Es noticia
Menú
Dinamarca, Suecia y Noruega atribuyen las fugas de los gasoductos Nord Stream a un "acto intencionado"
  1. Mundo
Sospechas de sabotaje

Dinamarca, Suecia y Noruega atribuyen las fugas de los gasoductos Nord Stream a un "acto intencionado"

Las conclusiones de las autoridades de ambos países, que siguen recabando información sobre el tema, se basan sobre todo en las mediciones realizadas por sus servicios sísmicos nacionales

Foto: Instalaciones del Nord Stream 2, en una foto de archivo. (Reuteres/Fabrizio Bensch)
Instalaciones del Nord Stream 2, en una foto de archivo. (Reuteres/Fabrizio Bensch)

Los gobiernos danés y sueco apuntaron este martes a un "acto intencionado" como la causa probable de las tres fugas detectadas en los gasoductos rusos Nord Stream 1 y 2 en las zonas económicas exclusivas de estos países nórdicos en los últimos días. "La clara valoración de las autoridades es que se trata de un acto intencionado y no de un accidente", dijo en rueda de prensa la primera ministra danesa, Mette Frederiksen.

Su homónima sueca, Magdalena Andersson, concluyó una hora después, en otra comparecencia posterior en Estocolmo, que "probablemente" lo ocurrido obedezca a un "sabotaje".

Foto: La zona del escape de gas en el Báltico. (Ministerio de Defensa de Dinamarca)

Ninguna quiso especular sobre el posible motivo ni autor y ambas resaltaron la gravedad del incidente, aunque se haya producido fuera de su territorio, por lo que no se puede hablar de un ataque directo. "El Gobierno ve con mucha gravedad lo que ha ocurrido, no menos considerando la actual situación política de seguridad en nuestra área de cercana", dijo Andersson en alusión a la guerra en Ucrania.

Las conclusiones de las autoridades de ambos países, que siguen recabando información sobre el tema, se basan sobre todo en las mediciones realizadas por sus servicios sísmicos nacionales, que detectaron explosiones cerca de donde se produjeron las fugas, una en zona exclusiva sueca y dos en la zona danesa.

Foto: Nave militar en la isla de Bornholm, en Dinamarca. (EFE/Hannibal Hanschke)

La Dirección General de Energía de Dinamarca había elevado horas antes al segundo nivel más alto el nivel de emergencia en los sectores eléctrico y gasístico, lo que implica que se aumentará la seguridad en plantas, edificios e instalaciones.

Suecia también ha adoptado medidas similares, al igual que la vecina Noruega, principal exportador de gas y petróleo de Europa occidental, aunque no tiene territorio costero en el Báltico. El Servicio Sísmico Nacional Sueco, por su parte, informó de que se habían detectado dos explosiones submarinas en la zona de las fugas, ocurridas poco antes de que aparecieran esos escapes inusuales.

El ministro de Petróleo y Energía de Noruega, Terje Aasland, se ha sumado a las sospechas de otros países europeos y ha señalado la posibilidad de que las fugas registradas en el gasoducto Nord Stream sean fruto de "actos de sabotaje".La Comisión Europea (CE) había informado horas antes de que "tomaba nota" de lo ocurrido, pero sin entrar en especulaciones sobre un posible sabotaje.

Foto: El río Siverskyi Donets, tras el fallido asalto de las tropas rusas. (Reuters)
Un puente que resume 100 días de guerra: "Esto va más allá de la estupidez, es sabotaje"
A. Alamillos. Kiev K. A. P. Infografía: Rocío Márquez Fernando Anido

El portavoz de la Presidencia rusa, Dimitri Peskov, admitió en su rueda de prensa telefónica diaria su "alarma" por los escapes. "Hasta que tengamos los resultados de la investigación, no podemos descartar nada", dijo Peskov al ser preguntado por si podía tratarse de un sabotaje.

Desde Alemania, el ministro de Economía, Robert Habeck, rehuyó hacer conjeturas sobre las causas, que están siendo investigadas, y garantizó asimismo que las fugas no tendrán efecto alguno sobre el suministro en su país, ya que de hecho los dos gasoductos están fuera de servicio.

Están fuera de servicio

Ambos gasoductos están fuera de servicio: el Nord Stream 1 lleva detenido semanas tras alegar Rusia una fuga de aceite en la única estación compresora rusa que aún operaba; el otro nunca estuvo en funcionamiento, al suspender Alemania el proceso de aprobación poco antes de la intervención militar rusa en Ucrania.

La Marina danesa ha decretado una orden que prohíbe la navegación en un radio de cinco millas alrededor de las zonas de las fugas, y los vuelos, en un área de un kilómetro.

Foto: Vladímir Putin, presidente de Rusia. (EFE/Ilya Pitalev)

Todo comenzó la noche del domingo al lunes, cuando se detectó una fuga en uno de los dos hilos del Nord Stream 2, que nunca llegó a operar debido al bloqueo por parte de Berlín de la infraestructura incluso antes de la intervención bélica en Ucrania. No obstante, la infraestructura gasística fue llenada de gas y debe mantener, por tanto, la presión. El primer Nord Stream, con una capacidad de 55.000 millones de metros cúbicos de gas al año y en el que se detectaron otras dos fugas, está detenido también tras alegar Rusia una fuga de aceite en la única estación compresora rusa que aún estaba en funcionamiento.

"No se estima que pueda haber consecuencias para la seguridad o la salud fuera de las zonas prohibidas. Eso también rige para los habitantes de Bornholm y de Christiansø [islas danesas bálticas]", advirtió la Dirección General de Energía. Según este organismo, es "demasiado pronto" para decir algo sobre las causas de las fugas. Nord Stream AG, la gestora de la infraestructura con sede en Suiza, había confirmado también este martes una "caída de la presión" en ambos hilos del Nord Stream 1, después de haberse detectado un problema similar en el otro gasoducto.

"Las autoridades y el Gobierno siguen la situación con detenimiento y mantendrán informada de forma continua a la población", dijo a la agencia Ritzau el ministro de Energía danés, Dan Jørgensen.

Los gobiernos danés y sueco apuntaron este martes a un "acto intencionado" como la causa probable de las tres fugas detectadas en los gasoductos rusos Nord Stream 1 y 2 en las zonas económicas exclusivas de estos países nórdicos en los últimos días. "La clara valoración de las autoridades es que se trata de un acto intencionado y no de un accidente", dijo en rueda de prensa la primera ministra danesa, Mette Frederiksen.

Dinamarca Suecia Ucrania Vladimir Putin Energía