Cómo vivían los miopes antes de que se inventaran las gafas
  1. Alma, Corazón, Vida
UNA HISTORIA SORPRENDENTE

Cómo vivían los miopes antes de que se inventaran las gafas

Esta enfermedad, pérdida de visión hacia las cosas más lejanas, está alcanzando niveles de epidemia en nuestra sociedad. ¿Cómo sobrevivieron hace más de 800 años?

placeholder Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Hoy en día ver alguien con gafas es lo más normal del mundo. A nadie le extraña que por su miopía, astigmatismo u otras defectos de la visión tengan que acompañarlo para siempre como complemento para vivir mejor. Pero, ¿cómo hacían antes de que se inventaran? ¿Cómo se apañó aquella gente?

Es posible que Aristóteles escribiera las primeras observaciones de la presbicia allá por el 350 a.C. Las personas con esta afección pueden ver objetos que están cerca, pero los distantes tienden a ser borrosos. Neil Handley, del museo del Colegio de Optometristas de Londres, asegura a 'Live Sicience' que "no se sabe mucho sobre cómo se trató este defecto antes de que se inventaran las primeras lentes. Fue un desarrollo tardío".

Foto: Melanoma ocular. (Universidad de Auburn)

Antes del siglo XIV, los defectos de visión, fueran congénitos o ligados a la edad, suponían una limitación irremediable. Afectaba sobre todo a quienes se dedicaban a trabajos de precisión o a actividades intelectuales basadas en la lectura y la escritura. Entre estos, los monjes los primeros en desarrollar este aparato en un monasterio allá por el 1300.

Hay incluso algunas evidencias de que quisieron tener hijos miopes con la esperanza de que fueran los futuros iluminadores de manuscritos

Un científico árabe, Ibn al-Haytham, conocido en Europa como Alhacén, creó en el siglo XI las bases teóricas para esta invención con su estudio de la córnea humana y de los efectos de los rayos de luz en espejos y lentes. Sus libros se tradujeron al latín y alimentaron un generalizado interés por la óptica y por sus aplicaciones prácticas. Aparecieron así las "piedras de lectura", lentes semiesféricas que se usaban a modo de lupas y que constituyen el precedente de las gafas.

Un invento revolucionario

Realmente el invento se sitúa en 1286 y se atribuye al monje de Pisa Alessandro Della Spina. Él mismo fabricó las gafas que otro había ideado antes, pero sin querer comunicar su secreto. Alessandro, en cambio, enseñó a todos la manera de hacerlo. Además, otro de los primeros ejemplos conocidos de lentes cóncavas aparece en un retrato de principios del siglo XVI del Papa León X, parte de la familia de Médici, políticamente influyente y miope, y que fue pintado por el maestro italiano Rafael.

placeholder Papa León X. (iStock)
Papa León X. (iStock)

Lo cierto es que la miopía podría ser una anomalía moderna. Sus tasas han aumentado considerablemente en las últimas décadas y los investigadores estiman que la mitad del mundo la sufrirá en 2050. Un estudio realizado por 'Visión y vida' descubrió que 6 de 10 jóvenes entre 17 y 27 años sufren este problema en nuestro país. Además, la generación nacida después de los 2000 tiene peor graduación y la padecen mucho antes. Pero hay naciones mucho peores: en Seúl, Corea del Sur, por ejemplo, alrededor del 95% de los hombres de 19 años lo son.

Los científicos aún están tratando de descubrir la causa detrás de esta tendencia, y hay expertos que lo tildan como "una epidemia". Mientras que algunos culpan a la genética o al aumento en el tiempo de estudio y detección, otros investigadores descubrieron que los niños que pasan menos tiempo en la calle tienen más probabilidades de desarrollarla.

Se adaptaron

Independientemente de lo que impulsa la tendencia, es probable que no afectara a tantas personas en el pasado como lo hace ahora. Handley afirma que "la creación tardía sugiere que no se consideraba una prioridad porque no había muchos que lo padecieran y que las personas podrían haber sobrevivido con esta condición adaptando su estilo de vida".

6 de cada 10 jóvenes entre 17 y 27 años sufren este problema en nuestro país. Además, la generación nacida después de los 2000 tiene peor graducación

Por ejemplo, las personas con miopía fueron históricamente valoradas en contextos artesanales como los monasterios medievales europeos, donde los manuscritos esclarecedores y las biblias de pintura requerían hacer pinceladas pequeñas y precisas. "La persona que la padece, lejos de recibir alguna corrección, fue alentada a permanecer con ella porque en realidad era ideal para ellos hacer este trabajo", asegura el experto. "Hay incluso algunas evidencias de que quisieron tener hijos miopes con la esperanza de que fueran los futuros iluminadores de manuscritos. Así es como las sociedades se adaptan a lo que llamamos discapacidad. No necesariamente lo consideran así", comenta.

Desafortunadamente no hay que mirar al pasado para saber cómo las personas miopes y sin acceso a unas gafas se las apañan a diario. Según 'The New York Times', más de 2,5 mil millones las necesitan, pero no las pueden conseguir. Este es un problema que puede obstaculizar la educación de los niños, causar accidentes de tráfico e impedir que las personas trabajen. Una epidemia silenciosa que va en aumento.

Historia Miopía Noticias Curiosas Curiosidades
El redactor recomienda