AUMENTA EL RIESGO DE MUERTE

El uso diario de la aspirina en dosis bajas puede tener más riesgos que beneficios

Un triple estudio demuestra que ingerir una dosis diaria no es beneficioso para personas sanas y que puede aumentar el riesgo de hemorragias internas e, incluso, de muerte

Foto: La aspirina
La aspirina

“Sabíamos que la aspirina tiene un riesgo de aumento del sangrado, porque siempre lo ha tenido, pero ahora sabemos también que no reduce los riesgos de infarto ni de enfermedades cardiovasculares y que, incluso, aumenta la posibilidad de muerte”. Así de rotunda se expresa la doctora Anne Murray, investigadora de la Universidad de Minnesota y una de las coautoras del triple estudio sobre la aspirina que puede cambiar para siempre la relación con este medicamento que casi todas las familias tienen en casa.

Una aspirina al día es un tratamiento que millones de personas siguen en el mundo para prevenir enfermedades relacionadas con el corazón. Una dosis baja de este medicamento se suponía beneficiosa para la salud, por lo que son legión las personas que ingieren una pastilla de 81 miligramos (las que están indicadas para niños) cada día. Sin embargo, este estudio publicado en el New England Journal of Medicine, viene a poner patas arriba una costumbre muy asentada entre personas adultas.


Gracias a esta investigación sabemos que como reconoce la doctora Murray a la NBC, “para las personas sanas de 70 años o más que no hayan sufrido infartos o problemas de corazón en el pasado, esa apirina diaria no tienen ningún beneficio”.

Un triple estudio

Casi 20000 personas sanas, sin antecedentes de infarto u otros problemas de corazón, han participado en esta investigación, con una media de 74 años y procedentes de Estados Unidos y Australia. El estudio dividió en dos grupos a los participantes, unos tomaron durante 5 años una aspirina diaria o y los otros placebo. Los resultados del primer informe demostraron que la única diferencia entre ambos es que los que ingirieron la aspirina tenían un índice mayor de sangrado respecto a los del placebo.

El segundo estudio va más allá y revela que las personas que tomaron aspirina tenían un mayor riesgo de sufrir hemorragias digestivas e intracraneales.

La Aspirina lleva toda la vida con nosotros (El Blog de Bayer)
La Aspirina lleva toda la vida con nosotros (El Blog de Bayer)


La tercera de estas investigaciones muestra que las personas que ingirieron una aspirina cada día durante 5 años tenían una mayor mortalidad que las personas que no la tomaron y se atribuye a enfermedades relacionadas con el cáncer. Un resultado “inesperado”, según palabras de los propios autores que recoge la CNN.

Al final de la investigación, los resultados para problemas físicos, demencia, infartos o enfermedades coronarias fueron similares para los dos grupos del ensayo. Sin embargo, las cifras totales señalan que mientras la mortalidad del grupo que tomó aspirina fue del 9,7 por ciento en ese periodo, la de las personas que tomaron placebo fue dos décimas inferior, el 9,5%.

El doctor Ravi Dave resume a la NBC que, tras este estudio, lo de tomar la aspirina diaria sólo tiene sentido para un grupo de personas con pasados de infarto, enfermedades de corazón o fumadores. Para el resto, “consideraría que dejaran de tomarla”.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios