UN AUSTRALIANO LO HA CONSEGUIDO EN UN AÑO

La dieta de la patata: cómo adelgazar hasta 50 kilos comiendo sólo este tubérculo

Una concursante de un programa de televisión británico ha perdido seis kilos después de seguir una dieta en la que sólo podía comer patata

Foto: Patatas asadas, una de las variantes aceptadas para seguir esta peculiar dieta
Patatas asadas, una de las variantes aceptadas para seguir esta peculiar dieta

Las personas amantes de la gastronomía no podrían pensar en nada peor que tener que comer el mismo alimento una y otra vez. Un día, y otro, y otro, y otro… y así hasta el infinito, sería un auténtico martirio. Aunque el alimento del que habláramos fuera un auténtico manjar, finalmente la repetición nos llevaría a aborrecerlo, por muy rico que al principio estuviera.

En el Reino Unido triunfa un programa de televisión, ‘Cómo perder peso bien’, en el que varias personas participan con la intención de adelgazar, pero con la premisa de hacerlo de manera controlada y guiada por expertos nutricionistas. Una de las participantes, Caroline, recibió en la última semana una dieta poco habitual: comer sólo patatas durante una semana.

El objetivo es que, durante siete días, el cuerpo sólo ingiera ese tubérculo siempre que no sea frito: es decir, se pueden comer patatas cocidas, hervidas, al horno o machacadas para desayunar, comer y cenar. Caroline consiguió perder seis kilos en tan sólo una semana pero, ¿es saludable la dieta de la patata? ¿Recuperará el peso cuando vuelva a comer de forma normal?

Déficit de calorías

La dieta de la patata se basa, genéricamente, en una dieta baja en calorías. Hay algo que se repite en casi todas las dietas, cuando de perder peso se trata: hay que quemar más calorías de las que ingerimos. Y con la dieta de la patata vamos cumplir al menos con el primer precepto: la ingesta de calorías que haremos durante los días que dure esta dieta será muy baja.

La patata es un alimento rico en fibra y carbohidratos y contiene vitaminas y minerales esenciales, como la vitamina C o el potasio

La patata es un alimento rico en fibra y carbohidratos y contiene vitaminas y minerales esenciales para el organismo, como la vitamina C o el potasio. Por eso, comiendo sólo patatas estaremos aportando al cuerpo parte de los nutrientes que necesita, aunque como sucedería en cualquier caso en el que ingiriéramos un solo alimento, habrá un déficit de otros nutrientes que necesita el organismo.

Con el déficit calórico que provoca la dieta de la patata perderemos peso, como le sucedió a Caroline, pero es posible que al volver a comer de todo se produzca el temible efecto rebote y recupere los kilos perdidos. Eso se produciría debido a que el organismo se acostumbra a ralentizar el metabolismo y, cuando volvemos a comer de todo, ese metabolismo lento no es capaz de quemar todas las calorías necesarias, por lo que engordamos.

La dieta no tiene mayor problema que comer patatas cocinadas de distinta manera, pero nunca fritas ni tampoco las que venden en bolsas como aperitivo, aunque veamos la palabra ‘light’ escrita en grande. Son alimentos precocinados, fritos en abundante aceite que, además, no siempre es de buena calidad y contienen mucha sal y conservantes que la convierten en un alimento a evitar, más aún si estamos a dieta.

El truco de la patata

Para poder llevar a cabo esta dieta es imprescindible saber elegir las fórmulas que nos ayudarán a que la semana a base de patatas sea más llevadera. El truco para adelgazar, en este caso, es cocinar el tubérculo de varias maneras distintas, utilizando las hierbas aromáticas y las especias como condimento, de tal manera que parezcan platos distintos cuando los comamos, pese a que el alimento es el mismo.

La patata, uno de los alimentos más consumidos del mundo (EFE/Wael Hamzeh)
La patata, uno de los alimentos más consumidos del mundo (EFE/Wael Hamzeh)

Aunque en el caso de Caroline estamos hablando de una semana comiendo patatas, se conocen otros casos en los que las personas que han seguido esta dieta han estado más días dependiendo única y exclusivamente de este alimento. El actor Kevin Smith siguió este régimen durante dos semanas y después introdujo otros alimentos poco a poco, primero con verduras al vapor únicamente.

Pero si hay alguien que tiene un récord en lo referente a la dieta de la patata ese es Andrew Flinders Taylor, un australiano que asegura que perdió 50 kilos después de pasarse un año entero comiendo sólo este tubérculo. Asegura que, en su caso, mezcló la patata de siempre con la patata dulce o boniato y que lo único que hizo fue tomar un suplemento de calcio para que su cuerpo tuviera todo lo que necesitaba.

Aunque durante el primer mes no hizo ejercicio, Andrew comenzó a montar en bicicleta hora y media diaria a partir del segundo mes, algo que ha seguido haciendo el resto del año, llegando a esos 50 kilos de dieta. ¿Es bueno para la salud? Según los expertos, no, pero él asegura que se encuentra en un fantástico estado y que volvería a hacerlo. ¿Alguien se anima?

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios