el todoterreno que reclama

Cómo Zidane empieza a tocar las narices en el Real Madrid con el fichaje de Paul Pogba

Están hechos gran parte de los deberes en los fichajes, pero a Zizou le falta el corazón del equipo. Pide a Pogba para tener más músculo. Las cifras no le cuadran a Florentino Pérez

Foto: Paul Pogba, durante un partido con el Manchester United en Old Trafford. (EFE)
Paul Pogba, durante un partido con el Manchester United en Old Trafford. (EFE)

Cuando escuchas hablar en el Real Madrid que el fichaje de Paul Pogba es un asunto personal de Zinédine Zidane porque es de su gusto y Dani Ceballos no le entra por el ojo, es para quedarse pensando si realmente hay que hacer caso al entrenador. Florentino Pérez decidió entregarse a Zizou y ahora tiene que escuchar sus peticiones, pese a que tengan diferentes gustos y le parezcan descabelladas. Al presidente le parece más exquisito el danés del Tottenham, Christian Eriksen, y más barato, porque le queda un año de contrato. Una opción más real para reforzar el centro del campo. Todavía sería más económico quedarse con Ceballos, ahora que se ha vuelto a poner de moda tras brillar en el Europeo Sub-21. Pero ZZ reclama músculo. Está empecinado en que el Real Madrid tiene que ser un equipo más agresivo que vistoso. Esta postura empieza a tocar las narices en un club con más frentes abiertos (Bale, Keylor Navas, James...).

A falta de seis días para que empiece la pretemporada, no se han dado grandes pasos para dar forma al Madrid musculoso que quiere Zidane. Están hechos gran parte de los deberes con el fichaje de Ferland Mendy en el lateral izquierdo y el de Eden Hazard, la estrella. Se ha podido fichar a un delantero, Luka Jovic, que parece que tiene carácter. Pero a Zizou le falta el corazón del equipo. Paul Pogba es el todoterreno que reclama para darle al juego más fuerza y energía. Nada de Ndombele, el francés del Olympique de Lyon por el que el Tottenham paga 70 millones de euros. Tampoco Rabiot, que le habría salido gratis y ficha por la Juventus. Ni segundos platos como el holandés del Ajax, Donny van de Beek.

[La irritación con Asensio por su aparición en las islas Maldivas]

La cantinela de Zidane, con la que machaca a Florentino, es Paul Pogba. Se trata del único cromo que no tiene en una plantilla donde hay muchos y muy buenos jugadores. Pero ninguno como el francés. Sin Pogba, el centro del campo seguirá siendo atractivo, pero frágil. Con él cambiarán la dimensión, la estructura y el juego de un equipo que tiene a Casemiro, Kroos, Modric, Fede Valverde e Isco. Al presidente le siguen sin encajar las elevadas cifras que le llegan para sacarlo del Manchester United y lo que hay pagarle de sueldo. Más la comisión al agente, Mino Raiola. Eso de que Pogba pueda ser más caro que Eden Hazard no entra en la cabeza calculadora de Florentino: son 150 millones de euros para el United, 17 millones de sueldo para el jugador y la comisión de 10 millones para el agente.

Dónde está Pintus

La revolución en el Real Madrid se va a desinflar si no se consigue el fichaje de Paul Pogba. Una revolución que empezó a finales del mes de marzo, cuando el Real Madrid perdió en Vallecas y Zidane se reunió con Florentino para mostrarle su enfado y la necesidad de tomar decisiones importantes. Lo que se ha hecho hasta este momento, y a las puertas de empezar la pretemporada, es fichar a todos menos a Pogba. No se ha conseguido que salga Gareth Bale, el primero en la lista de las bajas, y Keylor Navas se hace el remolón. Zidane se puede encontrar hasta con James si el colombiano no acaba de cerrar su acuerdo con el Nápoles.

No se ha hecho nada de lo importante en la operación salida. Han salido dos jugadores (Marcos Llorente al Atlético de Madrid y Kovacic al Chelsea) y existen varias operaciones abiertas a falta de concretarse: las cesiones de Reguilón (Sevilla), Odegaard (Real Sociedad) y las ventas de Raúl de Tomás (Benfica) y Theo (Milan). Operaciones de menor rango o dificultad que ponen en alerta a Zidane. El entrenador no ha tenido vacaciones y en menos de una semana tiene que coger un avión para empezar la pretemporada en Montreal. Con una plantilla que, todavía, tiene 35 jugadores y en la que tampoco se ha hecho oficial cuál es el destino de Lucas Silva y Borja Mayoral, y en la que hay varias incógnitas (Mariano, Vallejo…). A Zidane, esperando a Pogba y conviviendo con Bale, se le puede ir poniendo cara de pocos amigos.

Por si faltara poco, en la página oficial del club no aparece Antonio Pintus en el 'staff' técnico. El preparador físico estrella que fichó Zidane, en 2016, tiene la intención de regresar a su país y unirse al proyecto de Antonio Conte en el Inter de Milán. Zidane tampoco hace mucho por retenerle porque le decepcionó que se quedara la pasada temporada cuando él tomó la decisión de dejar el Real Madrid. De confirmarse la baja, haría falta fichar también a un preparador físico.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios