el cambio de neumáticos perjudicó al SF71H

Donde dije digo, digo Diego: por qué Ferrari se pasó de frenada con Pirelli

Vettel acusó a Pirelli en Montmeló de modificar sus neumáticos en favor de Mercedes. Dias después echó marcha atrás. Pero el tema podría volverse en contra de Ferrari en 2018

Foto: Sebastian Vettel criticó en el GP de España el cambio de neumáticos de Pirell. (Reuters)
Sebastian Vettel criticó en el GP de España el cambio de neumáticos de Pirell. (Reuters)

¿Qué ocurrió para que Sebastian Vettel y Ferrari pasaran de criticar a luego justificar a Pirelli en el plazo de pocos días? Porque tras insinuar que se había favorecido a Mercedes en el Gran Premio de España, el piloto alemán asumía que el fabricante italiano había tomado una decisión correcta sobre el cambio de neumáticos que, como efecto colateral, pudo haber costado la victoria del equipo italiano en Montmeló.

Desde hace tiempo ha habido un pacto tácito para dejar a Pirelli al margen de cualquier polémica. Pero durante la última carrera, fue roto por Ferrari al señalar al fabricante italiano. La moraleja de este nuevo episodio recuerda el crucial papel que juega el neumático a pesar de los millones que un equipo pueda invertir en el desarrollo aerodinámico y mecánico. Pero también, cómo este asunto podría incidir en la intensa lucha por el título que se presenta entre Ferrari y Mercedes en 2018.

El problema de la pretemporada

“Obviamente, tenemos diferentes neumáticos porque Pirelli reaccionó a los problemas que Mercedes y Red Bull tuvieron en los entrenamientos (de pretemporada)”. Vettel defendía en Montmeló que el desconcertante rendimiento de Ferrari era fruto de un nuevo tipo de neumático modificado con un cierto favoritismo hacia su rival alemán. El SFH71 marcaba el ritmo en carrera en la mayoría de las pruebas anteriores, pero el W09 que tanto había sufrido en esa pista en pretemporada se mostraba intratable varios meses después. Al contrario que Ferrari.

En marzo, numerosos equipos sufrieron con el 'blistering' o abultamiento de la superficie del neumático cuando alcanza una elevada temperatura. El nuevo asfalto de Montmeló permitía un mayor ‘grip’ con una menor degradación, y las curvas rápidas contribuían a dicho fenómeno. Por ello, Pirelli pidió permiso a la FIA para reducir 0,4 mm la capa externa de sus neumáticos para las tres pistas que cuentan con nuevo asfalto esta temporada (Montmeló, Paul Ricard y Silverstone), alegando que fueron numerosos los episodios de 'blistering', algunos de ellos graves, sufridos por numerosos equipos en invierno. No solo Mercedes.

Respondiendo a Vettel, Pirelli rechazaba que el cambio se produjera a petición de determinados equipos y sí llevado a cabo por propia iniciativa. Las acusaciones de Ferrari cayeron como una bomba en el seno del fabricante italiano porque se había consultado con los equipos para analizar su comportamiento antes de realizar dichos cambios. Pero en Maranello no parecían digerir de buen grado que ese cambio resolviera las penas de sus rivales y agravaran las suyas en Montmeló. Por el panorama que, además, podrían encontrarse en las pistas antes mencionadas.

El cambio de neumáticos de Pirelli en Montmeló perjudicó a Ferrari y benefició a Mercedes. (EFE)
El cambio de neumáticos de Pirelli en Montmeló perjudicó a Ferrari y benefició a Mercedes. (EFE)

"Pirelli hizo bien"

Pocos días después del gran premio, los equipos llevaron a cabo dos jornadas de entrenamientos privados. Vettel rodó con los compuestos antiguos y los nuevos, al igual que los pilotos de Mercedes. Pero en esta ocasión también sus declaraciones fueron sorprendentes, aunque en sentido totalmente opuesto al de sus palabras durante el gran premio. "Creo que está todo bastante claro. Obviamente, no siempre tienes la oportunidad de revisar este tipo de decisiones como hemos hecho nosotros hoy", explicaba el alemán sobre la prueba comparativa. "Y el resultado es que, si hubiéramos utilizado los neumáticos normales el domingo, las cosas hubieran sido incluso peores. Así que fue la decisión correcta. Y ha sido culpa nuestra no haber logrado la misma degradación que otros".

Al margen de las pruebas objetivas, las palabras de Vettel sonaban a disculpas públicas exigidas por Pirelli. Entre bastidores habría sus más y menos entre la cúpula del fabricante y Ferrari para que el piloto alemán se manejara en semejantes términos. Porque el cambio de neumáticos ha supuesto un jarro de agua fría para Ferrari. Cabe ahora temer al rendimiento del SF71H en los dos restantes trazados donde se utilizarán los renovados neumáticos. El W09 muestra un extraordinario rendimiento en curvas rápidas, ahora aparentemente sin el lastre del 'blistering'. Paul Ricard es nuevo para la Fórmula 1, pero en Silverstone el pasado año Mercedes propinó al equipo italiano la derrota más dura de la temporada, cuando los dos monoplazas incluso pincharon en la parte final de la carrera con las gomas en las lonas. Tras lo visto en Montmeló, podría suponer un hándicap ante una temporada extremadamente igualada. Incluso hasta Red Bull podría batirles de repetirse el patrón de rendimiento en el trazado catalán.

Los neumáticos estrenados en Montmeló también se utilizarán en Paul Ricard y Silverstone. (EFE)
Los neumáticos estrenados en Montmeló también se utilizarán en Paul Ricard y Silverstone. (EFE)

A Red Bull le vino de perlas en 2013

Si Ferrari se equivocó, echaba balones fuera o buscaba una batalla política está por ver. Sin embargo, este no es un episodio nuevo en la Fórmula 1, pero sí puede ser decisivo para resolver un título, aunque en este caso se trate de una modificación de neumático solo para tres carreras. Vettel sabe de ello, porque uno de sus títulos se puso de cara con una modificación de Pirelli cuando ya se había iniciado la temporada 2013.

Entonces era su equipo, Red Bull, quien efectivamente presionaba al fabricante italiano, porque la extraordinaria carga de su monoplaza degradaba los neumáticos hasta incluso necesitar cuatro paradas en boxes en algunas de las carreras iniciales de aquel año. Christian Horner se apoyaba en que otros equipos también sufrían con el mismo problema. Tras evaluar el rendimiento de las cuatro primeras carreras de la temporada, Pirelli decidió volver al neumático del año anterior.

Como Mercedes en 2018, el monoplaza austríaco destacaba en las curvas de alta velocidad y en las frenadas en línea recta, cuando más carga se aplicaba al neumático. Tras conseguir el título, incluso el propio Adrian Newey reconocía que el cambio realizado fue clave para lograr el título. "Hicimos algunas mejoras en el coche, pero Pirelli tuvo que volver a los neumáticos de 2012, ello encajó mejor a nuestro coche y de repente todo se vino hacia nosotros. El nuevo neumático ciertamente nos ayudó más que a nuestros competidores", reconocía explícitamente, aludiendo también a la suerte en su influencia según el diseño y el rendimiento de los monoplazas rivales. "Obviamente, hubo mucha política con un par de equipos en particular intentando influir para mantener los neumáticos de 2013, sobre la base de que hacía falta un diseño extraordinariamente inteligente de sus coches en torno a los neumáticos".

Quizás de aquí la paranoia y los temores de Ferrari durante el Gran Premio de España. De momento, con la confesión de Vettel y las disculpas, la pelota está ahora en el tejado de Maranello. Quizás vuelva a escucharse este tema más adelante.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios