Los mejores consejos para conseguir un vientre plano y adelgazar en solo 2 meses
  1. Alma, Corazón, Vida
BAJA ESOS MICHELINES

Los mejores consejos para conseguir un vientre plano y adelgazar en solo 2 meses

Si te has propuesto eliminar la vulgarmente conocida como "tripita cervecera" y presumir de abdominales este verano, primero deberás leer con atención estas recomendaciones

Foto: Los mejores consejos para conseguir un vientre plano y adelgazar en solo 2 meses
Los mejores consejos para conseguir un vientre plano y adelgazar en solo 2 meses

Uno de los motivos más extendidos por los que la gente decide adscribirse a ciertos regímenes de pérdida de peso es perder la grasa abdominal. Lo que vulgarmente conocemos por 'tripita cervecera' no deja de ser uno de los mayores quebraderos de cabeza del mundo del fitness. En realidad, perder la barriga lleva su tiempo. Aunque probablemente no conseguirás resultados al principio, debes perseverar y tener paciencia para por fin deshacerte de esa montañita que se te hace en el abdomen cuando te sientas.

A veces, si sigues una rutina de ejercicios regular y una alimentación estricta, puedes empezar a notar mejoría en tan solo dos meses, o lo que es lo mismo, dos semanas. Esta es la teoría de Eric Bowling, un entrenador personal de Los Angeles que se gana la vida ayudando a sus clientes a conseguir sus objetivos de pérdida de peso.

La clave está en quemar más calorías de las que consumes, y eso solo se logra con actividad física y dieta estricta

Hay una cosa que debes tener muy clara: si estás buscando disminuir la barriga, ya puedes realizar ejercicios de abdominales todo el día que no lograrás quemar esa grasa alojada en el vientre. Lo más probable es que pierdas en todas las partes del cuerpo de manera general. Sobre todo, tendrás evitar ciertos alimentos que hinchan la tripa, además de realizar ciertos ejercicios estratégicos. A continuación, veremos una serie de consejos para llegar a la meta, recopilados en la revista 'Pop Sugar'.

Crea un déficit calórico

Este es el primer paso de toda buena estrategia de adelgazamiento que se precie. Para perder grasa corporal deberás crear un déficit de calorías, es decir, gastar muchas más de las que ingieres a diario. "Tienes que quemar más calorías de las que comes", asegurar Kimberly Gomer, dietista, a 'Pop Sugar'. "Todo se basa en crear un déficit calórico y mantenerlo". ¿Hay un mínimo de calorías? Efectivamente: si te aseguras de no ingerir más de 1.200 por día, estarás en la buena dirección. Bowling también recalca que es importante prestar atención a la calidad de esas calorías y no solo a la cantidad. Por ello, recomienda consumir sobre todo verduras de hoja verde, vegetales y frutas.

Limita el azúcar (o elimínalo)

La glucosa contiene muchas calorías y apenas tiene valor nutricional. Además, juega un papel muy importante a la hora de almacenar la grasa en el vientre. Estudios demuestran que un aumento del consumo de azúcar, especialmente en bebidas y refrescos, conduce de forma inevitable a mayor grasa abdominal. Además, aumenta los niveles de insulina, que se relaciona con la obesidad.

Evita los granos enteros

Si siempre has sido muy panero, apuesta por los integrales. Al igual que el azúcar, los granos enteros también aumentan los niveles de glucosa en sangre y de insulina, lo que puede conllevar un aumento del peso. "Para quitar la grasa del vientre, deshazte del plan y arroz blanco, y en su lugar come más granos integrales como la avena, la cebada, la quinoa o la pasta integral", asevera Gomer. Además, los granos enteros son ricos en calorías pero no del todo saciantes, por lo que es fácil cometer abusos a la hora de ingerirlos.

Come más fibra

Gomer asegura que llenarse de fibra puede servir de gran ayuda a la hora de reducir la grasa abdominal. Presente en las frutas y verduras, es una excelente opción a la que recurrir si te ataca el hambre a media mañana o por la tarde. La OMS recomienda consumir en torno a cinco o seis piezas al día, por lo que si quieres acabar con la dichosa tripa es mejor que te suscribas a este consejo e ingieras mucha fibra.

Haz ejercicios de cardio y fuerza

Aunque los cardio están más encaminado a deshacerse de las grasas y mejorar la salud cardiovascular, los de fuerza tampoco deben pasarse por alto. Sea como sea, lo importante es que hagas actividad física para así quemar las calorías, las grasas y los carbohidratos ingeridos previamente. Si adoptas una dieta pero no la acompañas de ejercicio físico, los lípidos almacenados en el vientre no desaparecerán ni por asomo.

Duerme bien

Si bien la dieta y el ejercicio físico regular son imprescindibles para quemar grasa almacenada, muchas personas tienden a pasar por alto otro indicador muy importante del estilo de vida: un sueño reparador. El insomnio puede aumentar considerablemente la hormona del estrés, el cortisol. "Cuando sufres falta de sueño y el cortisol aumenta, eres más propenso a experimentar fatiga, sufrir antojos o sentir un descenso de energía", apunta Bowling. "Todo esto afectará en la efectividad a la que rindes en el gimnasio, y hará más difícil que te adscribas a un régimen alimenticio óptimo para conseguir tus objetivos.

Trucos adelgazar Adelgazar Grasa Adelgazamiento Entrenador personal OMS
El redactor recomienda