REALIZADA TRAS EL DESPIDO DE PILAR PUNZANO

La auditoría de 'Cuéntame' revela el descontrol de TVE sobre los presupuestos

La auditoría de la serie encargada por el Consejo de Administración pone de manifiesto la falta de control interno de la cadena sobre su serie más emblemática y veterana

Foto: Imagen del último capítulo de la temporada 17 de 'Cuéntame cómo pasó'. (EC)
Imagen del último capítulo de la temporada 17 de 'Cuéntame cómo pasó'. (EC)

Televisión Española ya tiene sobre la mesa la extensa auditoria interna llevada a cabo sobre la serie 'Cuéntame cómo pasó', encargada a raíz del sonado despido de una de sus actrices, Pilar Punzano, Inés en la vida de los Alcántara hasta la temporada 16. El trabajo fue encargado por el Consejo de Administración de RTVE en su sesión del pasado 29 de octubre, cuando todavía no había estallado el caso Nummaria en la Audiencia Nacional, en que se investiga el presunto fraude fiscal de los principales artífices de la serie, y cuando el futuro de la ficción más veterana de TVE no estaba, ni mucho menos, en el aire (la productora Ganga tiene una oferta de Antena 3 para cambiar de cadena). Las primeras conclusiones destacan una absoluta falta de control por parte de TVE de los gastos y partidas que se desglosan en la producción y que, en muchos casos, resultan en un perjuicio económico para la propia cadena.

Sobre el origen de la investigación, los honorarios de la actriz Pilar Punzano, el auditor ha comprobado el pago de sus nóminas por parte de Ganga. El informe, al que ha tenido acceso El Confidencial, señala que el 13% (siete de 53) de las nóminas seleccionadas en la muestra de la temporada 16 se ha pagado con una demora media de 33 días con respecto a lo pactado en el contrato, y que seis de estos casos tienen que ver con Punzano.

Por otro lado, añade que “el pago se realizó por un importe inferior al líquido a percibir” por la actriz. La explicación que alega la productora es que esto se debe “a correcciones de IRPF de las temporadas 12 y 13, ya que en nómina se aplicó un tipo de retención inferior al marcado por la ley para esas retribuciones”. Los documentos justificativos que se aportan son copias de escritos que se encuentran, según señala el auditor, “sin firmar, sellar o cualquier otra marca que evidencie que se corresponden con el original formalizado en su momento”.

En el desglose del personal artístico, Ganga Producciones estipula una cantidad de 2.445.085 euros para los protagonistas en la temporada 15 y 2.562.738 euros en la temporada 16 (se acaba de emitir la temporada 17). A este importe se suma otro concepto (“principales”) de 303.130 euros en la temporada 15 y 358.000 en la temporada 16 y una partida (“secundarios y pequeñas partes”) de 448.800 y 499.488 en sendas temporadas. Aun disponiendo de documentación sobre contratación, nóminas y facturas de los representantes de los actores, así como justificantes de pagos de los mismos, el auditor no ha encontrado “documentos que evidencien las convocatorias de sesiones efectuadas por los actores” ni ningún plan detallado con las órdenes de trabajo del personal artístico y de los recursos necesarios para la producción.

Los actores Pablo Rivero, María Galiana, Imanol Arias, Ana Duato, Celine Peña (primer plano) y Ricardo Gómez. (EFE)
Los actores Pablo Rivero, María Galiana, Imanol Arias, Ana Duato, Celine Peña (primer plano) y Ricardo Gómez. (EFE)

Falta de rigor en los presupuestos

Pero el caso de Pilar Punzano no es la situación más llamativa de todo el estudio, casi 100 páginas, de las cuentas de los Alcántara. La principal conclusión que se extrae es que RTVE no ha aplicado elementos de control interno y supervisión sobre los presupuestos y las liquidaciones de la serie.

En las temporadas 15 y 16 se ha detectado, por ejemplo, falta de rigor tanto en la confección como en la revisión de los presupuestos. En algunos casos, con fallos tan estrepitosos como un erróneo sumatorio de todas las partidas reflejadas y con deficiencias, por tanto, de varios miles de euros.

Pilar Punzano, con la demanda a la productora Ganga por su despido. (Fotomontaje realizado por Vanitatis)
Pilar Punzano, con la demanda a la productora Ganga por su despido. (Fotomontaje realizado por Vanitatis)

"Un análisis más amplio de los presupuestos considerando desde la temporada 9 hasta la 17 ha puesto de manifiesto -señala el informe- cierto continuismo en la confección de los mismos, lo cual da a entender que la revisión de las liquidaciones de cada una de las temporadas no ha tenido como consecuencia una nueva negociación de, al menos, las partidas en las que se han visto diferencias significativas a favor de RTVE entre el presupuesto y la ejecución”. Además, se comprueba que los contratos de producción se firman con anterioridad a la finalización de la revisión de dichas liquidaciones por parte de la Corporación, y esto dificulta que pueda haber un posible ahorro de costes para RTVE.

Existen también líneas del presupuesto en las que al auditor le gustaría profundizar. Por ejemplo, en la dificultad de conocer la diferencia de concepto entre “guiones”, “guionista” y “ayudante de guionista” y las diferentes partidas económicas aplicadas a cada uno de ellas; o una aclaración sobre el hecho de que la partida “desmontaje de decorado” esté presupuestada en cada capítulo. En otro apartado del informe se señala que, desde el capítulo 266, la productora ha empezado a entregar unos resúmenes de cada capítulo para su emisión previa al mismo sin que, por otro lado, exista ninguna relación contractual que recoja este compromiso que también se factura.

La auditoría constata también que se ha aceptado la misma documentación justificativa sobre la seguridad social del personal técnico en distintas producciones de Ganga elaboradas para TVE ('Ochéntame otra vez', el telefilme 'Vicente Ferrer' o el programa 'Un país para comérselo'). Por tanto, “no es posible afirmar que el coste total de la seguridad social de estos empleados deba ser asumido por el programa 'Cuéntame cómo pasó' y, en consecuencia, por RTVE”.

Imanol Arias, en el plató de 'Cuéntame cómo pasó'. (Foto: Daniel Muñoz Guerrero)
Imanol Arias, en el plató de 'Cuéntame cómo pasó'. (Foto: Daniel Muñoz Guerrero)

“La documentación soporte del gasto, básicamente, son fotocopias de facturas y tiques de compra (que no siempre detallan la naturaleza de los materiales o servicios realizados), lo que no es evidencia suficiente para comprobar la idoneidad del gasto soportado por RTVE. Además, se han admitido facturas que no reúnen los requisitos formales establecidos por la legislación fiscal para su aceptación”, señala el informe.

Tampoco se dispone de una descripción detallada de los platós alquilados a través de la red de empresas de Miguel Ángel Bernardeau, el padre de la serie y productor. Por ello, no es posible, según el auditor, valorar la idoneidad del gasto realizado por este concepto. “Al no disponer de una descripción detallada de los platós alquilados, no es posible valorar la idoneidad de estos para la producción analizada, y se desconoce si sus prestaciones, utilidad y precio son adecuados a lo que se precisa, con los perjuicios económicos que esto podría suponer para RTVE”. El importe total pagado en concepto de este alquiler asciende a 551.689 euros en la temporada 16.

Comunicación

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios