la experiencia de adaptarse a LE MANS

Los días de escuela para Fernando Alonso: "La gente no sabe lo difícil que es"

Hoy comienzan los entrenamientos oficiales de las 24 Horas. Alonso explica cómo se está adaptando a esta singular carrera y a la resistencia, tan diferente a lo conocido para él

Foto: Alonso, en Le Mans. (Twitter)
Alonso, en Le Mans. (Twitter)

Foto de todos los pilotos en la recta de tribunas de Le Mans y reunión con la dirección de carrera, firma colectiva de autógrafos delante del box de Toyota y, sobre todo, muchas reuniones en el seno del equipo. Este era el orden del segunda jornada en las 24 Horas para todos los protagonistas de la carrera, y también para Fernando Alonso, Antonio García y Dani Molina, los tres españoles presentes en la prueba. Y poco a poco, un ambiente que empezaba a crecer en una prueba que se espera supere ampliamente los 200.000 espectadores, que ayer ya empezaron a hacer acto de presencia en el circuito.

Alonso se había guardado veinte minutos de su apretada agenda para reunirse después de comer con su amigo García. Iba a visitarle al ‘hospitality’ de Chevrolet, pero más reuniones en el seno del equipo le obligaban a retrasar el encuentro entre ambos. La jornada no tenía tanta proyección pública, pero como todas las de Le Mans, era muy ajetreada para los pilotos. Por el camino, Alonso iba desgranando más sensaciones y experiencias de su aventura en las 24 Horas de Le Mans. "Es desafiante y difícil, aunque desde fuera parece algo más fácil. La gente no se da cuenta lo difícil que es".

"Aún no ha corrido en la lluvia con este coche"

El propio Antonio García comentaba en la entrevista que El Confidencial publicará estos días el valor de una primera carrera en Le Mans. En su decimotercera participación, es ya junto con Jesús Pareja el español que más veces ha corrido en esta prueba única. “En la carrera, Fernando va a descubrir todavía muchas cosas a pesar de su gran experiencia. Además, aún no ha corrido en lluvia con este coche, y podría ser que ocurriera por la noche”, explicaba desde su veteranía.

“Sí, cada campeonato te da diferentes satisfacciones, momentos que descubres por primera vez cuando cambias. Es siempre un buen aprendizaje”, explicaba Alonso ayer sobre su adaptación a esta nueva disciplina. “Ha sido un proceso que tienes que ir haciendo crecer. El progreso por mi parte ha sido enorme. Cada vez entiendo mejor el coche, paso más tiempo con los ingenieros, más tiempos con la gente del simulador.... Entiendes mejor la forma en la que tienes para maximizar el sistema híbrido. Necesitas un estilo con buena velocidad en las curvas y que deje rodar más el coche ellas, ser más suave con el coche y maximizar la recuperación de energía en las curvas”.

"La gente no se da cuenta lo difícil que es"

Los prototipos y la Fórmula 1 son dos mundos muy diferentes que, escuchando al piloto español, han exigido mucha atención y preparación. "Es desafiante y difícil, aunque desde fuera parece algo más fácil. La gente no se da cuenta lo difícil que es. Llegas a un coche diferente, que se comporta diferente, con otra velocidad, otra postura al sentarte, el comportamiento, la velocidad. También, cómo afrontas el pilotaje”, explicaba Alonso. “En la Fórmula 1 intentas maximizar el rendimiento de la frenada, frenar lo más tarde posible y acelerar lo antes posible para lograr una buena salida. Aquí, es al contrario, aquí se corta el combustible, la frenadas son más cortas para poder llevar velocidad en las curvas, luego tienes que maximizar la potencia extra en la salida, tienes tráfico y cada vuelta es diferente. Es el mismo deporte, pero con un estilo completamente diferente".

"Exige mucho dedicación y tiempo. Este año está siendo muy ajetreado por los viajes, es la parte más pública. Pero el mayor desafío de esta temporada y los dos campeonatos es la gran preparación que no se ve. Todo el trabajo que has de hacer en casa, todo lo que tienes que estudiar. Solo estudiar este volante…Te dan un manual de dieciseis páginas que tienes que estudiar como hacía veinte años en el colegio. No te puedes quedar en casa viendo televisión. No solo lo hago por disfrutar, no solo se trata de disfrutar. Requiere mucha dedicación”.

"La confianza que has de poner es enorme"

Pero también ha descubierto otras sensaciones que antes no conocía.“En los prototipos, disfrutas son los momentos que compartes con tu equipo, porque obviamente tienes que confiar mucho. Conduces al máximo ritmo que puedes, y luego le cedes el coche a tu compañero, vuelves dos horas después, ves la televisión y a tu compañero de equipo que sigue con ese coche… confías en él, el confía en ti. La confianza que tienes que poner en cada miembro del equipo es enorme, y esto lo encuentro fascinante. Aquí en Le Mans será todo más exagerado todavía por la duración de la carrera, es muy larga, como dieciseis grandes premios en una sola carrera”.

Un piloto de Fórmula 1 vive para sí mismo y para luchar contra su propio compañero de equipo. En el mundo de la resistencia y Le Mans, se vive de otra forma la experiencia de pilotar. “La relación con los compañeros del equipo no ha sido difícil. Sabía que aquí hay muchos momentos juntos que compartes desde el primer día. Desde el test en Bahréin del año pasado encontré un equipo muy unido, con vínculos solidos entre todos los pilotos. Nos divertimos juntos. Toyota nos junta, y en un ambiente magnífico. Arriba tenemos la Playsation, los simuladores, jugamos a las cartas, vamos y volvemos juntos al hotel, hacemos deportes juntos... El equipo intenta organizar cosas que hagamos juntos. Y hace que te sientas cerca de todos, y les deseas lo mejor, no importa el coche 7 u 8, es solo un equipo”.

"Queremos completar la misión"

¿Dómo vivó Alonso la jornada del lunes, en una prueba muy abierta por su formato y filosofía hacia los espectadores y aficionados? “Estuvo bien, fue un momento emocionante que no puedes vivir en otro campeonato, el estar tan cerca de los espectadores, en el centro de una ciudad…. Fue un poco parecido a el desfile en la ciudad de Indianápolis, y aquí también habrá otro el viernes en el centro. Fue algo nuevo, muy bien organizado, la gente apoyando a los equipos, tenían la oportunidad de ver los coches de verdad, a un metro. Esto es parte de la carrera, e intenté disfrutarlo cada momento”.

Toyota lleva participando desde los ochenta en las 24 Horas de Le Mans, y nunca ha logrado la victoria. En 2016 la perdió de forma dramática a tan solo cinco minutos del banderazo a cuadros. "Celebrar un podio sería agradable. Vivir toda la experiencia personal será necesario para tener un fin de semana feliz. Pero para estar totalmente feliz tienes que lograr tus objetivos, y sólo lo lograremos si Toyota gana en Le Mans. Hemos trabajado durante muchos, muchos meses, el equipo ha estado trabajando en este proyecto durante muchos años, ha llegado a estar muy cerca, y todos queremos completar esa misión este año. Que un Toyota esté en lo más alto del podio, y si son los dos sería perfecto, pero al menos uno haría muy feliz al equipo el lunes, y a mí también”.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios