¡Pruébalo!

Por qué el desayuno es la comida más importante si quieres estar delgado

Muchos cometen el error garrafal de saltarse la primera ingesta del día. Cuidar la alimentación es clave si quieres perder peso. Te contamos el porqué

Foto: Desayuno completo. (iStock)
Desayuno completo. (iStock)

"Desayuna como un rey, come como un príncipe y cena como un mendigo”. Ya lo dice el refrán, la primera ingesta es la comida más importante del día. Después de ocho horas de sueño, los primeros alimentos que tomamos son los encargados de aportar los nutrientes necesarios para empezar la jornada con vitalidad. Las prisas y las rutinas equivocadas nos estresan. Lo que no tenemos tan en cuenta es que también nos engordan.

Si no desayunas como es debido, deja de justificarte pensando que al menos es bueno para evitar los kilos de más, porque puede ocurrir lo contrario. Comer bien a primera hora facilita que el metabolismo queme las calorías más rápidamente durante el resto del día. Además, la glucosa por la mañana nos ayuda a estar más despiertos y concentrados.

Raquel MárquezRaquel Márquez

Un estudio publicado en 'Journal of Nutrition', y realizado por la Universidad de Loma Linda en California y el Instituto Público Nacional de Salud de República Checa, ha comprobado que el refrán es cierto si lo que quieres es bajar tu índice de masa corporal. Esta investigación ha sido uno de los análisis de este tipo más importantes que se han hecho con datos recogidos entre más de 50.000 adultos. Los nutricionistas analizaron los hábitos alimenticios y el peso de los participantes en un periodo de siete años y descubrieron cuatro factores que ayudaron a reducir la grasa corporal:

Es más probable que el cuerpo engorde cuando se ingieren 2.000 calorías repartidas a lo largo del día que en una sola comida

1) Hacer una o dos comidas diarias.

2) Ayuno de 18 horas.

3) Desayunar.

4) Desayuno o almuerzo, los más grandes del día.

Comerlo por la mañana es muy bueno. (iStock)
Comerlo por la mañana es muy bueno. (iStock)

Los autores comentaron que "los resultados sugieren que en adultos relativamente sanos, comer con menos frecuencia, no tomar 'snacks' y que el almuerzo y el desayuno sean las comidas más importantes por la mañana pueden ser métodos eficaces para prevenir ganar peso a largo plazo". Según la doctora Hana Hakleova, una de las autoras de la investigación, "es más probable que el cuerpo engorde al comer 2.000 calorías repartidas a lo largo del día que en una sola sesión", por lo que comer tres comidas al días o bocadillos con regularidad hará que subas de peso.

Tomar un buen desayuno es lo que se ha pensado para prevenirlo. La profesora Daniela Jakubowicz, autora de 'The Big Breakfast Diet', descubrió que aquellos que juntaron todas las calorías por la mañana tenían más probabilidades de sentirse satisfechos, ya que evitaban el picoteo durante el resto del día. Otro estudio realizado por ella encontró que comer chocolate por la mañana, cuando nuestro metabolismo está en su mejor momento, es una manera infalible de evitar antojos de cosas dulces el resto del día.

Contrario al pensamiento y al consejo que muchos realizan sobre que se debe cenar ligeramente antes de las 20:00, este nuevo estudio ha descubierto que saltarse la cena por completo y estar 18 horas en ayuno es uno de los factores más importantes para adelgazar, y sugiere que el método que utilizan famosas como Jennifer Aniston de hacer cinco comidas ligeras al día no funciona para todo el mundo.

Continental. (iStock)
Continental. (iStock)

Hábitos españoles

Según un estudio realizado por Kaiku Sin Lactosa, el 45% de las personas prefiere un desayuno ligero y digestivo, demostrando que la alimentación saludable es tendencia. Pero no es esta la única tendencia en alza: los alimentos listos para tomar dónde y cuando queramos entran también en el podio del desayuno ideal.

A la hora de materializar estas preferencias, el 40% de los ciudadanos realiza un desayuno completo (café o té, tostadas y fruta) para no picar entre horas. El 33% es más clásico (prefiriendo leche con galletas o cereales). En los extremos están los que desayunan solo café, té “y poco más” (23%), y los que se dan un homenaje a base de embutidos y huevos (4%).

Según Daniela Jakubowicz, saltarse la cena y estar 18 horas en ayuno es uno de los factores más importantes para adelgazar

En España, ganan los que sí desayunan. Del estudio también se desprende que el reloj es el peor enemigo de la primera comida del día: ir con la hora pegada antes de llegar al trabajo es la razón de que el 54% no lo haga, mientras que la falta de hambre es el motivo del 39%, a quienes “no les entra nada” tan pronto por la mañana.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios