ENVÍA MAÑANA LA LISTA DE 'ARCAS DE NOÉ'

Ximo Puig pide a Sánchez que las autonomías participen en los pactos poscoronavirus

El barón valenciano reclama al presidente del Gobierno que agilice la liquidez para aliviar las arcas autonómicas y el pago a proveedores sanitarios y hará 'lobby' en Bruselas en favor del Plan Marshall

Foto: Ximo Puig, en una videoconferencia con Sánchez y presidentes autonómicos. (EFE)
Ximo Puig, en una videoconferencia con Sánchez y presidentes autonómicos. (EFE)

El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, reclamó este domingo al jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, que las autonomías tengan un hueco en las negociaciones y acuerdos nacionales que se pongan en marcha para tratar de paliar los efectos económicos y sociales de la crisis del coronavirus cuando empiece a remitir. En una comparecencia para los medios de comunicación tras la videoconferencia dominical de Sánchez con los presidentes autonómicos, Puig apeló a que los territorios han de ser "un pilar más" en las negociaciones para agilizar la recuperación del país junto a patronales, sindicatos y el propio Gobierno. "Las Comunidades Autónomas son una parte de la arquitectura institucional. Una gran parte del Estado del Bienestar está en las Comunidades Autónomas. Un pacto de estado y un plan de ruperación social sin las autonomías no tiene sentido", señaló tras reivindicar "alianza efectiva por superar la situación".

Pedro Sánchez se abrió ayer sábado a poner en marcha unos nuevos Pactos de la Moncloa, como los que en 1977 reunieron a todas las fuerzs políticas y agentes sociales para sentar las bases de consensos fundamentales en materia económica y social durante el tránsito de la dictadura franquista a la democracia. Entonces, las autonomías no tenían todavía reconocimiento legal, la Constitución no estaba aprobada y tampoco los estatutos. La situación institucional es distinta, de ahí que ahora los territorios, en tanto que gestores de competencias como la sanidad o la educación, quieran participar en esos acuerdos.

Tras relajarse la curva de ingresos, Puig ofrece los hospitales de campaña y hoteles medicalizados para positivos con síntomas leves

El barón socialista está respaldando a Sánchez en su intento de implicar al conjunto de la Unión Europea en la obtención de recursos mancomunados para acelerar la recuperación y anunció que ha remitido al presidente del Comité de las Regiones, el griego Apostolos Tzitzikostas, para que a su vez implique los destintos territorios en una labor de 'lobby' en sus Estados en favor de un Plan Marshall europeo para reactivar la economía. El político valenciano ha defendido la permanencia de actividades económicas básicas e industriales que eviten un desplome mayor de la actividad y es partidario de un desconfinamiento progresivo en las empresas cuando se controle la curva y se reduzcan los contagios y las muertes.

Uno de los hospitales de campaña que e construyen junto al nuevo Hospital La Fe de Valencia y que servirán como Arcas de Noé para enfermos con síntomas leves. (EFE)
Uno de los hospitales de campaña que e construyen junto al nuevo Hospital La Fe de Valencia y que servirán como Arcas de Noé para enfermos con síntomas leves. (EFE)

Ximo Puig también reveló que el sábado, antes de celebrarse la conferencia de presidentes de este domingo, mantuvo una "larga" conversación telefónica con el presidente del Gobierno en la que la expuso las tensiones de liquidez que sufre la Generalitat y le pidió que agilizase los anticipos y mecanismos de tesorería habilitados por le Ministerio de Hacienda para los territorios. "Necesitamos que el conjunto de instrumentos avance", señaló en referencia a su deseo de agilizar los pagos a proveedores. Según avanzó, la Administración valenciana puede haber comprometido ya 300 millones de euros de recursos públicos en la batalla contra el coronavirus, aunque dijo que aún no era capaz de realizar un balance detallado.

La Generalitat sigue realizando compras de material y en fase de adecuación de espacios añadidos a la red asistencial convencional, como la rehabilitación de uno de los edificios del complejo del viejo Hospital La Fe de Valencia o los hospitales de campaña en las tres capitales de provincia, además de hoteles medicalizados o centros privados. Puig anticipó que mañana entregerá al Ministerio de Sanidad un listado con todas esa infraestructuras, tal como pidió Sánchez a los barones territoriales, con el fin de que sirvan como 'Arcas de Noé' y lugares para aislar a enfermos de coronavirus con síntomas leves para reducir los contagios a personas sanas. La Comunidad Valenciana recibirá 100.000 del millón de test comprados por el Gobierno para evaluar en primer lugar a personal sanitario, trabajadores de residencia, cuerpos de fuerzas de seguridad del Estados y comprobar con antelación si están contagiados.

Estos colectivos en primera línea de batalla contra virus tendrán prioridad en los test en un momento en el que parece que las medidas de confinamiento han comenzado a la relajar la presión sobre los hospitales. La Comunidad Valenciana acumula cuatro jornadas con reducción de enfermos ingresados, con más altas que entradas y menos positivos nuevos (283) que en días anteriores. Actualmente hay 1.901 personas encamadas, de las cuales 381 están en UCI. La autonomía dispone aún de más de 200 unidades de cuidados intensivos libres.

Hay 613 fallecidos diagnosticados, si bien también se ha relajado el ritmo de muertes (42 en las últimas 24 horas). La presión parece haberse trasladado ahora a las residencias de ancianos, donde siguen creciendo los contagios. Ya son 95 los geriáticos infectados, con 745 residentes contagiados y 156 muertos.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios