Es noticia
Menú
La OTAN firma el protocolo de adhesión para Suecia y Finlandia y ya son miembros 'de facto'
  1. Mundo
la situación todavía puede descarrilar

La OTAN firma el protocolo de adhesión para Suecia y Finlandia y ya son miembros 'de facto'

Ambos países completaron en el día de ayer las negociaciones de adhesión tras el respaldo político de la cumbre de Madrid, y ahora deben pasar por el proceso de ratificación

Foto: Reunión de Turquía, Suecia y Finlandia para el levantamiento del veto en la cumbre de Madrid. (Reuters/Violeta Santos Moura)
Reunión de Turquía, Suecia y Finlandia para el levantamiento del veto en la cumbre de Madrid. (Reuters/Violeta Santos Moura)

El pasado martes, antes del inicio de la cumbre de Madrid, los líderes de Finlandia y Suecia lograban, con la mediación del secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, que Turquía levantara el veto para permitir su ingreso en la Alianza Atlántica. Una semana después, los embajadores permanentes han firmado en Bruselas, en el cuartel general de la organización, el protocolo de adhesión a la OTAN, en presencia de Pekka Haavisto, ministro de Exteriores de Finlandia, Ann Linde, su homóloga sueca. “Es un gran día para la OTAN que, con 32 naciones, será aún más fuerte. Nuestros ciudadanos estarán más seguros ante la mayor crisis en décadas”, ha asegurado Stoltenberg.

El proceso está siendo muy rápido. Tras el respaldo político de los líderes de la Alianza durante la cumbre en Madrid, este lunes se celebró en Bruselas una serie de reuniones entre técnicos de la OTAN y las delegaciones de ambos países. Y el mismo día que se abrieron las negociaciones de adhesión quedaron concluidas: unas conversaciones exprés que ya estaban previstas en el calendario para permitir la firma del Protocolo este martes.

Foto: Fotografía tras la reunión del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, con Suecia y Finlandia. (Reuters/Yves Herman)

Con la firma, ambos países pasan a poder participar en todos los encuentros en calidad de invitados, a la espera de que los parlamentos nacionales ratifiquen el ingreso de ambos en la OTAN. Sin embargo, Turquía, que exigió que Estocolmo y Helsinki cooperen con la extradición de kurdos conectados al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) y otras concesiones, sigue amenazando con bloquear el proceso durante la ratificación si los dos aspirantes a ingresar en la organización no empiezan a cumplir con los compromisos firmados en Madrid.

Había una serie de preocupaciones por parte de un miembro e hicimos lo que siempre hacemos en la OTAN: llegar al punto de encuentro”, ha defendido Stoltenberg, que durante el proceso tuvo que compaginar la defensa de los intereses de Ankara, uno de los socios más relevantes, con la necesidad de la entrada de los dos nuevos socios.

La sensación es de que la situación todavía puede descarrilar. Suecia es el que está especialmente bajo la lupa de Ankara, y el que el Gobierno turco considera que es menos cooperativo en lo referente al PKK. Recep Tayyip Erdogan, presidente de Turquía, tiene la intención de mantener el pulso y conseguir que Estocolmo cumpla con las extradiciones y con el levantamiento del embargo de armas aplicado sobre Ankara antes de terminar de dar su visto bueno a la entrada.

Foto: El ministro de Justicia turco, Bekir Bozdag. (Reuters/ Umit Bektas)

Finlandia y Suecia han sido históricamente dos países neutrales. Sin embargo, la invasión rusa de Ucrania provocó un vuelco en la opinión pública y ambos Estados miembros de la Unión Europea solicitaron el ingreso en la OTAN a mediados de mayo. Moscú ha sacudido por completo a la organización, reformando los compromisos de los socios con los planes de gasto en defensa y revitalizando la Alianza, que en Madrid adoptó un nuevo Concepto Estratégico, que sustituye al de Lisboa de 2010, en el que se señala a Rusia como el principal rival del bloque.

El pasado martes, antes del inicio de la cumbre de Madrid, los líderes de Finlandia y Suecia lograban, con la mediación del secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, que Turquía levantara el veto para permitir su ingreso en la Alianza Atlántica. Una semana después, los embajadores permanentes han firmado en Bruselas, en el cuartel general de la organización, el protocolo de adhesión a la OTAN, en presencia de Pekka Haavisto, ministro de Exteriores de Finlandia, Ann Linde, su homóloga sueca. “Es un gran día para la OTAN que, con 32 naciones, será aún más fuerte. Nuestros ciudadanos estarán más seguros ante la mayor crisis en décadas”, ha asegurado Stoltenberg.

OTAN Finlandia Suecia
El redactor recomienda