A MIL GRADOS

Los mejores trucos para tener sexo en plena ola de calor

Aunque las altas temperaturas provoquen un aumento de tu libido, el contacto íntimo con tu pareja puede resultar muy incómodo. Pero no si sigues los siguientes trucos

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Lo sabemos. Lo repìten tropecientas veces en las noticias: hace mucho calor. Y si hay algo claro es que nadie se salva. Poco después del mediodía, la casa está que arde y tampoco podemos salir porque fuera se siente uno como en el mismísimo infierno. Las oficinas y bibliotecas son pequeños oasis de aire acondicionado en medio de la irrespirable metrópoli. Y claro, esto también repercute en tus momentos más íntimos y románticos.

El contacto corporal en esta época del año se hace más que incómodo. Aunque las altas temperaturas puedan impulsar tu libido, sabes que en el momento en el que por fin os ponéis a ello aparece un sofoco incontrolable que os obliga a despegaros. A no ser de que hayáis conseguido establecer como punto de encuentro la ducha, va a ser muy difícil que esta noche os dé por acostaros y... algo más.

Buscad la parte más fresca de la casa. Una improvisada guerra de agua a mitad de tarde nunca viene mal

Para que no os agobiéis nada más comenzar, la revista británica 'Metro' ha consultado a sexólogos expertos para que aporten los mejores trucos en caso de calentón y que el sofoco no aparezca. Si este verano el lugar en el que resides no dispone de aire acondicionado y te mueres de las ganas por hacerlo con tu pareja, lee atentamente.

Hielos

Sí, agua congelada, a menos de cero grados, para que os la paséis por la piel y sintáis ese alivio en forma de frescor. Que no se os ocurra aplicar los hielos directamente en los genitales, ya que tanto frío puede quemar. Lo que sí podéis hacer es mantenerlos en la boca, uno cada uno, por ejemplo, y daros largos besos pasados por agua fresca y revitalizante.

Nuestros cuerpos producen más vitamina D cuando están expuestos a la luz solar, y esta aumenta los niveles de testosterona

"En mi opinión personal, no hay nada mejor que el sexo ardiente y sudoroso, pero si necesitáis refrescaros durante el proceso, recurrid a cubitos de hielo", aconseja Adam Lewis, diseñador de la empresa de juguetes sexuales Hot Octopuss. "Sobre todo pasároslos por lugares sensibles, ya que aumenta el placer y la intensidad de las sensaciones, además de ser refrescante. Aunque suene a cliché, jugar con los cubitos es una de las mejores formas de combatir el calor de verano". Fácil y barato. Ah, y no olvides rellenar la cubitera una vez hayáis acabado para la próxima vez.

Sal del dormitorio

En muchos apartamentos, el dormitorio tiende a ser el lugar más caluroso de toda la casa. Si tienes la mala suerte de que pega el sol en algún momento del día, más aún. Buscad el lugar más fresco. Muchos optarán por la cocina. Una guerra de agua de vez en cuando nunca viene mal. Tampoco hacerlo en el baño o en la ducha. No te preocupes por si se mojan algunas partes de la casa; el calor las secará. El sexo también trata de encontrar experiencias nuevas y esta puede ser una buena oportunidad para probar algo diferente.

Cuando el ventilador es tu mejor amigo

Si no dispones de uno, ya va siendo hora. A no ser que te guste sufrir, un ventilador pequeño o de dormitorio puede conseguir rebajar un poco la temperatura para que estéis más cómodos. Además, una vez empecéis a sudar, el contacto con el aire os imprimirá la sensación refrescante que llevábais esperando.

Aprovéchate del calor

Aunque es mucho más incómodo hacerlo en plena ola de calor, las altas temperaturas también aumentan la libido. "Para dormir es horrible, pero para hacer el amor es un gran aliado", opina Anabelle Knight, sexóloga del sitio web 'Love Honey'. "Nuestros cuerpos producen más vitamina D cuando están expuestos a la luz solar. Y esta vitamina aumenta los niveles de testosterona".

"Hay estudios que demuestran que los hombres tenían un 33% más de testosterona en julio que en enero", reitera la experta. "Y ya se sabe que los hombres con más hormonas masculinas tienen más orgasmos. En otras palabras, a más luz y energía solar, más y mejor es el sexo".

Sed vagos

Que Paul Lafargue esté orgulloso: si existe un verdadero derecho a la pereza, este debería empezar por el sexo. Hace calor. No te hagas el supermán a la hora de hacerlo ni intentes posiciones arriesgadas o con alta exigencia física. Tan solo reserva energía y tómate las cosas con calma. "Enfócate menos en el sexo en sí y más en los preliminares", recomienda Knight. "Podéis tener un contacto corporal íntimo sin recurrir a posiciones demasiado complicadas".

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios