REUNIÓN DE LA PERMANENTE DE LA EJECUTIVA FEDERAL

Ferraz no siente un "fracaso" la derrota del candidato sanchista frente a Puig en Valencia

Ábalos sostiene que el "éxito" de la dirección es haber facilitado que el proceso se desarrollara con normalidad. El número tres del PSOE vería "razonable" una quita de la deuda pública en Cataluña

Foto: Rafa García (i), alcalde de Burjassot, felicita a Ximo Puig por su victoria en las primarias, este 16 de julio. (EFE)
Rafa García (i), alcalde de Burjassot, felicita a Ximo Puig por su victoria en las primarias, este 16 de julio. (EFE)

La dirección de Pedro Sánchez no acusa el revés sufrido en la federación valenciana, la segunda más numerosa en militantes. Allí ganó este domingo el actual 'president' de la Generalitat y secretario general desde 2012, Ximo Puig, por nada menos que un 56,7% de los votos, y salió derrotado el candidato más cercano al jefe de Ferraz, Rafa García, alcalde de Burjassot, que cosechó el 42,3% de los sufragios. La nueva cúpula federal no siente que haya perdido el pulso, ni que los datos puedan ser interpretados como un "fracaso".

Fue el secretario de Organización, el valenciano José Luis Ábalos, el que tuvo que ofrecer la versión de Ferraz tras la reunión de la permanente de la ejecutiva federal, reunida este lunes. Y el que estaba obligado a intentar dejar airoso a Sánchez y tender puentes, en la medida de lo posible, con Puig, aunque sin privarse de deslizar alguna pulla. "No me siento nada fracasado, sino exitoso por haber hecho primarias cuando había quien no las entendía y casi había que dar explicaciones", aseguró el número tres del organigrama. El "éxito" de la dirección de Sánchez ha sido dar cauce a un "procedimiento normal", contemplado en los estatutos, y que "hay que practicar". El "fracaso", siguiendo esa lógica, habría sido "cercenar" esa competición, "imposibilitar" esos procesos.

Ábalos no hacía sino reproducir los argumentos que ha venido empleando en las últimas semanas: Ferraz nunca ha admitido que esté promoviendo candidaturas alternativas a los barones críticos, que se posicionaron con Susana Díaz en las primarias federales. Y eso que la ligazón de algunos de ellos con Sánchez era evidente, como en el caso de García, que ejerció de anfitrión del madrileño en uno de sus grandes mítines en Valencia y que tiene una relación estrecha con el propio secretario de Organización federal. Ábalos consiguió para Sánchez un excelente resultado el 21 de mayo (62,77% frente al 28,54% de Díaz), por lo que 'a priori' Ferraz tenía más a mano ganar el pulso contra Puig. Los militantes, sin embargo, entendieron que se trataba de dos procesos diferentes y 'compraron' el aviso del 'president' de que una derrota suya podría debilitar un Gobierno, el valenciano, que el PSOE tardó 20 años en reconquistar.

Juanma RomeroJuanma Romero


Sánchez, "al margen del proceso"

"Esta dirección no ha impedido el desarrollo del proceso. Lo ha favorecido. He tenido tanto cuidado de no pisar mi tierra que no he cumplido con la familia. No se me puede pedir más cuidado. Y el secretario general ha estado absolutamente al margen del proceso". Así, Ábalos intentaba desligarse totalmente de las primarias valencianas —"Yo milito ahí [en el PSPV], pero ahora como secretario de Organización federal] todas las federaciones son mías, no tengo una especialidad en mi origen"—, y salvar de paso la figura de Sánchez para lanzar el mensaje de que la dirección no se había involucrado. También buscaba así restar importancia al hecho de que miembros de la cúpula como Odón Elorza, secretario de Transparencia y Democracia Participativa, sí habían hecho campaña activa por Rafa García. El número tres recordó que en apoyo de Puig, en cambio, sí participó "el Gobierno en pleno", acusando al aspirante indirectamente de haber utilizado el aparato institucional a su favor.

El secretario de Organización federal sí cuela una pulla contra Puig al recordar que obtuvo menos votos que avales, lo contrario que Rafa García

"Igual tendría que romper la neutralidad o la exquisitez" para que se le pudiera imputar un éxito personal, comentó irónicamente, antes de subrayar que "las previsiones que tenía esta dirección" respecto a la victoria de Puig "se habían visto ratificadas". Y era verdad: desde el entorno del líder ya se venía admitiendo hace días que el 'president' tenía más papeletas para ganar, aunque también añadían que el resultado iba a ser más ajustado de lo que fue realmente.

Ábalos también pellizcó a Puig cuando recordó que obtuvo "menos votos que avales". "Hay que ver el punto de partida y el punto de llegada". Tenía razón. El 'president' recolectó 7.584 firmas y en cambio tuvo 7.447 sufragios, el 56,7%, mientras que García había recabado 4.411 rúbricas, y este domingo se hizo con 5.557 papeletas (el 42,3%). En todo caso, el secretario de Organización se felicitó de que se haya producido un "intensísimo debate" en el PSPV, que se haya podido "tensionar la organización", que los dos aspirantes hayan entablado "contacto" con las agrupaciones —el reelegido secretario autonómico se ha recorrido la federación como nunca— "y se ha resuelto como se debía resolver".

Ferraz no siente un "fracaso" la derrota del candidato sanchista frente a Puig en Valencia

"Siempre gana un compañero, nunca un adversario", así que "tratar de introducir la dinámica de partidarios o no" de Ferraz es una práctica "perniciosa", porque entonces se concluiría que las primarias "no hacen falta", aseguró. El jefe del aparato sostuvo que no había escuchado ni a Puig ni a García distanciarse de la línea aprobada en el 39º Congreso Federal, de modo que sería un "error prejuzgar" la victoria del 'president' como algo "negativo".

"Madurez" de la militancia

Puig no dejó pasar la ocasión este lunes de advertir lo que consideraba una injerencia de Ferraz. En una entrevista en la SER, afirmó que venció gracias al "grado de madurez muy grande" de la militancia, a pesar de que existía "un cierto interés de algunos de llevar a cabo una operación de intentar mimetizar los procesos", y recalcó que "parecía natural llevar a las comunidades autónomas lo que había sido el resultado del congreso federal".

Ferraz no siente un "fracaso" la derrota del candidato sanchista frente a Puig en Valencia

El 'president' se impuso en las tres provincias valencianas —con más holgura, en la suya, en Castellón— y ganó en las ciudades de Alicante y Valencia. En este último caso, recabó 529 votos, frente a los 454 de García. Un tanto importante, porque la capital autonómica ha sido tradicionalmente un feudo de Ábalos. El barón, sin embargo, perdió en Castellón ciudad, aunque por 20 votos (133 frente a los 153 del alcalde de Burjassot).

Las primarias de este domingo certificaron la victoria del presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, por un 65,21% (4.473 votos), y los relevos en Cantabria —donde ganó el candidato sanchista, Pablo Zuloaga, frente a la secretaria general y vicepresidenta del Gobierno regional, Eva Díaz Tezanos— y La Rioja —en la que venció el aspirante alineado con Ferraz, Paco Ocón, contra el susanista Félix Caperos—.

Más inversiones para Cataluña

Durante la comparecencia de prensa, también emergió el desafío soberanista. Ábalos aseguró que el PSOE vería "razonable una quita de la deuda" pública que tiene Cataluña como parte de "una agenda superadora de la situación actual", de órgado secesionista. "Hay una deuda importante que tiene Cataluña y que el Estado deberá contribuir a resolver, porque es una deuda que se va acumulando y hay que plantear algún tipo de quita también para que no se colapse la institucionalidad en Cataluña y que pueda atender a los servicios que presta", argumentó el número tres.

"Hay que plantear algún tipo de quita también para que no se colapse la institucionalidad en Cataluña y pueda atender a los servicios que presta", alega

Esa propuesta, la de una quita de la deuda, no estaba incluida en la 'Declaración de Barcelona' que PSOE y PSC acordaron el pasado viernes en la capital catalana. Pero sí tiene relación con ella. Lo que plantean los socialistas, en este caso, es una "oferta general para todo el Estado español", y la cuestión del encaje federal, por tanto, afecta al conjunto de España, igual que las necesidades de financiación.

Miquel Iceta y Pedro Sánchez, el pasado 15 de julio durante su mitin en Barcelona. (EFE)
Miquel Iceta y Pedro Sánchez, el pasado 15 de julio durante su mitin en Barcelona. (EFE)


Ábalos recordó, por ejemplo, que la Comunidad Valenciana está infrafinanciada: es una de las autonomías que aporta dinero al conjunto, y sin embargo tendría que ser receptora de fondos por cuando su renta está por debajo de la media. En definitiva, que perdonar a las comunidades parte de lo que deben sería una iniciativa no exclusivamente para Cataluña, aunque sería una de las más beneficiadas.

Javier G. JorrínJavier G. Jorrín

De hecho, fuentes de la dirección federal señalaron que el estudio de una quita sería "razonable", como decía Ábalos, en la medida en que la falta de inversiones del Estado en Cataluña ha hecho que se haya tenido que endeudar más. El Estado habilitó desde 2012 mecanismos extraordinarios de financiación para las CCAA que permitieron su rescate, y desde entonces ha repartido un total de 180.400 millones de euros, de los cuales 58.800 han ido para Cataluña, la comunidad más beneficiada. La Generalitat tiene un pasivo total de 75.443 millones al cierre del primer trimestre de 2017, según datos del Banco de España (se incluye la deuda al Estado, bonos emitidos en mercados, préstamos bancarios y deudas con otros proveedores). La comisión de expertos que estudia la reforma de la financiación autonómica está debatiendo hacer quitas de deuda a las CCAA infrafinanciadas.

Ferraz no siente un "fracaso" la derrota del candidato sanchista frente a Puig en Valencia

En la 'Declaración de Barcelona', los socialistas defienden "recuperar el nivel inversor del Estado en Cataluña", mediante la prórroga de la disposición adicional tercera del Estatut, para garantizar así que los Presupuestos Generales reserven un porcentaje de inversión que corresponde a la participación de la comunidad en el PIB.

Ribera, al consejo de transición ecológica

Teresa Ribera, en noviembre de 2016. (EFE)
Teresa Ribera, en noviembre de 2016. (EFE)

La permanente de la ejecutiva federal adoptó dos acuerdos que no desgranó el número tres durante su comparecencia. Uno, la creación de un grupo de trabajo del Arco Mediterráneo para impulsar una agenda socialista común en todos aquellos territorios que están ubicados en el litoral del Mediterráneo. El grupo será coordinado por el andaluz Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, secretario de Relaciones Institucionales y Administraciones Públicas, y en el participarán, según informó Ferraz, representantes de las distintas ejecutivas de las federaciones de Andalucía, Murcia, Valencia y Baleares y del PSC, así como distintos miembros de la dirección federal, diputados, senadores y europarlamentarios socialistas. Su labor comenzará una vez que hayan concluido los distintos procesos congresuales, a partir de finales del próximo septiembre.

Además, la permanente aprobó el nombramiento de la exsecretaria de Estado Teresa Ribera como coordinadora del consejo asesor para la transición ecológica de la economía, un órgano de nueva creación con el que Sánchez quiere visualizar su apuesta por el ecologismo y su convicción de que el cambio climático puede suponer "una extraordinaria oportunidad de avance tecnológico, de creación de empleo y de riqueza, de mejora de la salud y de las condiciones de vida de la ciudadanía si se aborda con responsabilidad y con visión estratégica". Este foro, en el participarán "personas de acreditada solvencia", incluidas independientes pero comprometidas con el partido. Ribera formó parte de los Gobiernos en la sombra de Sánchez y es directora del Instituto de Desarrollo Sostenible y Relaciones Internacionales (IDDRI), con sede en París.

Los Mossos "no querrán asumir más responsabilidades" que las suyas

A Ferraz no le pilla de susto la dimisión del director de los Mossos d'Esquadra, Albert Batlle, por motivos políticos, a escasamente dos meses del referéndum unilateral anunciado. José Luis Ábalos mantuvo que "los independentistas están llevando al extremo" el proceso soberanista en Cataluña, por lo que entiende que los Mossos "no querrán asumir responsabilidades" más allá de las asignadas. "Está en la misma dinámica de los cambios en el Consell", añadió.

El secretario de Organización adujo que los independentistas son conscientes de que sus acciones tienen "consecuencias de orden penal" en caso de que desobedezcan la legislación estatal. Y los agentes de la policía autonómica "obviamente no querrán asumir responsabilidades que serían agravadas más allá de cualquier otro elemento".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios