Los anticuerpos frente al covid se mantienen e incluso aumentan tras siete meses
  1. Tecnología
  2. Ciencia
INVESTIGACIÓN DEL ISGLOBAL Y EL CLÍNIC

Los anticuerpos frente al covid se mantienen e incluso aumentan tras siete meses

Un estudio realizado con sanitarios del Hospital Clínic encuentra que en el 75% de los voluntarios se produjo un aumento de anticuerpos una vez pasaron cinco meses de la infección

Foto: Un miembro del personal sanitario del área de Vigilancia Intensiva y de la sala de hospitalización del servicio de enfermedades infecciosas del Hospital Clínic de Barcelona. (EFE)
Un miembro del personal sanitario del área de Vigilancia Intensiva y de la sala de hospitalización del servicio de enfermedades infecciosas del Hospital Clínic de Barcelona. (EFE)

Los niveles de anticuerpos frente al SARS-CoV2 se mantienen estables e incluso aumentan una vez han transcurrido siete meses de la infección. Así lo aseguran los autores de un estudio español realizado con un grupo de sanitarios cuyos resultados han sido publicados en la revista 'Nature Communications'. No es la única conclusión que arroja este trabajo, cuyos resultados también apoyan la idea de que la protección adquirida tras haber estado expuestos en el pasado a otros coronavirus como puede ser el del resfriado común puede ayudar a estar protegido contra el covid-19.

El estudio concluyó que 11,2% de los empleados del Clinic se habían infectado por el covid

"El estudio es el seguimiento del estudio SEROCOV de seroprevalencia que se publicó en junio de 2020 en la misma revista", aclara Alberto García-Basteiro, investigador del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), un proyecto impulsado por la Fundación 'La Caixa'. La investigación a la que hace referencia fue una realizada en un grupo de trabajadores del Hospital Clínic de la capital catalana, que concluyó que el 11,2% de los trabajadores de aquel centro médico habían resultado infectados por el covid-19.

Foto: Hospital Universitario La Paz (Luis García, Zaqarbal)

En aquel entonces, conocer la prevalencia entre este colectivo era importante para saber el riesgo de exposición en el colectivo y tratar de disminuirlo. Ahora esta segunda parte arroja datos que pueden ayudar a predecir la evolución de la pandemia y desarrollar estrategias eficaces para combatirla al ayudar a conocer sobre qué ocurre con la inmunidad adquirida tras la infección de SARS-CoV2. No hay que olvidar que los seis meses han aparecido como el periodo de referencia, por ejemplo, a la hora de emitir los certificados covid-19. Una vez pasa la enfermedad, el paciente, aunque no esté vacunado, recibe este documento con una validez de medio año.

Foto: El virólogo Adolfo García Sastre. (EFE)

"Se trata del primer estudio en evaluar la respuesta de anticuerpos frente a un panel tan amplio de antígenos a lo largo de siete meses", explica Carlota Dobaño, investigadora del ISGlobal. El equipo ha trabajado con 578 participantes, a los que se les tomó muestras de sangre en cuatro momentos distintos entre marzo y octubre de 2020. Usaron la tecnología Luminex para medir, a partir de la misma muestra, el nivel y tipo de anticuerpos IgA, IgM o IgG frente a seis antígenos diferentes del SARS-CoV-2, así como la presencia de anticuerpos contra los cuatro coronavirus que causan el resfriado común.

placeholder Foto: EFE.
Foto: EFE.

Este seguimiento ha revelado varios puntos interesantes. Por ejemplo, la gran mayoría de las infecciones de personal sanitario se produjeron durante el periodo conocido como primera ola. El porcentaje de participantes con anticuerpos frente a la SARS-CoV2 subió muy poco entre el comienzo y el final del periodo analizado. En marzo era del 13,5% y en octubre del 16,4. A excepción de los anticuerpos IgM y de los IgG contra la nucleocápside del virus, los demás anticuerpos de tipo IgG (incluyendo los anticuerpos neutralizantes) se mantuvieron estables a lo largo del tiempo, confirmando los resultados de otros estudios recientes. “Sorprendente, en el 75% de las personas se vio incluso un aumento de anticuerpos IgG anti-Spike a partir de los cinco meses, sin ninguna evidencia de que hubieran estado reexpuestas al virus”, comenta Gemma Moncunill, coautora sénior del trabajo.

En busca de los anticuerpos

Anticuerpos de otros coronavirus

En lo que se refiere a anticuerpos generados por el resfriado común (HCoV), las conclusiones apuntan que podrían incluso ofrecer protección cruzada. Las personas que se infectaron por SARS-CoV-2 tenían niveles más bajos de anticuerpos contra HCoV. Así mismo, las personas asintomáticas tenían niveles más elevados de IgG e IgA anti-HCoV que las personas sintomáticas.

Se detectó menos seroprevalencia al SARS-CoV2 entre los que habían estado expuestos a otros coronavirus

"El estudio muestra menos seroprevalencia frente a SARS-CoV 2 entre los que se habían expuesto a otros coronavirus. Eso podría indicar cierta protección", apunta García-Basterio. En caso de confirmarse, esto podría ayudar a entender la diferente susceptibilidad frente a la enfermedad en la población. Sin embargo, el investigador hace algunos apuntes de cómo no se puede concluir nada frente a la protección frente a diversas variantes porque estas no fueron el objeto del análisis y no estudiaron las mutaciones a las que se expusieron los trabajadores. El estudio seguirá ahora hacia la siguiente meta volante, para obtener conclusiones a un año vista, dentro de la etapa prevacunación.

Las conclusiones de este y otras investigaciones similares podrían ayudar a establecer realmente si será necesario una o más dosis de recuerdo de la vacuna en los próximos años. "El siguiente análisis que estamos haciendo sobre cinética de anticuerpos por más tiempo (un año) sí podría derivar en ciertas hipótesis sobre la necesidad o no de una dosis de refuerzo de la vacuna", comenta García-Basteiro. "De todas formas, esta necesidad no debe basarse solo en la cinética descendente de marcadores humorales, sino en estudios de cohortes con diversos niveles de anticuerpos, viendo si se establece una asociación entre niveles determinados o su ausencia y mayor incidencia de infección o enfermedad", concluye.

Coronavirus