sólo para casos muy específicos

Los expertos dejan de recomendar la aspirina como medio para prevenir infartos

Abogan por mejorar los hábitos de vida diaria para controlar enfermedades como el colesterol o la diabetes y dejar la aspirina para casos mucho más selectivos

Foto: Las dietas de bajas dosis de aspirinas se han recomendado durante años (Reuters/Gary Cameron)
Las dietas de bajas dosis de aspirinas se han recomendado durante años (Reuters/Gary Cameron)

Durante años, tomar una dosis diaria de aspirina era un consejo que hacían muchos especialistas en enfermedades cardiovasculares. Se trataba de tomar una cantidad baja cada día con la que, aparentemente, se combatía la hipertensión, la diabetes o el colesterol, tres de los factores de riesgo en la salud coronaria.

El cardiólogo Kevin Campbell reconoce a la CNN que “ahora somos mucho mejores en el tratamiento de los factores de riesgo. Esto marca la mayor diferencia, anulando cualquier beneficio de la aspirina que se hubiera percibido previamente". Sin embargo, para ciertos pacientes sí se sigue recomendando, por ejemplo para aquellos con problemas de colesterol o para reducir sus niveles de azúcar.

Por su parte, el doctor Roger Blumenthal, coautor de la investigación, cree que "los médicos deben ser muy selectivos en la prescripción de aspirinas para personas sin enfermedad cardiovascular conocida. Es mucho más importante optimizar los hábitos de vida y controlar la presión arterial y el colesterol en lugar de recomendar la aspirina".

El cambio, en el día a día

De la misma opinión se muestra el doctor Campbell: “Abogaría por llevar un estilo de vida saludable, dejar de fumar y modificar los factores de riesgo antes de siquiera considerar la terapia con aspirina en un paciente sin enfermedad cardiovascular conocida". Aunque sí la recomendaría para personas con un derrame cerebral, ataque cardíaco, o cirugía a corazón abierto en el pasado.

La aspirina ha sido aconsejada durante años para prevenir enfermedades coronarias
La aspirina ha sido aconsejada durante años para prevenir enfermedades coronarias

El pasado mes de septiembre conocíamos tres estudios que revelaban que el uso diario de la aspirina en dosis bajas puede tener más riesgos que beneficios, ya que puede aumentar el riesgo de hemorragias internas e, incluso, de muerte. El Blumenthal no puede estar más de acuerdo: “Sólo debería recetarse a personas con alto riesgo de enfermedad cardiovascular y pocas posibilidades de sangrado”.

Las nuevas recomendaciones dictan que los pacientes deben ponerse en manos de sus médicos para conocer su riesgo de sangrado, una posibilidad que aumenta con la edad o con un pasado de enfermedades como diabetes, hipertensión o enfermedad hepática.

La aspirina "sólo debería recetarse a personas con alto riesgo de enfermedad cardiovascular y pocas posibilidades de sangrado”

Lo mismo sucede con la diabetes. Las recomendaciones de los doctores pasan por llevar una dieta sana, controlar el peso y hacer deporte, aproximadamente dos horas y media a la semana. Andar y nadar son de los ejercicios más sanos, aunque también se recomienda hacer otros 75 minutos a la semana de deporte más intensivo como correr.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios