Moncloa apuesta por una caída de Vox por debajo del 5% para que gobierne la izquierda
  1. España
elecciones autonómicas en Madrid

Moncloa apuesta por una caída de Vox por debajo del 5% para que gobierne la izquierda

El ascenso de Ayuso como voto útil del centro y la derecha podría tener un efecto negativo para el PP porque es sumamente difícil que pueda llegar a la mayoría absoluta

placeholder Foto: La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, durante una visita a una residencia de mayores. (EFE)
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, durante una visita a una residencia de mayores. (EFE)

Las paradojas del 4-M: una subida espectacular de Isabel Díaz Ayuso puede beneficiar a la izquierda. Sería para la candidata del PP algo así como morir de éxito. De hecho, esa es la gran apuesta del Gobierno, tanto de la parte socialista como de la de Unidas Podemos. Quizás la única posible a falta de más de un mes para las elecciones en la Comunidad de Madrid.

Consistiría en una situación en la que Ciudadanos desapareciera y Vox quedara también por debajo del 5% de los votos, de forma que sería casi imposible que el PP llegara a la mayoría absoluta. La circunscripción única y la barrera del 5% puede provocar este tipo de efectos.

Foto:  Terraza del centro de Las Rozas, Madrid. (Javier Bocanegra)
En busca del botín naranja. Los pueblos que votaron a Cs: "¿PSOE? Qué va. Arrasa Ayuso"
Javier Bocanegra. Villanueva del Pardillo (Madrid) Unidad de Datos Mapa: Laura Martín y Carlos Muñoz

Los votos de Vox y de Ciudadanos se perderían al no poder convertirse en escaños y los tres partidos de la izquierda (PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos) sí podrían sumar los 69 necesarios para sacar adelante una investidura.

La paradoja es que ese escenario se basa en la "confianza ciega de la izquierda hacia Ayuso" y la necesidad de polarizar con ella para convertirla en el (erróneo) voto útil de las derechas para mantener el Gobierno de la comunidad. Fuentes del Gobierno aseguran que esa opción es posible, aunque casi todas las encuestas publicadas, como la de Metroscopia, otorgan en este momento a Vox porcentajes próximos al 10%.

Foto: El candidato de Ciudadanos en la Comunidad de Madrid, Edmundo Bal. (EFE)

Y la previsión optimista del Gobierno puede basarse también en datos como que Ayuso es mejor valorada entre los votantes de Vox que la propia Rocío Monasterio, además de la propia percepción de que la actual presidenta de la Comunidad de Madrid ha logrado un mensaje que cala perfectamente entre todos los votantes de la derecha, desde el centro hasta la extrema derecha.

El mensaje de Ayuso, que se basa en contraponer su gestión a las prohibiciones desde el Gobierno central, es sumamente eficaz, según admiten fuentes socialistas. Unidas Podemos explica que su interés es confrontar en lo posible con la presidenta de Madrid, aún a riesgo de hacerla ganar votos, en busca de la carambola de dejar a Vox por debajo del 5%. La contraindicación podría ser una hipotética (y remota) mayoría absoluta del PP que, en todo caso, tendría asegurada con Vox si este partido logra escaños.

Foto: Pablo Casado e Isabel Díaz Ayuso. (David Mudarra)

José Pablo Ferrandiz, investigador principal de Metroscopia, sostiene que es verdad que Vox sigue mandando voto al PP, el 30% en la última encuesta, pero con la candidatura de Pablo Iglesias ese trasvase se ha reducido tras haber estado por encima del 40%.

“Todo esto indica un voto dual en Madrid (voto a Santiago Abascal en generales y a Ayuso en Madrid)”, explica, aunque considera difícil que Vox pueda quedar finalmente por debajo del 5%. Añade que lo de Vox ha sido claramente un movimiento reactivo tras la candidatura de Iglesias y está por ver si esa reactividad es duradera o cambia con el paso de los días, la campaña, el debate…

Foto: El escrutinio en Colmenarejo es una miniatura de las elecciones de la CAM. (EC)

Según esta interpretación, habrá que tener en cuenta otros factores y novedades. Así, por ejemplo, fichajes como el de Toni Cantó no aportan nada a la candidatura de Ayuso y pueden alejar a votantes de Vox que reniegan de partidos (y políticos) “tradicionales”.

La paradoja se completaría hacia otro lado: el PP (y Pablo Casado) tendría un éxito político notable si sacara de la Asamblea de Madrid a sus rivales en su espectro ideológico, es decir Vox y Ciudadanos, pero no llegar a la mayoría absoluta le haría perder la comunidad.

Partido Popular (PP) Toni Cantó PSOE Ciudadanos Pablo Iglesias Rocío Monasterio Santiago Abascal Elecciones Madrid
El redactor recomienda