IGUALÓ EL RÉCORD DE 65 POLES DE AYRTON SENNA

Hamilton pulveriza a Ferrari, el récord de Canadá y el de Senna; Alonso 12º y Sainz 13º

Hamilton firma una pole holgada en Montreal por delante de Vettel y Bottas. A la hora de la verdad, sacó el mazo con firmeza. Alonso 12º y Sainz 13º caen eliminados en la Q2

Canadá es un lugar especial para Lewis Hamilton. Le ha visto ganar cinco veces, incluyendo su primera victoria en 2007, cuando aún compartía equipo con Fernando Alonso. Es el sitio del calendario donde siempre saca su 'bestia' interna, aquella que pulveriza los récords de la pista y hasta liquida a una Ferrari más inspirada que nunca. Ayer le pusieron en apuros en los Libres 2, y esta mañana saltaban las alarmas cuando terminaba tercero en los Libres 3. ¿Qué le estaba pasando a Lewis en su 'feudo'?, se preguntaban en el 'paddock'. Sólo ha tardado dos horas en disipar los fantasmas.

Su vuelta era estratosférica y se intuía en la sala de prensa. Brotaban caras de asombro cuando rompió el récord del primer sector, sonrisas en la prensa inglesa cuando hacía lo propio en el segundo, y una oleada de aplausos cuando cruzó la línea de meta. Se hablaba de "estratosférico" y "alucinante", y lo cierto es que no son adjetivos escuetos. Su 1:11:459 no sólo le pone en una posición perfecta para olvidar los males de Mónaco, sino que dejaba a Vettel a tres décimas y con cara de circunstancias. Ferrari se veía triunfante, pero llegó el 'efecto Hamilton'. Es algo que suele ocurrir en Montreál.

La gota que colmó el vaso en este día triunfante de Hamilton llegó cuando hablaba a los aficionados a la grada. Ahí le entregaron una réplica del casco de Ayrton Senna, su gran ídolo de la infancia y a quien hoy ha igualado el número de poles con 65. Valtteri Bottas, tercero, le endosaba una mirada de profundo reconocimiento, sabiendo que tiene a su lado a una auténtica estrella de este deporte. A Lewise le saltaban las lágrimas; batir a Vettel en Canadá, pulverizar el récord de la pista y recibir semejante regalo engloba el que probablemente haya sido su mejor día del 2017.

Ferrari se quedó con la miel en los labios, más anhelándola que lamiéndola. Vettel retomó la cara de enfado que exhibía continuamente en 2016, ahora por no firmar una pole que se escapó con la magia de su rival. Además, Ferrari llegaba a Canadá como favorita con los ultrablandos y algunas curvas lentas, dos factores que debían haber debilitado a Mercedes. Kimi Raikkonen se quedó cuarto pese a brillar desde el viernes, justo delante de Max Verstappen y Daniel Ricciardo, que perdían de media dos décimas en cada sector. Felipe Massa, Sergio Pérez, Esteban Ocon y Nico Hulkenberg cerraron el Top-10.

Doble 'KO' español: Alonso y Sainz caen en Q2

Oír a Fernando Alonso quejarse por la radio nunca es una buena señal. "Tengo menos potencia que en la Q1", decía contrariado cuando en la Q2 no empezaba a cuadrar las mismas buenas vueltas que le permitieron pasar 10º el primer corte. La Q3, pese a perfilarse difícil, no era la utopía con la que muchos entonaron el discurso de negatividad al llegar a Canadá. A la hora de la verdad se han cumplido los pronósticos más lógicos, pero el 12º lugar en el que saldrá mañana Alonso esconde varias claves a tener en cuenta.

No sólo ha vuelto a dar un golpe de efecto a Vandoorne, sino que apenas le han separado dos décimas del corte lugar en un circuito históricamente aciago para McLaren y Honda. En su contra jugaba principalmente el tercer sector, con una larga recta que exhibía todas las carencias del motor. Respecto a los líderes, sólo ahí han perdido seis décimas. Todo se contextualiza viendo la primera parte del circuito, con una serie de enlazadas donde las manos del asturiano y la buena estabilidad del chasis le han colocaban sólo a dos décimas del Mercedes. De nuevo, la distancia entre coche y motor parecía quedar nítida.

Justo detrás de Alonso saldrá su compatriota, Carlos Sainz, que aún mostrando buenos credenciales en los Libres 3 no ha podido hacerse con un hueco entre los diez primeros. Cometió un trompo en la primera curva y se quejó airadamente sobre algunos problemas del coche que, sin embargo, no tenían tiempo para solventar. Sea como sea, es una situación calcada a Barcelona, donde una vuelta "perfecta" le puso 12º antes de hacer una gran remontada en carrera. Por mucho que los motores Mercedes lleven la voz cantante en Canadá, repetirlo mañana puede estar el alcance.

Vandoorne, de nuevo fuera en Q1

Hay situaciones en la Fórmula 1 que delatan perfectamente el talento de algunos pilotos. Mientras que algunos, los más brillantes, extraen el máximo en cualquier circunstancia, otros no logran superar los límites de su coche. Es el caso de Stoffel Vandoorne, que ha vuelto a caer eliminado con el McLaren en la Q1 tras brillar en la última cronometrada de Mónaco, donde accedió a la Q3. De vuelta en un circuito con condiciones 'normales', el piloto belga se ha mostrado más nervioso que Alonso durante el fin de semana, y en los viales del Gilles Villenueve ya se comentaba esta mañana su falta de confianza para atacar las curvas.

Un caso similar es el de Lance Stroll, que ha consumado otra decepcionante actuación tras finalizar 17º en su carrera de casa. Felipe Massa, su compañero, pasaba cómodo el primer corte en quinta posición, señal inequívoca de los graves problemas que sigue sufriendo el canadiense en su año de debut. Por detrás saldrán Kevin Magnussen (18º), Marcus Ericsson (19º) y Pascal Wehrlein (20º). Este último ha sufrido un accidente en el último minuto de la sesión que ha desplegado las banderas amarillas en el circuito, y que por tanto ha impedido al resto de pilotos mejorar sus tiempos.

opta

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios