Es noticia
Menú
Bofetón con la mano abierta de Zelenski al Parlamento alemán: "Se lo advertimos"
  1. Mundo
  2. Europa
"Señor Scholz, destruya ese muro"

Bofetón con la mano abierta de Zelenski al Parlamento alemán: "Se lo advertimos"

"Les advertimos de que Nord Stream 2 era un arma. Y su respuesta fue economía, economía, economía", ha afirmado Zelenski, en una intervención virtual desde el Bundestag

Foto: Zelenski, en el Parlamento alemán. (EFE/EPA/Clemens Bilan)
Zelenski, en el Parlamento alemán. (EFE/EPA/Clemens Bilan)

Volodímir Zelenski lleva una semana de gira política sin moverse de Kiev. El presidente de Ucrania ha ofrecido en los últimos días discursos por videollamada ante los parlamentos de la Unión Europea, Reino Unido, Estados Unidos y Canadá para solicitar un mayor respaldo a su país en la guerra contra la invasión de Rusia. Su tono, hasta ahora, había sido serio y severo ante la gravedad de la circunstancia, pero conciliatorio. Pero eso ha cambiado este jueves a la hora de dirigirse a un país al que los ucranianos identifican como el principal culpable de la pasividad y prudencia europea ante la agresión de Moscú desde 2014: Alemania.

La alocución de Zelenski frente al Bundestag ha sido mucho más dura que las anteriores, reprochando a los políticos alemanes el haber priorizado la economía y el suministro del gas ruso a la seguridad de su país y de Europa. "Les advertimos de que Nord Stream 2 era un arma. Y su respuesta fue economía, economía, economía", ha afirmado el presidente, en alusión al gasoducto germano-ruso y unas sanciones que, afirmó, "son insuficientes y llegan tarde".

Foto: El canciller alemán, Olad Scholz. (EFE/Rainer Keuenhof)

Durante años, Alemania ha alegado que la "responsabilidad histórica" de su país, dado su pasado nazi, la obligaba a mantener un diálogo y actitud conciliadora con Moscú. Las administraciones anteriores de Angela Merkel y Gerhard Schröder estrecharon los lazos económicos y la dependencia energética con Rusia. La invasión lo ha cambiado todo. Desde el inicio de la guerra, el Gobierno del canciller Olaf Scholz ha congelado el proyecto del gasoducto Nord Stream 2, se ha unido a sus aliados a la hora de imponer fuertes sanciones contra Rusia y prometido un aumento masivo en el gasto de defensa, además de eliminar la prohibición de exportar armas a las zonas de conflicto para ayudar a Ucrania. Sin embargo, Berlín se sigue resistiendo a detener por completo las importaciones de energía rusa, advirtiendo que provocaría escasez en invierno y aumentaría la inflación.

Zelenski ha criticado la visión alemana, señalando que todo ese discurso sobre las lecciones del pasado no ha servido de nada. "De nuevo, en Europa se busca aniquilar a un pueblo. ¿Por qué?", se preguntaba en su discurso. “¿De qué sirve la responsabilidad histórica?”, espetaba. "Cada bomba que cae, cada decisión que no se adopta es una piedra con la que se construye un nuevo muro", ha añadido el presidente ucraniano, en referencia al muro de Berlín. Por ello, se dirigió directamente a Scholz, solicitándole que "sea el líder que Alemania necesita" y que apoye decididamente a su país, algo que no puede limitarse, afirmó, a las simples sanciones económicas.

Foto: Labores de emergencia en Járkov. (REUTERS/Vitalii Hnidyi)

El líder ucraniano ha enumerado en su mensaje los bombardeos sobre la asediada ciudad de Mariúpol, además del resto de ataques que su país sufre "día y noche", de forma ininterrumpida y "todos los días de la semana". "Es difícil para nosotros sobrevivir a todo esto sin la ayuda del resto del mundo, defender a Ucrania y defender al mundo libre de Europa", indicó. Finalmente, ha parafraseado ahí el histórico discurso pronunciado en 1987 por el entonces presidente estadounidense Ronald Reagan ante el muro berlinés, cuando pidió al líder soviético Mijail Gorbachov que derribara el muro de Berlín. "Señor Scholz, destruya ese muro", ha sentenciado, para lamentar a continuación que su país estaba recibiendo "más apoyo" desde el otro lado del Atlántico que en la propia Europa.

La reacción del público alemán al discurso de Zelenski, que recibió una gran ovación, ha sido, hasta ahora, de vergüenza y arrepentimiento. "¡Hoy fue el momento más indigno en el Bundestag que he visto en mi vida!", lamentó en Twitter Norbert Röttgen, diputado alemán del CDU y exministro de la era Merkel. Sin embargo, nada indica que la política alemana hacia Ucrania vaya a experimentar nuevos cambios. Poco después de la alocución del mandatario, el Bundestag pasó página, debatiendo sobre el mandato de las vacunas. Vuelta a la rutina.

Volodímir Zelenski lleva una semana de gira política sin moverse de Kiev. El presidente de Ucrania ha ofrecido en los últimos días discursos por videollamada ante los parlamentos de la Unión Europea, Reino Unido, Estados Unidos y Canadá para solicitar un mayor respaldo a su país en la guerra contra la invasión de Rusia. Su tono, hasta ahora, había sido serio y severo ante la gravedad de la circunstancia, pero conciliatorio. Pero eso ha cambiado este jueves a la hora de dirigirse a un país al que los ucranianos identifican como el principal culpable de la pasividad y prudencia europea ante la agresión de Moscú desde 2014: Alemania.

Conflicto de Ucrania Ucrania
El redactor recomienda