PROYECTO PROMETEO

Primer golpe para la gran banca: Santander retrasa una venta de 1.500 M en hipotecas

El grupo ha decidido congelar una operación de venta de hipotecas refinanciadas por la que esperaba obtener 1.500 millones. Pujaban con fuerza por ellas M&G y Pimco

Foto: Ana Botín, presidenta de Santander. (EFE)
Ana Botín, presidenta de Santander. (EFE)
Adelantado en

La crisis del coronavirus ha cogido casi llegando a la meta de una gran operación a Banco Santander. La entidad presidida por Ana Botín estaba a unos días de cerrar la venta de casi 20.000 hipotecas a un gran fondo internacional por más de 1.500 millones, en una puja que lideraba la británica M&G. La operación se ha paralizado y se intentará retomar en las próximas semanas, aunque podría irse a mayo, según fuentes financieras consultadas por El Confidencial. Desde la entidad, no hicieron comentarios.

Se trata del Proyecto Prometeo, que abarca entre 15.000 y 20.000 créditos hipotecarios valorados en 2.100 millones. Esta operación se lanzó en paralelo a otra con la que Santander tuvo más suerte, el Proyecto Atlas, cerrando su venta al mayor fondo de pensiones canadiense el pasado 6 de marzo, como adelantó este medio, días antes de que se multiplicaran los casos de Covid-19 en España.

El grupo presidido por Botín lanzó estos dos procesos de la mano de Alantra a finales del año pasado, con el objetivo de normalizar su ratio de morosidad en España, superior a la media. El ya cerrado con los canadienses CPPIB agrupaba 2.900 millones en hipotecas morosas, cuya cuantía finalmente se rebajó a 1.672 millones (13.000 hipotecas).

La que se ha paralizado estaba compuesta por hipotecas refinanciadas: al corriente de pago actualmente, pero que han presentado algún tipo de dificultad en el último año, también conocidas como 'subperforming'. El peligro de esta cartera es que sus deudores empiecen a impagar por la crisis del coronavirus, lo que podría alejar a los potenciales interesados.

Candidatos

De ser así y empeorar la calidad de esta cartera, podría cambiar el perfil de inversores que están analizando esta operación. Al contrario que otros procesos similares, el Proyecto Prometeo no está atrayendo a los clásicos fondos oportunistas (Cerberus, Blackstone y Lone Star), sino a otros más tradicionales y a aseguradoras.

De hecho, una gestora británica, M&G Investments, y el mayor fondo de renta fija del mundo, Pimco, eran los dos mejor posicionados para quedarse la cartera Prometeo, en una puja por la que se esperaba que pagaran más de 1.500 millones. M&G sonaba en todas las quinielas para quedarse la cartera, tras haber perdido Pimco a su aliado Apollo en esta operación, financiados por Goldman Sachs y Citi.

Junto a la cartera de Santander, el coronavirus supone el retraso del resto de operaciones que había en marcha en el sector

Se espera que Santander y los fondos retomen la operación en mayo, aunque primero tendrá que actualizarse el impacto del coronavirus en la cartera y también en el apetito comprador de los interesados.

Junto a esta operación, diversas fuentes financieras consultadas por este medio señalan que se están paralizando todas las ventas de activos problemáticos (préstamos y adjudicados) de la banca. Tenían en marcha varias Sabadell, CaixaBank y Bankia, entre otras entidades. En total, había ventas por unos 5.000 millones en el mercado.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios