El voto del BNG en la investidura de Sánchez se notará esta semana en la AP-9
  1. España
  2. Galicia
REIVINDICACIÓN HISTÓRICA

El voto del BNG en la investidura de Sánchez se notará esta semana en la AP-9

El Gobierno aplica desde esta semana rebajas en la AP-9 por 55 millones anuales, tal y como prometió al Bloque a cambio de su voto en la investidura del dirigente socialista

placeholder Foto: Vista de la AP-9 a su paso por Vigo, Pontevedra. (EFE)
Vista de la AP-9 a su paso por Vigo, Pontevedra. (EFE)

Desde que en 1979 se inaugurara su primer tramo, la AP-9, la autopista que vertebra Galicia de norte a sur, apenas ha ofrecido descuentos a usuarios habituales. Tampoco se encuentra entre las más baratas de España, pese a la escasez de alternativas, especialmente en la provincia de Pontevedra. Son reivindicaciones históricas, habituales en la agenda política de la comunidad, que están a punto de cumplirse. Lo harán esta semana, después de que el Consejo de Ministros de este martes apruebe un real decreto de bonificaciones, en cumplimiento del compromiso adquirido por el PSOE con el BNG en enero de 2020 para garantizar la investidura de Pedro Sánchez.

A comienzos del año pasado, cuando la portavoz socialista, Adriana Lastra, recopilaba apoyos para garantizar la elección de Sánchez, el único diputado del Bloque Nacionalista Galego, Néstor Rego, arrancó a cambio de su sí un compromiso con varios frentes. Los más sonados son los relacionados con la gran autopista gallega, una infraestructura de 219 kilómetros que une Ferrol y Tui y conecta cinco de las siete ciudades de la comunidad, en las que reside más del 60% de su población. En concreto, los nacionalistas acordaron la transferencia de la gestión de la carretera y la bonificación del peaje para los usuarios frecuentes. Y aunque el cambio de la titularidad de la AP-9 se ha enfriado con el paso de los meses, la rebaja en las tarifas se aplicará probablemente desde este fin de semana.

Foto: Concentración convocada por el BNG ante la Delegación del Gobierno en Galicia en diciembre de 2019 para protestar por la subida de los peajes en la autopista AP-9. (EFE)

Sánchez aprovechó su presencia el domingo en Santiago, donde asistió a la entrega de la Medalla de Galicia, para anunciar que la medida irá a este Consejo de Ministros. Adelantó que consistirá en una bonificación que supondrá un ahorro de 2.300 millones de euros para los conductores. Este lunes, la ministra de Transportes, Raquel Sánchez, detalló el sistema de rebajas, que tendrá un coste anual próximo a los 55 millones, que actualizados y proyectados hasta 2048, cuando concluye la concesión, arrojan la cantidad adelantada por el presidente del Gobierno.

El ministerio había reservado esa misma cantidad en los Presupuestos de 2021 para hacer frente a las bonificaciones, aunque finalmente serán 36,9 millones los que gaste en lo que queda de año. El nacionalista Néstor Rego y el secretario general del PSdeG-PSOE, Gonzalo Caballero, calificaron la medida de “histórica”, pero ni la Xunta ni el PP de Galicia están totalmente satisfechos. El portavoz de los populares en el Parlamento autonómico, Pedro Puy, tachó de “anomalía” que en la comunidad se sigan pagando peajes cuando en otras se pactaron el fin de la concesión y la asunción por parte del Estado de la prestación, sin que los usuarios deban abonar dinero alguno. Por su parte, el vicepresidente primero, Alfonso Rueda, lamentó que el Gobierno regional no haya participado en la elaboración del real decreto.

El sistema de descuentos

El esquema presentado por Raquel Sánchez consiste básicamente en la gratuidad de todos los trayectos de vuelta abonados con el dispositivo de telepeaje y que se realicen en un plazo máximo de 24 horas. La bonificación se aplicará todos los días de la semana, festivos incluidos, siempre que los dos recorridos sean iguales. Otro de los descuentos, de carácter adicional, afecta al tramo Vigo (Puxeiros)-Tui, y consistirá en un 50% de rebaja si la vuelta se realiza también dentro de ese límite temporal. De los 5,6 euros de ida y vuelta actuales, se pasará a un total de 1,4. Así, Transportes trata de incentivar un viaje hasta ahora infrecuente por su elevado coste, pese a la peligrosidad de la autovía convencional.

También se incluye en el decreto la gratuidad total de un tramo, Redondela-Vigo, de apenas tres kilómetros y que funciona en la práctica como una circunvalación urbana, cuyo peaje asciende a un euro. Como en el resto de los casos, para beneficiarse de la medida es necesario contar con sistema de telepago y realizar la ida y la vuelta en un plazo máximo de 24 horas.

placeholder Concentración para protestar por la subida de los peajes en la autopista AP-9.  (EFE)
Concentración para protestar por la subida de los peajes en la autopista AP-9. (EFE)

A todas estas medidas se añade una adicional: una rebaja del 20% del importe pagado en todos los trayectos realizados en un mes para aquellos vehículos que realicen más de 20 viajes en dicho periodo. Para su aplicación, se contabilizará como un desplazamiento el conjunto de recorridos cubiertos en un mismo día y en un mismo sentido de circulación, cualesquiera que sean las entradas y salidas parciales registradas dentro del mismo.

Todas estas rebajas benefician a los 87,7 millones de vehículos ligeros que transitan anualmente por la AP-9. En cuanto a los pesados (7,54 millones al año), se aplica un descuento del 20% del importe del peaje en todos los recorridos y la gratuidad en el acceso desde Redondela, con independencia del sistema de pago y todos los días de la semana. El Clúster da Función Loxística de Galicia y las principales asociaciones de transporte de mercancías por carretera de la comunidad (Fegatramer, Apetamcor y Fetram) tacharon de “insuficientes” las bonificaciones.

"Un esfuerzo presupuestario muy especial"

La nueva ministra de Transportes, en cambio, se felicitó por las medidas. “Conseguir estos beneficios implica un esfuerzo presupuestario muy especial, que tiene en cuenta la función que tiene esta autopista en la movilidad del día a día y, también, las complicadas vicisitudes que ha pasado esta autopista, de la que los usuarios actuales y futuros eran los principales perjudicados”, explicó Raquel Sánchez.

Néstor Rego aseguró que el BNG seguirá trabajando para conseguir “más descuentos”, pero anunció que su formación política pondrá ahora el foco en el traspaso a la Administración autonómica de la infraestructura, para que “sea gallega y sin peajes”. Para ello, recordó que está en tramitación en el Congreso el debate sobre la transferencia de la autopista, lo que consideró que sería justo, ya que “lleva años pagada por el conjunto de los gallegos y gallegas”. Además de las medidas relacionadas con la AP-9, el acuerdo de investidura con el PSOE incluye la modernización de la red ferroviaria, la rebaja de la factura energética de las empresas electrointensivas para garantizar una transición energética justa y la creación de juzgados de violencia de género en Santiago, Lugo y Ourense.

PSOE Pedro Sánchez Autopistas BNG
El redactor recomienda