primera versión parecida a la de 2017

McLaren mantendrá las cartas del MCL33 guardadas hasta Australia

En la presentación del MCL33 serán los cambios estéticos y de decoración los principales protagonistas. El equipo quiere apurar el mes que falta hasta la carrera de Melbourne

Foto: Fernando Alonso en su McLaren durante el GP de Brasil 2017. (EFE)
Fernando Alonso en su McLaren durante el GP de Brasil 2017. (EFE)

McLaren no ha presentado aún el nuevo MCL33, pero ya se avisa desde el equipo que el monoplaza que rodará en Montmeló será diferente en su decoración, eso sí, pero no tan distinto en su versión aerodinámica al del pasado año.

El objetivo prioritario de McLaren para la pretemporada será acumular el mayor el mayor kilometraje posible con el nuevo motor Renault. Y mientras tanto, sus técnicos seguirán aprovechando el tiempo disponible hasta la primera cita en Australia. “Nuestro mayor objetivo ha sido, y aún es, lograr una buena evolución tanto aerodinámica como mecánica y dar un buen paso adelante en Melbourne”, explicaba este miércoles Peter Prodromou, el responsable de aerodinámica del equipo británico.

Un desarrollo progresivo

Los videos previos con los que McLaren está calentando la presentación del MCL33 dejan entrever que cambiará sustancialmente su estética, en el que parece que el color papaya visto en el monoplaza de Alonso en Indianápolis tendrá un gran protagonismo. “Hemos escuchado a los aficionados”, declaraba recientemente al respecto Zak Brown insinuando el cambio. El lema que acompaña al lanzamiento también avisa : “Be Brave”. (“Sé valiente”).

Sin embargo, desde McLaren anticipan que en Montmeló no habrá grandes sorpresas con la configuración aerodinámica del MCL33. “Hemos intentado evolucionar el coche como en los últimos tres años, lo hemos desarrollado de manera progresiva”. De hecho, en numerosas sesiones de los viernes en la segunda parte de la temporada el MCL2 sirvió como plataforma para probar nuevas soluciones de cara a 2018. “Esperad ver algo similar conceptualmente para el lanzamiento, en los últimos dos o tres meses nos hemos concentrado en la evolución de la primera carrera”.

Según Prodromou, “confiamos y esperamos que el coche se muestre desde el comienzo muy similar a cómo funcionaba a final del pasado año y rinda de forma parecida”, dando a entender que existe satisfacción en el terreno del chasis, como tanto se repetía en la segunda parte de la temporada. “Esperamos dar un paso adelante, y luego haremos algo más significativo para Melbourne”.

"500 km diarios en pretemporada"

En la lógica tradicional de la Fórmula 1, McLaren debería aspirar a convertirse en el cuarto equipo de la parrilla por detrás de Red Bull. Rivalizar directamente con la escuadra austríaca sería ya un gran éxito, y superarla culminaría las mejores expectativas de Zak Brown y los suyos. Plantar cara a Mercedes o Ferrari entra dentro de lo utópico, aunque el rendimiento de Red Bull en la segunda parte de la temporada permitiría esperar alguna emboscada del equipo británico.

Sin embargo, todo ello requiere una pretemporada perfecta. Donde el acoplamiento con Renault es el principal objetivo. Con el propulsor francés a bordo del MCL33, ha sido necesario modificar el chasis, ya que el motor se sitúa ahora en posición más adelantada. También se ha rediseñado el sistema de refrigeración y la longitud caja de cambios, así como la suspensión trasera. Antes de tomar contacto con la pista, se habrán llevado a cabo diferentes simulaciones. Pero nada como la prueba de fuego de un monoplaza en acción atacando la pista, con cambios reales de dirección y fuerzas, estresando todos sus componentes sobre el asfalto.

La correlación Renault-McLaren...

Lograr el mayor kilometraje posible será imprescindible para acoplar el conjunto y poder llevar a cabo un amplio programa de trabajo en diferentes áreas. Verificación de sistemas, comprobación de correlación aerodinámica con los datos de túnel de viento, pruebas de diferentes ‘set up’ y reglajes con los distintos compuestos de neumáticos, tandas cortas, largas, simulaciones de carrera… En pretemporada, cada kilómetro es oro.

“Nuestro objetivo es lograr 500 kilómetros diarios, este es nuestro plan”, explica Matt Morris, el responsable de ingeniería de McLaren. Unos 4.000 en el cómputo global de esta pretemporada. Aún se recuerda la primera jornada del pasado año, cuando Alonso comprobó que los peores augurios invernales se hacían realidad y la temporada ya estaba terminada antes de empezar. El piloto español incluso abandonó el circuito en su frustración para marcharse al hotel. Al final de las dos semanas de trabajo McLaren había acumulado 1.978 kilómetros sin superar las diez/doce vueltas en cada tanda. El año anterior había sumado 3.300. Como referencia, Mercedes completó 5.101 a pesar de sufrir algunos problemas, y 6.023 en 2016.

¿Por qué McLaren espera al GP de Australia para mostrar al primer MCL33 de 2018? ¿Confianza en las simulaciones y los resultados obtenidos hasta el momento? ¿Retraso del programa de trabajo, esconder las cartas, o apurar al máximo el tiempo para ajustar el tiro al máximo? De momento, a olvidar las tres pretemporadas con Honda.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios