CUATRO PLAZAS Y 260 KM DE AUTONOMÍA WLTP

Así es el coche eléctrico de Greta Thunberg en Madrid, el Seat Mii electric

El Seat Mii electric es el primer modelo eléctrico de la marca española, que lanzará hasta 2021 otro eléctrico, aunque Greta Thunberg ya lo está pudiendo utilizar estos días en Madrid

Foto: Greta Thunberg en el Seat Mii electric que recogió en Chamartín. (EFE)
Greta Thunberg en el Seat Mii electric que recogió en Chamartín. (EFE)

Seat ha iniciado la comercialización en el mercado español de su primer coche eléctrico al 100%, el Mii electric, que llega con precio de lista de 21.230 euros, pero que con todos los descuentos aplicables parte de 17.900 euros. A esta cifra hay que descontar las posibles ayudas públicas del Estado, a través del Plan Moves, o de los planes específicos de las comunidades autónomas. Por ello se posiciona como el primer eléctrico accesible del mercado y de este modelo ha hecho gala Greta Thunberg en su aterrizaje en Madrid para la cumbre del cambio climático. La autonomía de este coche eléctrico con el que Greta se moverá por la capital española es de 260 km en el ciclo combinado, pero en el ciclo urbano según el protocolo WLTP supera los 350 km, con lo que no tendrá problemas para desplazarse durante estos días.

Aunque Greta ya tenga su Mii electric, las primeras entregas para la venta están previstas en febrero y es, a día de hoy, uno de los eléctricos más baratos del mercado. El precio (y la autonomía) hacen que sea un modelo que se adapte mejor a la realidad de los salarios en España.

Sin duda los coches electrificados son la solución ideal para reducir la contaminación en el centro de la ciudad y para reducir las emisiones de CO2. Pero también son imprescindibles para que los fabricantes de automóviles consigan cumplir con los estrictos límites de emisiones impuestos por la UE para el año 2020, con una media de 95 g/km.

Dentro de este contexto, la marca española prevé lanzar al mercado hasta 2021 dos coches eléctricos y otros cuatro modelos híbridos enchufables. Y el primer paso es el Mii electric, al que se sumará antes de final del año 2020 el el-Born. Y también habrá en este despliegue electrificado otros cuatro híbridos, el derivado del nuevo León, una versión del Tarraco, el Cupra León y el Cupra Formentor. Un ambicioso plan.

Pero vayamos con el Mii electric, un coche ideal para el tráfico urbano. Es un coche pequeño, de 3,5 metros de longitud, pero que ofrece un habitáculo de cuatro plazas y un maletero de 251 litros. Además, aporta un interior personalizable con un salpicadero de diferentes colores. También hay cambios en su exterior respecto a la versión de gasolina, incluyendo nuevos colores.

Interior moderno y personalizable en el Mii electric.
Interior moderno y personalizable en el Mii electric.

A nivel mecánico, combina un motor de 83 caballos con una batería de 32 kWh. Con ello tiene una autonomía de 260 km en el ciclo combinado WLTP, pero que en una utilización urbana, sin duda su terreno ideal, puede superar los 350 km sin demasiados problemas. Hay un dato muy importante, según los datos facilitados por la marca, se pueden recorrer 100 km con un coste de electricidad de un euro.

Hemos podido hacer una primera toma de contacto con el nuevo Seat Mii electric y es un modelo que sorprende. Se mueve muy bien en el tráfico urbano por sus dimensiones y su ligereza pese al incremento de peso respecto a la versión de gasolina, de casi 300 kilos, pero sobre todo por su motor eléctrico. Ofrece par desde el momento del arranque y se mueve con mucha alegría.

Además la gestión de la energía es muy buena y permite recuperar energía en las retenciones. Para ello, el conductor puede determinar el grado de recuperación de energía accionando la palanca de cambio, a derecha e izquierda. Hay cinco niveles de recuperación operativos. La palanca de cambios es idéntica a una automática convencional, pero lógicamente al ser eléctrico no tiene marchas. Solo sirve para seleccionar si queremos ir hacia adelante o hacia atrás.

Lo que sorprende en este Mii es que funciona también con eficacia en carretera. No está pensado para rodar muy deprisa, pero permite circular a 120 km/h sin problema, aunque por el bien de la batería y de mejorar su autonomía, siempre es mejor hacerlo un poco más despacio. Quizá los 100 km/ h es muy razonable para este tipo de vehículo.

Seat regala este Wallbox a los clientes del nuevo Mii electric.
Seat regala este Wallbox a los clientes del nuevo Mii electric.

El conductor puede elegir en todo momento entre tres opciones de conducción, modo normal, Eco y Eco+. En este último se desconectan los sistemas que no son estrictamente necesarios para la conducción, como es la calefacción o ventilación. Y también se reduce la posibilidad de acelerar, con el objetivo de lograr el máximo de autonomía en todo momento.

Hay un detalle muy importante que es la recarga. El coche se puede conectar en un enchufe convencional en casa, de 2,3 kW, con lo que se carga el 80% de su batería en unas 12 horas, pero en una toma de tipo Wallbox se reduce a cuatro horas. Y si se trata de un punto de carga rápida de corriente continua con 40 kW, entonces hablamos de una hora.

Las baterías tienen una garantía de ocho años o 160.000 kilómetros y se cambiarán siempre que no lleguen al 70% de su capacidad nominal al cabo de ese tiempo. Además, la marca ofrece de manera gratuita el Wallbox, mientras que la instalación del mismo va por cuenta del usuario. Este equipo cuesta unos 800 euros.

En cuanto a la gama, el nuevo Mii electric, cuyas entregas comenzarán en febrero, se ofrece con dos opciones de acabado, básico o plus. Si el básico tiene un precio oficial recomendado por el fabricante para el mercado español es de 21.230 euros, la versión tope de gama sube hasta los 22.380 euros.

Son unos precios que le hacen un vehículo eléctrico asequible, quizá el primero, porque con el descuento de lanzamiento de 1.800 euros y el de financiación se queda en 17.900 euros. Si a esta cifra se pudiera añadir una ayuda oficial al coche eléctrico de 4.000 euros, como la que se ofrece en Alemania, tendríamos un vehículo urbano, y más que urbano, de cuatro plazas y cero emisiones por un precio de partida de 13.900 euros. Y eso son palabras mayores, pero habrá que esperar a que el Gobierno apueste de verdad por la electrificación como hacen todos los países de nuestro entorno.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios