Final Four Euroliga: El Real Madrid conquista la Décima en un final de infarto ante el Fenerbahçe
victoria por 85-80

El Real Madrid conquista la Décima en un final de infarto ante el Fenerbahçe

El Real Madrid se proclamó por décima vez campeó de Europa tras ganar por 85-80 al Fenerbahçe en la final de la Euroliga. Luka Doncic fue elegido 'MVP'

Foto: Felipe Reyes y Sergio Llull levantaron el trofeo de la Euroliga. (Reuters)
Felipe Reyes y Sergio Llull levantaron el trofeo de la Euroliga. (Reuters)

El Real Madrid conquistó en Belgrado su décimo título de campeón de Europa tras vencer al Fenerbahçe por 85-80 en la final de la Euroliga. Tras una temporada llena de problemas, el equipo madridista mostró en la Final Four su mejor versión del curso. Venció en semifinales al CSKA de Moscú y superó en la final los jugadores dirigidos por Zeljko Obradovic, que tendrá que esperar para sumar su décimo entorchado continental, el segundo como entrenador del equipo turco. Esta vez le ganó Pablo Laso, uno de sus muchos discípulos.

De todos los títulos logrados con el vitoriano en el banquillo (que ya son 14), esta Euroliga asciende a lo más arriba por su valor. La de hace tres años fue muy especial por ser la primera en 20 años, pero esta lo es por todo lo que ha superado el equipo para conseguirla. Pocos creían en este equipo en otoño, cuando las lesiones arrieciaban. El gesto del capitán, Felipe Reyes, compartiendo el honor de levantar el trofeo con Sergio Llull simboliza todo eso. Este equipo nunca había tenido que superar tantos obstáculos.

A lo largo de la temporada, el Madrid se las ha arreglado para sobrevivir en la Euroliga, una competición en la que cualquier bajón se castiga. Lo hizo gracias a su profundidad de plantilla, al paso adelante de jugadores en teoría secundarios, y al trabajo de Laso desde el banquillo. El impresionante palmarés del Madrid desde su llegada no ha evitado que en cada derrota se le haya señalado y se le haya hecho de menos. Se ha cuestionado su capacidad para dirigir, dudas que deben desaparecer tras lo logrado este curso. No solo ha mantenido al equipo a flote, sino que le ha hecho crecer hasta alcanzar su mejor nivel en el momento adecuado. Este fin de semana en Belgrado.

Doncic, 'MVP' de la final

El Madrid podría haber perdido en semifinales o en la final y nadie podría haberle reprochado nada dado la dificultad de la temporada y el nivel de los rivales. En cambio se alzó sobre dos proyectos de su nivel, incluso más poderosos en lo económico, pero, a la vista está, por debajo en lo deportivo. Ni CSKA ni Fenerbahçe tienen tanto talento como el Madrid. Lo relevante es que no lo había tenido todo junto (o casi todo, porque faltaba Kuzmic) hasta hace pocas semanas. Pero no lo notó.

Laso dispone una plantilla amplísima en la qur todos son y se sienten importantes. Llull, Ayón y Randolph, tres estrellas, apenas pisaron el parqué en la segunda parte. No hizo falta. Ya estaban Causeur (17 puntos), Thompkins (10 puntos y 5 rebotes) y Tavares (8 puntos y 5 rebotes). Los tres, más un Luka Doncic al que eligieron 'MVP' (15 puntos 3 rebotes y 4 asistencias), fueron los más importantes en el tramo decisivo del partido. Igual que antes lo habían sido Rudy o Reyes. El triunfo madridista es un triunfo colectivo por encima de las individualidades. Solo Doncic alcanzó los 30 minutos de juego y solo Campazzo se quedó sin anotar.

El abrazo de Doncic y Causeur, dos de los mejores jugadores del Madrid en la final. (EFE)
El abrazo de Doncic y Causeur, dos de los mejores jugadores del Madrid en la final. (EFE)

La reacción final del Fenerbahçe

El Madrid realizó un partido sobrio, con pocos errores y con una gran defensa. Lo mismo hizo el Fenerbahçe, aunque esta vez no tan bien como su rival. Salvo Melli, imparable con 28 puntos, ningún otro estilete turco brilló en ataque. Wanamaker apareció en el último cuarto, pero no fue suficiente. El Madrid, en cambio, siempre contó con Doncic, se aprovechó del enorme tercer cuarto de Causeur y tuvo en Thompkins y Tavares a dos jugadores fundamentales en el rebote.

El último que atrapó el estadounidense pasará a la historia de la sección. Causeur falló sus dos tiros libres después de que Ali Muhammed anotara un triple que apretó más que nunca el marcador en el último cuarto (81-78). Thompkins fue más listo que Melli, atrapó el balón y anotó un canasta definitiva a 18 segundos del final. (83-78). El Real Madrid había mandado por diez puntos en el último período, por nueve a poco más de un minuto. Pero el Fenerbahçe no se rindió y lo intentó hasta el final. No lo consiguió. A diferencia de lo que sucedió hace un año, cuando el equipo turco apartó al español de la final, esta vez los que celebraron fueron los aficionados madridista. La segunda Copa de Europa en tres años. La Décima.

opta

Euroliga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios