al mal tiempo, la mejor de las caras

La banca española trata de apaciguar la psicosis de pánico ante el Brexit

Los banqueros españoles han decidido poner buena cara ante el mal tiempo y están lanzando claros mensajes para espantar la psicosis de pánico ante el Brexit

Foto: El presidente de la patronal bancaria española (AEB), José María Roldán. (EFE)
El presidente de la patronal bancaria española (AEB), José María Roldán. (EFE)

La representación amplia e institucionalmente reconocida de la banca española que esta semana está desfilando por las dependencias de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander parece conjurada para espantar, en la medida de lo posible, lo que dentro del sistema financiero español se considera como un "temor especulativo" ante el Brexit. El referéndum sobre la permanencia del Reino Unido en la Unión Europea se admite como una "mala noticia", que será más dañina para el país afectado que para el conjunto del Viejo Continente, pero ante el que, en todo caso, "es fundamental no dramatizar".

El presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), José María Roldán, señaló en relación a la consulta británica: "Esperamos lo mejor, pero estamos preparados para lo peor". Tras analizar los inconvenientes que pueden derivarse de la actual regulación comunitaria en el sector, Roldán afirmó que el Brexit "no supone una catástrofe". En su opinión, "el Reino Unido no va a desaparecer y además la decisión que surja de las urnas tiene que ser refrendada por el Parlamento inglés, y a partir de ahí abocará a un proceso gradual que se prolongará a lo largo de los próximos siete años".

La banca española trata de apaciguar la psicosis de pánico ante el Brexit

Las palabras del portavoz oficial de la banca en España se entienden mejor a tenor de las declaraciones previas efectuadas por el presidente del Banco Popular, Ángel Ron, quien abundó en la necesidad de confiar en las autoridades europeas y en su capacidad para anticiparse a los problemas que puedan aparecer. Ron subrayó las medidas anunciadas desde el Banco Central Europeo (BCE), que inducen a un incremento de liquidez en los mercados si finalmente se cumplen los pronósticos que hablan de un apoyo mayoritario al Brexit.

Los banqueros tratan, en definitiva, de aplacar los temores para mitigar de paso las especulaciones que pueden trastocar los movimientos en los mercados. Apelando a una visión conservadora, ninguno de ellos se atreve a mostrar una pose optimista sobre el resultado electoral en el Reino Unido, sino que más bien intentan exhibir una imagen de tranquilidad y seguridad en el futuro, aun en el supuesto de que las urnas no sean favorables a la integridad de la Unión Europea tal y como ahora está configurada.

El presidente de la AEB dice ante la consulta del Reino Unido que no hay que dramatizar porque "esperamos lo mejor, pero estamos preparados para lo peor"

La eventual salida del Reino Unido pondría en evidencia la capacidad de resistencia de la zona euro y daría lugar a nuevas tensiones en el mercado de deuda soberana, con el consiguiente encarecimiento de la financiación que requieren los distintos estados. En España, la situación se traduce en unas necesidades de 400.000 millones cada año, por lo que los efectos colaterales del Brexit pueden provocar serios daños que los banqueros, de momento, no se atreven ni siquiera a mencionar. 

Es el caso del Banco Sabadell, una de las entidades españolas con presencia directa en el Reino Unido tras la compra en marzo del pasado año del británico TSB. El presidente del banco domiciliado en Cataluña, Josep Oliu, señaló también este miércoles en la capital cántabra que no ha llevado a cabo ningún plan de contingencia por el Brexit y que para ellos el único riesgo cierto es el que pueda derivarse de una depreciación de la libra, para lo cual están "a cubierto”.

Oliu se mostró sarcástico sobre las consecuencias del referéndum del día 23 y aseguró que la tormenta financiera está en las Islas Británicas: “Creo que sería una mala decisión… para los ingleses”, añadió, al tiempo que incidía también en los especuladores a corto que apuestan por la salida del Reino Unido de la Unión Europea amparándose en “encuestas sesgadas y que responden a intereses creados”. El Banco Sabadell considera que si el Brexit no sale, se puede producir un rebote positivo en los mercados, y su presidente asegura que hubieran comprado TSB aunque el Reino Unido hubiera estado fuera de la Unión Europea.

El Banco Sabadell pone a los notarios como escudos de sus cláusulas suelo y Josep Oliu asegura tajante que recurrirán "todo lo que haga falta"

Oliu anunció que su entidad va a recurrir “todo lo que haga falta” la sentencia del juzgado mercantil de Madrid contra las cláusulas suelo. Argumentó que, por lo que respecta a su banco, los contratos se han hecho de manera transparente y con fedatario público. El presidente del Banco Sabadell pone como escudo a los notarios de su estrategia judicial sin que ello descarte la opción de negociar con los clientes por razones de responsabilidad social corporativa. La entidad ha creado una filial, bajo el nombre de Sogevisa, que tiene como misión evitar las situaciones de exclusión a que se puedan ver abocados los clientes del Banco Sabadell. Oliu sacó pecho recordando: “Nosotros no hemos llevado a cabo ningún desahucio".

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios