Es noticia
Menú
9 signos de que estás en buena forma (aunque creas que no)
  1. Alma, Corazón, Vida
vas por el buen camino aunque no lo sepas

9 signos de que estás en buena forma (aunque creas que no)

Tendemos a pensar que solo los adictos al gimnasio son los que tienen una salud envidiable y, sin embargo, los mortales también podemos tenerla sin cerciorarnos

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Haces ejercicio y aun así los demás te consideran un 'fofisano'. No es para quejarse, por supuesto, pero no te parece muy justo porque preferirías parecerte a un dios griego, un modelo de 'Calvin Klein' o a un ángel de 'Victoria Secret', dependiendo de cuál sea tu género. Subes las escaleras en lugar de coger el ascensor, cenas ensalada y te matas en el gimnasio y ¿todo para qué?

El destino no está jugando contigo. Simplemente estás en buena forma y no lo sabes, lo cual seguro que te llena de regocijo, aunque no implica que te puedas dormir en los laureles y dejar de subir las escaleras de tu casa para hacer pierna. Como quizá a priori no te lo creas, vamos a darte una serie de razones de peso que seguro que te alegran la mañana.

Tu corazón va al ritmo que debe ir

Esto quizá parece una obviedad pero te aseguramos que no lo es. Mucha gente tiene problemas de corazón. Arritmias, mareos... y pulsaciones demasiado altas cuando hacen esfuerzos que no son muy grandes. Si bien es cierto que no se puede generalizar y hay gente que pese a tener dicha condición se encuentra en excelente forma física es mejor tener un bajo ritmo cardíaco.

Puedes revisar tus pulsaciones por la mañana, la frecuencia cardíaca normal es de 60 a 100 latidos por minuto. Un número más alto puede indicar presión arterial alta, enfermedad del corazón u otros problemas.

Puedes seguir a tus amigos

Ya sea cuando salís a caminar (y se entiende que no vais a ritmo de tortuga), haciendo cinta o subiendo las escaleras, si estás al nivel de los demás y les sigues sin problemas significa que no estás en tan mala forma como creías. Ahora bien, si llega el autobús, te lanzas a la carrera y acabas con la lengua fuera y sin aliento durante cuarenta minutos igual si deberías comenzar a salir a trotar todos los días. Por coger un poco de fondo.

¿Cuánto tardas en recuperarte?

Y eso nos lleva a otra cuestión. El tiempo de recuperación, que también es vital. Si después de realizar un ejercicio de cardio relativamente fuerte tardas menos de cinco minutos en recuperarte es que todo va como es debido. Controla eso.

Haces ejercicio de manera regular

No hace falta que sea todos los días, pero con hacer el ejercicio suficiente cada semana estarás cuidándote de sobra. Con tres días (unos 150 minutos), señala la deportista Nikki Walter para 'Insider', de entrenamiento le estarás brindando a tu cuerpo la salud que necesita.

Foto: Foto: iStock.

'The American Heart Association' recomienda que los adultos realicen 30 minutos de actividad aeróbica de intensidad moderada al menos cinco días por semana (150 minutos en total) o bien aumentar el nivel y hacer un entrenamiento de mayor intensidad durante al menos 25 minutos tres veces por semana ( 75 minutos).

A veces lo haces sin darte cuenta

Muchos padres (o abuelos) no se dan cuenta de que están realizando ejercicio con las actividades más sencillas. Llevar el carro de tu bebé y levantarlo, correr detrás de él por el parque o en definitiva seguirle el ritmo pueden parecer tonterías en primera instancia, pero en absoluto lo son. Los niños rejuvenecen y, si puedes seguirles el ritmo, nuestra más sincera enhorabuena.

No te dan miedo las escaleras

Te vas de vacaciones a Kotor (Montenegro) y alguien exclama, quizá fruto de una insolación: "¡Vamos a subirnos las tropecientas escaleras que llevan al castillo de San Giovanni!".

Otra persona caería de rodillas al suelo y se echaría a llorar pero a ti te da totalmente igual. Las escaleras te temen más que tú a ellas y eso es una señal de que estás muy, pero que muy en forma.

Descansas bien

Cuando realizamos ejercicio solemos caer rendidos en la cama antes siquiera de haber apagado la luz. ¿Ha mejorado su sueño? ¿Qué tal tu nivel de energía a lo largo del día? Si alguna de estas respuestas es positiva significa que estás en mejor forma de lo que creías.

Existe una conexión entre ejercicio y salud mental

Se ha demostrado que el ejercicio mejora la salud mental al reducir la ansiedad, la depresión y los estados de ánimo negativos. Además, ayuda mejorar la autoestima y la función cognitiva.También alivia los síntomas como la baja autoestima y el retiro social así que, ¿por qué no hacerlo?

No todos los héroes llevan capa

Estás hecho un superhéroe o una superheroína. Ya lo sabías, pero queremos subirte la autoestima, para que luego no te sienta mal si te llaman fofisano. Hay gente que va al gimnasio y se centra en un ejercicio y tú, sin embargo, decides hacer un menú de lo más variado. Aunque no lo creas tu cuerpo se está beneficiando de la variedad y el desafío que conlleva el entrenamiento de diferentes músculos. Haz yoga, nada, sal a correr... tu cuerpo te lo agradecerá. Aunque luego te mires en el espejo y no veas a un modelo de 'Calvin Klein' no te preocupes. Están sobrevalorados.

Haces ejercicio y aun así los demás te consideran un 'fofisano'. No es para quejarse, por supuesto, pero no te parece muy justo porque preferirías parecerte a un dios griego, un modelo de 'Calvin Klein' o a un ángel de 'Victoria Secret', dependiendo de cuál sea tu género. Subes las escaleras en lugar de coger el ascensor, cenas ensalada y te matas en el gimnasio y ¿todo para qué?

Ejercicio físico
El redactor recomienda