"La gente tiene derecho a saber cuánto se ha pagado por las vacunas y los detalles legales"
  1. Mundo
  2. Europa
Eurodiputada sueca Jytte Guteland

"La gente tiene derecho a saber cuánto se ha pagado por las vacunas y los detalles legales"

Guteland, eurodiputada sueca por la Alianza Progresista de Socialistas y Demócratas (S&D), explica cómo el Europarlamento presiona por más producción y más transparencia en las vacunas

placeholder Foto: Jytte Guteland, en el Parlamento Europeo. (Parlamento Europeo/Jan Van de Vel)
Jytte Guteland, en el Parlamento Europeo. (Parlamento Europeo/Jan Van de Vel)

Jytte Guteland (1979, Suecia) es eurodiputada por la Alianza Progresista de Socialistas y Demócratas (S&D) desde 2014. Actualmente, es la coordinadora del partido en uno de los comités parlamentarios clave de la legislatura, el ENVI, encargado de medioambiente, salud pública y seguridad alimentaria. Desde allí, la Eurocámara supervisará la política climática que marcará el destino de los fondos de recuperación de la UE, la respuesta al coronavirus o la campaña de vacunación. Guteland es una de las pocas eurodiputadas que pudieron acceder a algunos de los contratos con las farmacéuticas con la Comisión Europea; desde entonces, se han publicado apenas tres contratos y todos con páginas enteras censuradas.

En esta entrevista con El Confidencial, que forma parte del proyecto 'Decodificando el Parlamento Europeo', Guteland pide más transparencia sobre los acuerdos de compra conjunta de vacunas para la UE y expone las opciones que plantean desde el legislativo para acelerar la producción de las dosis. Esta semana, la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, admitió errores en la estrategia europea para producir vacunas al ritmo de las expectativas. “Llegamos demasiado tarde para autorizar, fuimos demasiado optimistas en lo que respecta a la producción masiva y tal vez estábamos demasiado seguros de que lo que pedimos se entregaría a tiempo”, reconoció ante el pleno de la Eurocámara.

Foto: Ursula von der Leyen. (Reuters)

Sin embargo, para Guteland, el objetivo de vacunar al 70% de la población para finales de verano debería seguir en pie: "Es muy difícil, pero si lo hacemos menos ambicioso, enviamos la señal equivocada".

PREGUNTA. Todos estamos de acuerdo en que la vacunación, y la producción de las vacunas, debería ser más rápida en Europa. ¿Pero cómo?

RESPUESTA. En lo que debemos enfocarnos ahora y debe ser la primera prioridad de la Comisión [Europea], es en promover que haya más cooperación entre compañías farmacéuticas. Hay opciones en las que se pueden ayudar unas a otras, hay vacunas que pueden producirse en laboratorios de otras compañías. Así que podríamos servirnos de ese tipo de cooperación voluntaria [entre compañías]. La Comisión necesita buscar todas las oportunidades posibles, hasta debajo de las piedras, para conseguir un mayor nivel de producción [de vacunas].

P. La compañía francesa Sanofi, después de que fallara su prototipo de vacuna, ha llegado a un acuerdo para empezar a producir en sus plantas la vacuna de Pfizer...

R. Este tipo de cooperación, cuando se utiliza un laboratorio de una compañía para ayudar a producir la vacuna de otra compañía, solo para asegurarnos de que lo hacemos lo más rápidamente posible, este es un buen ejemplo. Tenemos que evaluar si podemos conseguir otros ejemplos similares.

P. Más de 3.000 millones de euros de los contribuyentes europeos han ido a financiar las vacunas. Hasta ahora, todavía no sabemos claramente cuánto ha ido a qué compañías. Esta semana, se ha publicado el contrato con la farmacéutica Sanofi, pero todavía con partes censuradas. ¿Qué opina de esto? ¿Cómo puede el Parlamento Europeo presionar a la Comisión para la publicidad de los contratos?

R. Durante el último mes, e incluso antes, hemos presionado mucho a la Comisión. Hemos demandado transparencia en este asunto. Para que los eurodiputados puedan leer los contratos, no como hasta ahora, que muy pocos eurodiputados han podido hacerlo —los contratos son muy secretos, están muy tachados con bolígrafo negro, así que no puedes leerlos—, y para que los medios también puedan leer los contratos. A fin de cuentas, son los ciudadanos los que pagan y es por los ciudadanos que se han hecho estos contratos, porque necesitamos la vacuna. La gente tiene derecho a saberlo. Es importante que conozcamos ambas cosas, qué se ha pagado y también quée seguridad tenemos... La responsabilidad legal [de las empresas farmacéuticas] es muy importante también.

Foto: Vacunaciones de la vacuna AstraZeneca a farmaceuticos y fisioterapeutas en Girona, ayer. (EFE)
Ángel Villarino (Takoma) Opinión

P. En una de sus últimas intervenciones en el Parlamento, hablaba del peligro del "nacionalismo de las vacunas". ¿Cree que tenemos ese problema en la UE?

R. Hay una tendencia, pero también tenemos una voluntad muy fuerte a nivel europeo para hacerlo conjuntamente. Esta compra conjunta es un fuerte mensaje por parte de la Comisión y la mayoría del Parlamento ha expresado su visión de que tenemos que hacerlo [la compra y reparto de vacunas] juntos. Y la razón es que será más seguro y más rápido a la larga para los ciudadanos. Si competimos entre los Estados miembros, podríamos enfrentarnos a una situación en la que alguno es muy rápido, pero la mayoría estaría al final de la cola. Cuando digo que será más rápido, me refiero a que nos aseguramos de que los grupos vulnerables la reciben pronto. No queremos enfrentarnos a un momento en el que hay grupos vulnerables en Europa que la reciben tarde porque hay competencia entre Estados miembros.

P. ¿Es todavía posible alcanzar el objetivo de un 70% de la población vacunada para finales de verano?

R. Es un objetivo muy difícil, pero debemos mantenerlo. Cada semana que no aplicamos la vacuna, la gente sufre. Tenemos que movilizarnos muy rápido, en todos los Estados miembros, y creo que tenemos que mantener ese 70% de objetivo porque sabemos que con ese nivel [de vacunación] tendremos más normalidad en nuestras vidas. Será muy difícil, no solo por las dificultades de estas semanas, como lo de que AstraZeneca no entregue las vacunas suficientes o no haya suministro suficiente, sino también porque si lo hacemos menos ambicioso, envía la señal equivocada. Como de que no estamos luchando.

placeholder Cedida.
Cedida.

P. Las vacunas han sido uno de los temas más importantes del pleno del Parlamento Europeo esta semana, con el debate con la presidenta Von der Leyen. ¿Pero en qué otras cosas deberíamos fijarnos?

R. Esta semana ha estado dominada por el debate de las vacunas, pero también discutimos de otros temas de salud de forma más amplia Cuando hablamos de vacunas, hablamos también de cómo podemos mejorar el nivel de salud en la Unión, porque necesitamos mejores sistemas de salud en los Estados miembros y asegurarnos de que tenemos una mejor forma de protegernos ante otra pandemia. Pero también debatimos sobre economía circular y la respuesta del Parlamento, que se transformará en unas propuestas legislativas más concretas de la Comisión este verano. El mensaje del Parlamento Europeo es que nos gustaría ver más propuestas respetuosas con el medioambiente, para asegurarnos de que tenemos una economía circular en la que utilizamos las materias primas con cuidado, que reutilizamos y que tenemos marcado para 2030 cuántas materias primas podemos usar. Creo que un mensaje del Parlamento Europeo muy serio con respecto al medioambiente es muy positivo.

También estoy en la Comisión de Asuntos Externos. El Parlamento Europeo no tiene soberanía, son los países miembros, pero mandamos un mensaje de lo que nos gustaría ver. Esta semana, por ejemplo, condenamos la situación en Myanmar, también discutimos sobre Rusia, por la visita de Borrell a Moscú. No fue un viaje exitoso. No era el momento de ir allí, no deberíamos ser naífs, sin darnos cuenta de que Rusia lo usa [para sus propios fines] y tenemos que ser muy críticos con lo que está pasando en Rusia ahora mismo.

Foto: El alto representante junto al ministro ruso de Asuntos Exteriores, Sergei Lavrov. (EFE)

P. Hemos hablado de medioambiente, de economía circular... Este año es el Año Europeo del Ferrocarril, pero ¿en qué se está traduciendo concretamente? ¿Y cómo encaja esto con las medidas que está tomando el Parlamento Europeo para proteger al sector de las aerolíneas, muy afectado por la pandemia? [El PE acaba de aprobar la extensión de la suspensión de la regla 'lo usas o lo pierdes' del 80% al 50%, los 'slots']. Parece contradictorio apoyar el ferrocarril y a los aviones al mismo tiempo...

R. Tienes razón. Europa se ha unido por los vuelos, los aviones nos acercan, y los trenes deben tener esa función en el futuro. Volaremos, claro, pero no tanto como antes, solo cuando sea absolutamente necesario. También evolucionará la tecnología, quizás hasta incluso aviones eléctricos. Pero mientras estemos en el camino hacia esa tecnología, hacia los viajes sostenibles, tenemos que presionar a las compañías aéreas para pagar más por esa contaminación. Porque solo pagan un 15% por las emisiones de gases de efecto invernadero, y eso no es suficiente. Hay que poner presión sobre ellos y los precios tampoco diferirán mucho de los del tren. Mucha gente elige viajar en avión porque es más barato.

placeholder Jytte Guteland, con su bebé, en una sesión del Parlamento en 2017. (Reuters)
Jytte Guteland, con su bebé, en una sesión del Parlamento en 2017. (Reuters)

P. Pero esto ahora con la pandemia ha cambiado, las aerolíneas necesitan ayuda financiera, algunos gobiernos las han incluso rescatado, y el Parlamento Europeo de hecho las está ayudando [con los 'slots'].

R. Es un balance complejo, uno de los dolores de cabeza de esta situación. Por un lado, podríamos usar esta pandemia para hacer la transición [climática] más rápidamente, porque lo necesitamos. Tenemos que ir más rápidos hacia una neutralidad climática en Europa y para el objetivo de reducción de emisiones de efecto invernadero. Podríamos usar la pandemia para hacerlo, porque la gente está ahora en el punto de cambiar hábitos [de vida], y las empresas están recibiendo dinero, pero necesitan cambiar. Pero si abandonamos a todas las compañías que dependen de los combustibles fósiles, tendrá un impacto social enorme... Hay que encontrar el delicado balance para que las compañías transicionen, pero también socialmente, para que la gente supere la pandemia.

"Podríamos usar esta pandemia para una transición más rápida a la neutralidad climática"

P. ¿Cómo se ve desde Bélgica [donde está la sede del Parlamento Europeo], uno de los países con más restricciones por el covid-19, la estrategia de Suecia?

R. Yo estoy en Bélgica la mayor parte del tiempo, desde Bélgica, con la perspectiva sueca... La curva y las cifras han sido similares entre estos dos países con dos estrategias muy distintas. Bélgica ha sido más estricta, pero durante la segunda ola Suecia ha sido un poco más estricta también [que en la primera] y Bélgica un poco menos [con respecto al confinamiento en primavera]. En Suecia, las escuelas estaban abiertas [en la primera ola], y los bares, pero la gente no iba realmente. Mucha gente se quedaba en casa. Es difícil decir qué estrategia es más exitosa, porque los resultados son similares... Y las estrategias se parecen más ahora en esta segunda ola. Es demasiado pronto para decirlo [si la estrategia sueca es exitosa].

P. ¿Cuáles son sus principales prioridades para el próximo año, o para esta legislatura? ¿Qué le gustaría conseguir [como eurodiputada], y qué cree que es efectivamente posible conseguir?

R. Me gustaría tener una Ley Climática muy fuerte. También una reducción de las emisiones del 60% en 2030. Esto no es lo que están diciendo los Estados miembros y la presidencia [del Consejo, ahora mismo, en manos de Portugal]. Ellos dicen 55%, así que será una negociación, lo sé, pero realmente quiero tener una mayor ambición para 2030. Me gustaría también tener un presupuesto para los gases de efecto invernadero en la Ley Climática, así tendríamos un presupuesto para la ciencia protegido. Me gustarían propuestas más concretas para hacer el Acuerdo de París más presente. Me gustaría que los Estados miembros respeten los objetivos de neutralidad climática, que sea vinculante, y no solo a nivel de la UE. Me gustaría tener un muy fuerte paquete climático este verano, que tengamos una mejor legislación para el sistema ETS ['emissions trading system'], una reducción más rápida de las emisiones de CO2. También los coches, revisaremos la legislación con respecto a los coches. Pero, por su puesto, querría acabar con esta pandemia, que se distribuya la vacuna entre los Estados miembros, ese es el principal objetivo.

Proyecto Parlamento Europeo Comisión Europea Parlamento Europeo Unión Europea Bélgica Pfizer
El redactor recomienda