El Gobierno espera medidas en la Corona que pongan fin al deterioro de su imagen
  1. España
MALESTAR Y PREOCUPACIÓN EN AUMENTO

El Gobierno espera medidas en la Corona que pongan fin al deterioro de su imagen

La vacunación de las hermanas del Rey durante una visita a Juan Carlos, en Emiratos Árabes, ha causado estupor en el Gobierno, convencido de que hay que dar más transparencia a la jefatura del Estado

placeholder Foto: Felipe VI (i) y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)
Felipe VI (i) y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, dio orden hace meses de cerrar filas con Felipe VI en un intento de diferenciar bien la etapa de Juan Carlos I y la actual. Para sostener la institución, se trataba de actuar con sentido de Estado aplicando esa diferenciación entre el Rey y su padre.

Esa intención estaba incluida en sus palabras de hace una semana, cuando el presidente del Gobierno habló de “actitudes incívicas” y de la diferencia entre las personas y las instituciones. Además, Moncloa impulsó actos tan insólitos como el del 40 aniversario del 23-F en el Congreso o actividades del presidente del Gobierno con el jefe de Estado, precisamente para lanzar ese mensaje, frente a la posición de su socio de Ejecutivo de coalición, Unidas Podemos. Este mismo viernes, Sánchez viajará a Cataluña con el Rey.

Polémica por la vacunación de las hermanas del Rey en Abu Dabi

Sin embargo, fuentes del Gobierno y ministros admiten su malestar por los acontecimientos que cada día se van conociendo y que afectan a Zarzuela, en una especie de proceso de autodestrucción. Desde los detalles de las actividades del Rey emérito, su segunda regularización fiscal, la posibilidad de un viaje de placer a España y, por supuesto, la información revelada por El Confidencial sobre la vacunación de las Infantas.

Se une, además, la decisión de Zarzuela de frenar la posibilidad de adoptar medidas concretas para profundizar en la transparencia de los miembros de la familia real y hasta la opción de abordar reformas legales sobre la Corona.

Moncloa siempre explicó que no se tomaría ninguna medida legal que no proceda de Zarzuela, siempre con consenso con el PP, pero se estudiaron diferentes opciones que, básicamente, suponían establecer controles y medidas de transparencia similares a las aplicadas ya a altos cargos de la Administración del Estado. El propio presidente del Gobierno habló de ello en su rueda de prensa del 29 de diciembre, cuando habló de "hoja de ruta" y se pronunció a favor de profundizar en la transparencia de la Casa Real. Y Pablo Casado estaba a favor si la iniciativa procedía de Zarzuela.

Foto: El jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez (c), acompañado de los cuatro vicepresidentes, preside la última reunión del Consejo de Ministros de 2020. (EFE)

Ahora ya se publican contratos y cuentas globales de la Casa Real, pero no los patrimonios o impuestos, como sí se hace con altos cargos de la Administración. Ahora solo hay un código ético que aprobó Felipe VI, que impide regalos y donaciones a miembros de la familia real. Sin embargo, el actual jefe de Estado no ha querido aplicarlo a su padre y Zarzuela frenó esos trabajos para una mayor transparencia, lo que provocó malestar en Moncloa. Queda en el aire también la opción de retirar a Juan Carlos de Borbón el título de Rey, para lo que bastaría la aprobación de un decreto que modificara otro anterior.

Ese malestar se ha incrementado por la segunda regularización fiscal, porque supone, además, poner en cuestión a Hacienda, con sospechas de trato de favor e intervención política en la agencia. Según el Gobierno, hay, además, una cierta indefensión del ministerio que dirige María Jesús Montero, porque no puede hablar de la situación de contribuyentes concretos. De hecho, ese argumento de la necesidad de preservar la intimidad de los contribuyentes es lo que ha llevado al PSOE a frenar en la Mesa del Congreso las peticiones de comparecencia de la ministra para dar cuenta de las regularizaciones.

Foto: Felipe VI y Juan Carlos I. (EFE) Opinión

También ha habido malestar por las noticias sobre el hipotético viaje a España del Rey emérito, con una especie de visita turística y asistencia a regatas. Se une al enfado que causó antes que el destino elegido fuera precisamente Emiratos Árabes.

El último episodio, el de la vacunación de las Infantas, ha sido recibido con escándalo por miembros del Gobierno. Sobre todo, porque desde el Ejecutivo ha habido un intento de hacer que el proceso de vacunación sea lo más transparente posible. Por ejemplo, el ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, ha dicho este miércoles que le parece "fatal" que las Infantas se hayan vacunado en una visita a su padre. Aunque el ministro ha aplicado el argumentario para salvar al actual jefe de Estado y se ha felicitado de que los Reyes y sus hijas no hayan caído en "ese error".

Foto: Los reyes Felipe VI y Letizia, acompañados de la princesa Leonor (i) y la infanta Sofía durante la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias. (EFE)

Este equilibrismo provoca mucha incomodidad en el PSOE y, más concretamente, en diputados socialistas que han de actuar como freno en el Congreso de las iniciativas para investigar o debatir sobre la monarquía. Casi cada martes, paran con PP y Vox en la Mesa del Congreso las peticiones de comisiones de investigación sobre la Corona y solicitudes de información y comparecencias sobre el tema, formuladas de todas las formas posibles.

El argumento es que el Parlamento no puede controlar la jefatura del Estado, aunque este se quebró recientemente con un informe de los letrados del Congreso que consideraba posible crear esta comisión. El PSOE, con PP y Vox, hizo caso omiso a ese informe.

Foto: El rey Juan Carlos, en una imagen de archivo. (Getty)

La tesis oficial del PSOE es que es un partido constitucionalista y, por tanto, defiende la Constitución en su conjunto, incluida la monarquía, pero las bases socialistas siempre han cuestionado esta posición y, por eso, incomoda la defensa permanente de la monarquía en el Congreso.

Y queda aún la resolución de las investigaciones de la Fiscalía del Tribunal Supremo y el ruido que provocarán. Por cierto, que esa investigación está cerca de cumplir un año desde que fue puesta en marcha por encargo de la fiscal general del Estado, Dolores Delgado, sin que tenga aún resultado.

Moncloa PSOE Rey Felipe VI Rey Don Juan Carlos Partido Popular (PP) Monarquía Casa Real Ministerio de Hacienda Pablo Casado Fiscal General del Estado
El redactor recomienda