Es noticia
Menú
El Estado ampliará su participación en CaixaBank por encima del 17%
  1. Empresas
EN ESTUDIO

El Estado ampliará su participación en CaixaBank por encima del 17%

El FROB ve con mejores ojos no vender acciones una vez concluya la recompra de CaixaBank. Con ello aumentaría su participación del 16,1% actual al 17,3%

Foto: La vicepresidenta del Gobierno, Nadia Calviño. (EFE/Moncho Fuentes)
La vicepresidenta del Gobierno, Nadia Calviño. (EFE/Moncho Fuentes)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El Estado se prepara para reforzar su posición en CaixaBank. Aunque todavía no hay una decisión formal tomada, varias fuentes próximas al FROB (Fondo de Reestructuración) señalan que se inclina por aumentar su participación en el banco catalán aprovechando la recompra de acciones que hay en marcha. Desde el fondo público no hacen comentarios al respecto y explican que es una decisión que tomará en su momento su Comisión Rectora.

De acuerdo a las cifras publicadas hasta el momento por CaixaBank de la recompra, el paquete de acciones del FROB aumentará desde el 16,11% actual hasta el 17,3%, 1,2 puntos porcentuales más. Este ajuste se producirá automáticamente, sin necesidad de adquirir más títulos.

Desde que CaixaBank puso en marcha el plan de recompra de acciones en mayo, ya ha gastado 1.214 millones de euros, un 67% de los 1.800 millones que anunció en su plan estratégico. A este ritmo, la entidad catalana aumentará su autocartera hasta alrededor de un 7% del capital del banco, que posteriormente amortizará. Será entonces cuando tanto el FROB como el resto de accionistas decidirán formalmente si mantienen su nueva participación aumentada o venden títulos para volver al punto de partida anterior.

Foto: José Ignacio Goirigolzarri, presidente de CaixaBank. (EFE/Biel Aliño)

Hay varios motivos que justifican este posicionamiento. El primero es que el Gobierno y el FROB creen que CaixaBank tiene todavía mucho potencial para mejorar en bolsa, especialmente en el actual escenario de subidas de tipos de interés. Por ello, prefieren no precipitarse con ventas de títulos a precios como el actual, de en torno a tres euros por acción, que el consenso de analistas cree que vale 4,2 euros por título.

Junto a ello, el Estado recibirá mayores dividendos de CaixaBank en los próximos años al tener una mayor participación. El FROB se estrenó en la entidad catalana con una remuneración de 190 millones con cargo a los resultados de 2021. Según las previsiones de beneficio del consenso recopilado por Bloomberg y el 'pay out' (porcentaje del resultado anunciado por CaixaBank), el FROB recibirá 840 millones en los próximos tres años con cargo a las cuentas de 2022, 2023 y 2024. En caso de aumentar su participación con la recompra, estas cifras se situarían por encima de los 900 millones.

Coste político

Hay una tercera razón: el Gobierno socialista no quiere asumir el coste político de desinvertir en CaixaBank en un momento como el actual, con el agujero provocado por el rescate de Bankia lejos de cubrirse.

placeholder El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri (i), junto al consejero delegado, Gonzalo Gortázar. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)
El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri (i), junto al consejero delegado, Gonzalo Gortázar. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)

El Estado ha recuperado por el momento apenas unos 3.000 millones de euros de los 24.000 millones que costó el plan de salvamento de Bankia. Y su participación en CaixaBank vale actualmente unos 4.000 millones, por lo que las pérdidas latentes siguen siendo del 70% o 17.000 millones. Incrementando la participación del 16,11% al 17,3% se mantendrían las esperanzas a largo plazo de minimizar considerablemente este agujero. Mientras, vendiendo ese 1,2% adicional de acciones se obtendrían apenas 300 millones a los precios actuales.

La relación del Gobierno con CaixaBank fue tensa en el primer año de la fusión, pero se ha ido normalizando con los meses. La vicepresidenta del Gobierno, Nadia Calviño, puso en el foco los sueldos de los banqueros, provocando que el FROB votara en contra de las remuneraciones del presidente de la entidad, José Ignacio Goirigolzarri, y el consejero delegado, Gonzalo Gortázar. Sin embargo, en la última junta el fondo público suavizó su posición, absteniéndose sobre los sueldos.

El Estado se prepara para reforzar su posición en CaixaBank. Aunque todavía no hay una decisión formal tomada, varias fuentes próximas al FROB (Fondo de Reestructuración) señalan que se inclina por aumentar su participación en el banco catalán aprovechando la recompra de acciones que hay en marcha. Desde el fondo público no hacen comentarios al respecto y explican que es una decisión que tomará en su momento su Comisión Rectora.

Noticias de Caixabank FROB
El redactor recomienda