el preparador físico no sigue en el proyecto

La deslealtad a Zidane (no al Real Madrid) se lleva por delante a Antonio Pintus

Zinédine Zidane también hace cambios en el 'satff' técnico y deja de contar con Antonio Pintus, el preparador físico que fichó en 2016 y con el que ha perdido la confianza

Foto: Zidane junto a Antonio Pintus en un entrnamiento antes de jugar la Supercopa de Europa contra el Manchester United. (Efe)
Zidane junto a Antonio Pintus en un entrnamiento antes de jugar la Supercopa de Europa contra el Manchester United. (Efe)

El proyecto de Zidane exige trabajo y fidelidad. Del que sospeche el entrenador que no está a muerte con sus decisiones se va a ir fuera por muy bueno que sea. El entrenador está tomando decisiones firmes y controvertidas antes de que eche a rodar el nuevo Real Madrid 19/20 en la pretemporada que va a tener lugar en Montreal a partir de la próxima semana. Allí no estará Antonio Pintus, el preparador físico que fichó en 2016 y se le señaló como uno de los artífices de los éxitos en las tres Champions consecutivas por diseñar un plan que permitía a los jugadores estar frescos en los meses decisivos de la temporada cuando el resto de los equipos estaban más desgastados. El Madrid volaba en los partidos claves de la competición europea y tenía más ‘gasolina’ que rivales tan potentes como el Atlético de Madrid, Juventus y Liverpool. Pintus era el cerebro de un equipo que era capaz de hacer más sobreesfuerzos que los rivales. Este miércoles ya no aparece en la página oficial del club y se da por cerrada su etapa en el Real Madrid. Pintus pudo no ser leal a Zidane, pero sí al Real Madrid con el que tenía contrato y prefirió seguir en próximo proyecto.

Zidane no ha puesto todo su empeño por volver a contar con el experto preparador físico italiano que tuvo cuando era jugador de la Juventus y que consideraba uno de los maestros para la alta competición. La relación de confianza se rompió cuando Zinédine Zidane tomó la decisión de dejar el Real Madrid tras la final de la Champions contra el Liverpool y avisó a su cuerpo técnico unas horas antes. Todos menos Pintus aceptaron y entendieron los motivos de Zidane. El preparador físico fue el único que se quedó en el club y esto provocó un sentimiento de deslealtad en Zinédine Zidane. Pintus, con la llegada de Julen Lopetegui pasó a un segundo plano cuando el ex seleccionador incorporó a su preparador físico de confianza (Óscar Caro), y recuperó el protagonismo con la incorporación de Solari. Cuando regresó Zidane para los últimos once partidos de Liga siguió en el cuerpo técnico y ahora, antes de que arranque la pretemporada, se ve fuera. Su destino está en el Inter de Milán para formar parte del grupo de trabajo de Antonio Conte.

[Cómo Zidane toca las narives con el fichaje de Pogba]

Queda claro que Zidane, por mucho valor que le diera y considere que tiene un especialista como Pintus, no quiere estar rodeado de personas que traicionan su confianza. Le da valor al equipo y la fidelidad. Necesita estar acompañado de incodicionales y adeptos que remen en su misma dirección. Pintus ya no era uno de ellos y en el club tienen que tomar la decisión, con la opinión final de ZZ, de buscar un nuevo preparador físico. En el ‘staff’ de Zidane figuran en estos momentos los dos hombres de máxima confianza: David Bettoni (segundo entrenador) y Hamidou Msaidie (ayudante técnico). Continuan Roberto Vázquez (preparador de porteros), Javier mallo (preparador físico y readaptador) y José Carlos Parrales (readaptador).

Los poderes de ZZ

Como se puede comprobar no sólo se producen cambios en la plantilla sino que Zidane también busca formar un cuerpo técnico de máxima confianza en el que se sienta seguro y convencido de la lealtad de todos ellos. Puede ser tan importante como la capacidad de trabajo y los conocimientos. Pintus fue una petición de Zidane a Florentino Pérez cuando se hizo cargo del equipo en enero de 2015 tras sustituir a Rafa Benítez. El diagnóstico que se hizo en los meses siguientes era que el equipo necesitaba mejorar la preparación física y el presidente fichó a uno de los galácticos en esta parcela. Los resultados fueron magníficos cuando el Madrid consiguió un doblete (Liga y Champions).

Zinédine Zidane le da mucha importancia a una buena planificación y preparación física, pero esto no ha impedido que no haya hecho todo lo que está en su mano para quedarse con Antonio Pintus. La hora de ruta que marca el entrenador pasa por una plantilla que va a tener que asumir la importancia de las rotaciones para tener a la mayoría de los jugadores activados, frescos y gestionar los minutos para prevenir lesiones. Zidane pondrá el foco en una buena pretemporada, dura y exigente para coger una base en el trabajo de carga que pueda ir gestionándose en los siguientes meses. Pero también avisa de la importancia que da a que los que trabajan con él estén en su misma sintonía.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios