Por qué Carlos Sainz firmó en Japón lo mejor de 2018: imposible exprimir más el limón
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
UN RESULTADO QUE NO SE ESPERABA EN RENAULT

Por qué Carlos Sainz firmó en Japón lo mejor de 2018: imposible exprimir más el limón

Décimo, un solo punto, aunque nadie en Renault esperaba puntuar en Suzuka con un RS18 que sigue perdiendo terreno en este final de campeonato. Sainz exprimió todas las opciones

Foto: Carlos Sainz logró puntuar contra todo pronóstico en el Gran Premio de Japón. (EFE)
Carlos Sainz logró puntuar contra todo pronóstico en el Gran Premio de Japón. (EFE)

El viernes del Gran Premio de Japón de Fórmula 1 cundía la desazón en el seno de Renault, tanto en el circuito como en el 'Operations Room', la unidad operativa que presta apoyo desde la sede en Enstone (Reino Unido). Ninguno de sus dos monoplazas había pasado de la 12ª posición y sus ténicos ya se preparaban para lo peor. “Aquí nadie daba un duro, y mira”.

Sin embargo, el domingo Carlos Sainz terminó décimo en Suzuka. Un único y modesto punto, pero que confirma la evolución del español en el contexto de un equipo que está perdiendo terreno en el campeonato. “Muy trabajado, aunque inesperado”, resumió el propio Sainz, quién cuajó un fin de semana casi perfecto donde el piloto puso el coche donde ni el propio equipo esperaba, firmando así una de sus mejores carreras en 2018. Por un solo punto.

Foto: Ferrari no pudo con un duro Verstappen en Japón. (EFE)

"El mismo que hace diez carreras"

El RS18 se atragantó en Suzuka, como en Spa, y como en Monza. La pista japonesa exige gran carga aerodinámica para las curvas rápidas y ‘drag’ mínimo con potencia de motor para las largas rectas. Tras acusar su eliminación en la Q1 el sábado, Nico Hulkenberg planteó un sombrío panorama en Renault. “Va a ser un fin de año muy largo. Estoy seguro que no hemos hecho ningún progreso, el coche es el mismo que hace diez carreras". El cuarto puesto de Renault en el Mundial comienza a correr serio peligro.

Pero cuanto peor va el equipo, paradójicamente, más progresa Sainz. En Italia ya logró un inesperado octavo puesto. Otro tanto en Singapur. Undécimo de parrilla en Sochi, su monoplaza fue noqueado por el toque de Sirotkin en la salida cuando optaba a los puntos. Y a diferencia de Hulkenberg, Sainz logró entrar en la Q2 en Suzuka cuando la lluvia frustró cualquier opción para la Q3. Si la había, claro. Pero a la postre fue un factor clave para el resultado final. Porque Sainz llevó a cabo una carrera perfecta: ganó dos posiciones en la salida, adelantamientos a Hartley, Sirotkin y Gasley, acertada estrategia al alargar al máximo la parada en boxes mimando los neumáticos… Y décimo en la meta. Imposible exprimir más el limón amarillo.

Foto: Alonso no pudo brillar en su última carrera en Suzuka. (EFE)

Las famosas tres décimas

“Este año ha tenido un buen comienzo de temporada, pero no al nivel que le gustaría. Acepta que tiene que alcanzar a Nico en ritmo de entrenamientos y carrera. Él lo cuantifica en tres décimas, lo sabe, pero está adoptando un enfoque muy profesional”, explicó Cyril Abiteboul a El Confidencial en mayo la desventaja del español con Hulkenberg. “OK, él te dice: son tres décimas, no es el fin del mundo, algo que no pueda superar, empecemos décima a décima. Primero una, luego la siguiente... No está inventando historias, no lo niega, pero está afrontándolo con un enfoque metodológico y muy profesional. Estamos apoyándole totalmente, y estoy absolutamente convencido de que va a superar ese déficit si sigue con ese mismo enfoque”. Desde el quinto puesto de Hulkenberg en Alemania, Sainz tiene un parcial favorable de 4-2 los sábados y 5-1 los domingos.

El Confidencial visitó la sede de Renault la pasada semana y charló con Raúl Ubeda, el joven ingeniero español que controla el coche de Sainz desde la denominada 'Operations Room', y también estudia el rendimiento de los rivales. Desde su experiencia directa explica la evolución de Sainz. “Carlos tuvo tres carreras para probar el coche del año pasado, pero luego le dieron un coche nuevo, con unas características distintas. Sin embargo, el de este año es una evolución del anterior, por lo que Nico le tiene cogido el truco desde el principio de pasado”, explica el ingeniero alicantino. “Carlos tenía que adaptarse a la frenada y, sobre todo, a los fallos que tenía este coche. El monoplaza tiene el problema de entrada de curva, que siempre es igual, pero Nico está más acostumbrado, y Carlos ha tenido que adaptarlo a su estilo de conducción. Las diferencias han sido un poco por esto”.

placeholder Carlos Sainz empezó a temporada por detrás de Nico Hulkenberg, pero ya está por delante. (EFE)
Carlos Sainz empezó a temporada por detrás de Nico Hulkenberg, pero ya está por delante. (EFE)

"No teníamos otra opción"

Aunque esas tres décimas de principios de año han desaparecido, y así lo confirmaba Bob Bell, uno de las figuras técnicas más destacadas de Renault en la Fórmula 1. “Nico tiene algo más de experiencia, más kilómetros encima. Es el tiempo. Pero esto no tiene nada que ver con la habilidad de Carlos. Cualquiera de los dos puede ser tan rápido como el otro. De hecho, están totalmente igualados", explicó Bell. "Estamos muy impresionados con Carlos en el equipo, es una gran persona, gran piloto, y tiene un futuro fantástico por delante".

Entonces, muchos se preguntarán por qué Sainz no sigue en Renault. “Tuvimos que considerar muy detenidamente si teníamos opciones para quedarnos con Carlos. Dependía del control que sobre él tenía Red Bull, y no podíamos hacer nada si querían recuperarle. Teníamos que tomar la decisión de quedarnos con él o no cuando Ricciardo se convirtió en una opción. Y como Red Bull no se había decidido sobre qué hacer (con Sainz), tuvimos que decidir. ¿Decimos no a Ricciardo, con las posibilidades de quedarnos también sin Carlos en caso de que Red Bull cambiara de opinión? Fue una decisión difícil de tomar. La de Ricciardo fue la opción más segura. Sentimos perder a Carlos, pero sigue siendo parte de la familia aunque corra con McLaren", dice Bell.

"Es una pena, porque voy mucho más cómodo con el coche, me combino mejor con los ingenieros y ahora que estamos puntuando en carreras donde era imposible puntuar, me hubiera gustado ver qué habría hecho en la primera parte de la temporada". Que Sainz cuajó una de sus mejores actuaciones de la temporada parece exagerado para un solitario punto. Una actuación tan agradecida en Renault como quizás valorada en McLaren. Porque visto el lamentable estado actual del equipo británico, necesitarán a partir de 2019 muchos Sainz como el de este fin de semana en Suzuka.

Fórmula 1
El redactor recomienda