cierto, de 76 años, entra de lleno en el grupo de riesgo.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios