Es noticia
Menú
La telemetría delata a Koolen como un mentiroso y devuelve a Sainz sus 10 minutos
  1. Deportes
lo califican como "un incidente de carrera"

La telemetría delata a Koolen como un mentiroso y devuelve a Sainz sus 10 minutos

Después de recoger todos los datos de seguimiento, telemetría y GPS, los comisarios del Dakar consideran ahora que la sanción no procedía y Carlos Sainz aumenta su ventaja

Foto: Carlos Sainz, líder a falta de cuatro etapas del Dakar. (Reuters)
Carlos Sainz, líder a falta de cuatro etapas del Dakar. (Reuters)

“Lo que dice Koolen es imposible”, explicaba Carlos Sainz sobre la versión con el piloto holandés con la que pedía una sanción al piloto madrileño los comisarios por el incidente de la séptima etapa a Uyuni. “Todo el mundo sabe que soy un hombre de negocios y que tengo acceso a los mejores abogados del mundo. Mejores abogados que los que la organización del Dakar tiene a su disposición", bramaba un insatisfecho Kees Koolen cuando Sainz recibió diez minutos de sanción tras su reclamación. El holandés alegaba una maniobra peligrosa de aquel, que le habría embestido primero sin parar después a auxiliarle después. No era suficiente para el holandés, quien amenazó con seguir por la vía civil. Sin parar de enseñar a diestro y siniestro un rasguño en el brazo derecho como prueba del encontronazo con el Peugeot.

"Creo que no es justo, espero que la verdad salga a la luz y se den cuenta de que no golpeé a ningún quad. Estuvo muy cerca, fue muy peligroso. Stephane pasó veinte segundos después y el tío estaba en el quad. No había sido golpeado, tenía miedo, pero yo también me asusté", declaraba Sainz al término de la etapa del martes. Por su parte la organización siguió adelante con la investigación, quizás también con la intención de resolver durante estos días un asunto que, de haber apelado Peugeot como estaba anunciado, hubiera dejado en el aire el resultado del Dakar hasta dentro de varios meses. Y los datos parecen confirmar la versión de Sainz.

"El 303 redujo su velocidad a 55 km/h"

“Los comisarios, después de explicar que iban a analizar los datos entre el kilómetro 185 y 187 de la prueba, apreciaban los siguientes hechos", explica el comunicado de los comisarios del Dakar:

  • En el kilómetro 186,5 el quad 254 fue parado durante el adelantamiento del coche 303 y también el quad 254 fue parado por el adelantamiento del coche 300
  • Hay evidencia de dos alertas del Sentinel enviados por el coche 303 y recibidas por el quad 254. La primera alerta fue a 330 metros y la segunda a 128.
  • Durante este período, el coche nº 303 ha ido reduciendo su velocidad de 162 km/h a 149 km/h a 55 km/H en el intervalo de 7 segundos y el quad aceleró de 39 a 58 km/h en el intervalo de 15 segundos hasta su momento de parar (19:45).
  • Después de estudiar la supuesta área de impacto, los comisarios han apreciado que el quad 254 había parado durante dos segundos antes de que el coche 303 le hubiera soprepasado, y el quad seguía parado cuando el coche número 300 llegó a la zona 25 segundos más tarde".
Foto: Joan Barreda se bajó de la moto este miércoles. (Reuters)

"Tras considerar las evidencias a su disposición y todos los datos ofrecidos por el sistema de seguimiento, del sistema GPS, la telemetría aportada por los competidores y valorar el asunto, los comisarios han llegado a la conclusión de que este es un incidente de carrera. También se ha considerado que el adelantamiento del coche número 303 podría haber originado un cierto peligro”.

Los datos recogidos parecen efectivamente avalar la versión de Sainz, según la cual avisó varias veces a Koolen y redujo luego sensiblemente su velocidad, lejos de la alegada por el holandés en su versión, quien también se detuvo durante más de medio minuto, como confirman los datos, y pudo acabar la etapa sin problemas. Según los datos, no parece que hubiera colisión entre ellos. Los comisarios, en sus conclusiones finales, retiraban la sanción a Carlos Sainz y le avisaban formalmente de que tenga un cuidado extra al adelantar a otros competidores.

“Lo que dice Koolen es imposible”, explicaba Carlos Sainz sobre la versión con el piloto holandés con la que pedía una sanción al piloto madrileño los comisarios por el incidente de la séptima etapa a Uyuni. “Todo el mundo sabe que soy un hombre de negocios y que tengo acceso a los mejores abogados del mundo. Mejores abogados que los que la organización del Dakar tiene a su disposición", bramaba un insatisfecho Kees Koolen cuando Sainz recibió diez minutos de sanción tras su reclamación. El holandés alegaba una maniobra peligrosa de aquel, que le habría embestido primero sin parar después a auxiliarle después. No era suficiente para el holandés, quien amenazó con seguir por la vía civil. Sin parar de enseñar a diestro y siniestro un rasguño en el brazo derecho como prueba del encontronazo con el Peugeot.

GPS
El redactor recomienda