el plan de un pueblo de 4.500 habitantes

La peña del Atlético que pasa del Estado para salvar del coronavirus su pueblo, Sigüenza

Ante las noticias de la falta de abastecimiento de material sanitario, el presidente de la Peña Atlética de Sigüenza decidió —junto a sus compañeros— gestionar la ayuda para su pueblo

Foto: Un reparto, en el Centro de Salud de Sigüenza.
Un reparto, en el Centro de Salud de Sigüenza.

“La Guardia Civil… estaba casi llorando. Nos dijo, 'si no llega a ser por vosotros...'. Al destacamento de Tráfico no le está llegando nada. Ha habido camioneros que les han donado mascarillas. Uno de la basura que va —entre otros sitios— a residencias de ancianos donde ha habido algún positivo se puso muy contento porque hasta entonces trabajaba con mascarillas de una fábrica de chorizos y morcilla, 'qué maravilla', me dijo”. José Luis Pérez es maestro de Primaria, vecino de Sigüenza (Guadalajara) y presidente de la Peña Atlética de dicha localidad, de 4.500 habitantes. Hace unos 10 días, propuso a sus compañeros atléticos -y posteriormente a otras peñas- pasar a la acción para recaudar dinero y donar el material sanitario que no está llegando a su pueblo por parte del Estado. En 24 horas, recaudaron 10.000 euros y ahora acumulan casi 30.000 euros.

“Tú ves las noticias y escuchas que no llega material. Sigüenza es un pueblo con mucha gente mayor, tres residencias de ancianos, mucha población de riesgo, y había que hacer algo con urgencia y premura. Vi que en Guadalajara varias peñas del Atlético comenzaron a recaudar fondos para el hospital de allí, así que propuse lo mismo utilizando la cuenta de la asociación con una premisa fácil: cuando termine todo esto, tiene que quedar el mismo dinero”, y ni un céntimo de más quedará porque, tal y como asegura este seguntino de 50 años, “si hay remanente se donará a las familias más vulnerables, porque lo que quede cuando el coronavirus se marche será también duro”. José Luis es uno más dentro de un equipo que pasó de esperar a ‘papá Estado’ a actuar por su cuenta junto con sus vecinos.

José Luis y compañía han hecho un curso acelerado como ‘empresarios sanitarios’. Sabe el valor en el mercado de una mascarilla —quirúrgica o no—, de guantes, de protección para el calzado, pediluvios, desinfectantes… “Cuesta horrores localizar una determinada empresa para gestionar el pedido, ¡y que no te engañen! Porque una cosa es que tú pierdas tu dinero, pero con el dinero de los demás hay que tener más cuidado”. Y así comenzó hace ya más de una semana, llamando “a diferentes proveedores, uno de Huesca, otro de Murcia, otros de Madrid… De donde sea, y muchas veces por encima del precio, pero es lo que hay, porque todo lo pedido se necesita para ya”, narra José Luis, quien diversifica los pedidos en diferentes empresas por si alguna falla.

En qué han invertido 21.000 euros

Entrega de material a la Guardia Civil en Sigüenza.
Entrega de material a la Guardia Civil en Sigüenza.

El primer pedido consistió en 500 cubrezapatos, 230 trajes de agua (fáciles de desinfectar para varios usos y repelentes a los virus), 15 pediluvios, 2 palets de lejía, 30 garrafas de gel, 100 botes de gel de 300ml, dos máquinas de ozono para desinfectar rápidamente ambulancias, 100 gafas, 1.000 mascarillas y 300 mascarillas FPP2. Tienen encargado, además, tejido ‘geotextil’ para que la Asociación de Amas de Casa pueda hacer batas. Ya llevan, de momento, invertidos 21.000 euros en vidas para este pueblo medieval.

“El enterrador, el otro día, me dijo que enterró a cuatro, pero, claro, lo mismo fue puntualmente ese día y quizá porque les había llegado la hora. Vete tú a saber”. Y es que en Sigüenza, como en cualquier localidad española, aislado cada uno en casa, no se conoce el alcance concreto de esta pandemia. No hay datos de fallecidos en el pueblo ni de infectados. “Cuando salgamos de casa, sabremos cómo ha afectado esto a nuestro pueblo”. Trabajan sin números ni estadísticas, sin la seguridad de datos que hablen de un trabajo eficiente o de tecnología que hoy en día invade casi cualquier puesto de trabajo para rentabilizarlo al máximo. Trabajan, sencillamente, esperando que todo este esfuerzo se traduzca en vidas de una localidad aspirante a ser Ciudad Patrimonio de la Humanidad.

El 'Gracias, Sigüenza'

“Rita, una de las enfermeras del Centro de Salud, me dijo que habíamos hecho que su trabajo fuera más seguro. Y tienen en el centro un cartel que pone 'Gracias, Sigüenza'. La gente está muy agradecida”, comenta José Luis, que da a entender que palabras como la de Rita, los ojos llorosos del guardia civil o el “qué maravilla” del basurero (descritos al inicio del texto) funcionan como gasolina para este ejército de la Serranía. “Esto va a unir más al pueblo. Sin duda. La colaboración que ha habido es increíble, incluso de gente de fuera, que viene al pueblo una o dos veces al año”.

Los fines de semana en Sigüenza ahora no se notan. No hay alboroto ni turistas. La Semana Santa, que la celebran y viven con intensidad, este año estará apagada. José Luis y sus amigos cancelaron hace tiempo la comida para celebrar el 25 aniversario de la Peña Atlética. “Ya hablaremos de fútbol más adelante”. En este momento, juegan el partido de su vida con la camiseta y los colores de su pueblo.

Donaciones de la 'familia' de Sigüenza

La Estafa, El Golpe, El CD Sigüenza, El Chingui, Peña Seguntina del At. De Madrid, El Kaos, Los Hamaos, Asoc. Cultural Santa Marta, El Pifostio, El Puntazo, El Despiste, El Siroko, Los Bonitos, Peña Osasunista henares Jaiak, El Apagón, el Desenfreno, La rampa, El Mendrugo, La Chundarata, Los Estrellaos, El Pendón, Los Verdugos, Los Skapaos, Cuadrilla Cinegética del 5º mandamiento, El Tropezón, The Music Family, Los Galos, el Revolcón, Pepinillos, La Movida, Abriendo Camino, Moto Club Alto Henares, Grupo Mixto, El Descontrol, las Amas de Casa, El Descontrol, Asociación Cultural y Gastronómica “La Carrasca”, El Regate, Club Ciclista Seguntino, Residencias de la localidad, Peña Madridista Seguntina, Cofradía de la Vera Cruz, AMPA Sagrada Familia, Sigüenz(A)rte, Los Increíbles, Sigüenza Rules, Club Atletismo de Sigüenza, Asociación Sigüenza Baila, Fundación Martínez Gómez-Gordo, Asociación Cultural Amigos de Riosalido, AMPA San Antonio de Portaceli, Peña Barcelonista de Sigüenza, Fundación Ciudad de Sigüenza, La Galofi, el Copón, el Desastre, Sociedad Deportiva de Caza Segontia, R.R. Ursulinas, numerosas empresas, y particulares de la localidad incluso del extranjero. Alumnos y profesores de los diferentes países europeos que vienen a estudiar español a Sigüenza durante el curso escolar como: Francia, Inglaterra, Alemania, República Checa, Noruega, Suiza, etc.

Muchas de las empresas contactadas para conseguir material, al explicar la campaña, se suman a nosotros: La empresa Ozono Sistemas SL nos hizo una importante rebaja en las máquinas de Ozono, Dydsa nos ha donado 100 litros de desinfectante, más específico para la desinfección de las calles, o la Clínica Dental Pérez Quiroga-Vilariño nos va a donar mascarillas. También Química Sigüenza SL ha aportado su trabajo, experiencia, y disponibilidad.

El pintor Emilio Fernández-Galiano ha donado uno de sus cuadros para ser rifado entre todas las personas que han donado y colaborado con esta iniciativa.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios