"los cambios han sido marginales"

Bruselas lanza una guerra 'por etapas' contra Italia por los presupuestos

Según la Comisión Europea, entre el primer borrador de plan presupuestario de Roma y el segundo "los cambios han sido marginales” y “muy limitados"

Foto: Un 'reloj de la deuda' pública italiana, instalado por analistas del Instituto Bruno Leoni en la estación Termini de Roma, en febrero de 2018. (Reuters)
Un 'reloj de la deuda' pública italiana, instalado por analistas del Instituto Bruno Leoni en la estación Termini de Roma, en febrero de 2018. (Reuters)

La guerra ha empezado, pero irá por etapas. La Comisión Europea ha avisado este miércoles a Italia de que aboga por abrir un expediente contra sus planes presupuestarios, que incumplen lo anteriormente pactado con Bruselas. El organismo europeo ha explicado que su decisión se basa en que las medidas propuestas para 2019, elevan el gasto y disparan el déficit público al 2,4 %, en lugar de ayudar a reducir la elevada deuda pública del país (131%). No solo eso, Bruselas va más allá y advierte al "Gobierno del cambio" que sus presupuestos no solo lograrán potenciar el deseado crecimiento, sino que lo lastrarán.

Bruselas ha justificado su decisión, también a traves de un largo informe divulgado paralelamente a su anuncio, subrayando que hasta ahora Roma ha hecho oídos sordos a sus peticiones. Tanto así que, según la Comisión Europea, entre el primer borrador de plan presupuestario de Roma, enviado por Italia el 16 de octubre, y el segundo, remitido el 13 de noviembre, "los cambios han sido marginales” y “muy limitados".

Básicamente, recordó Bruselas, Italia ha estimado mayores entradas derivadas de privatizaciones, las cuales equivaldrían a unos ingresos correspondientes al 1% del PIB, de acuerdo con la información enviada por Roma. Algo, esto último que, como si no fuera suficiente, ha sido tildado de “fantasioso” y “exageradamente ambicioso” por numerosos economistas transalpinos.

En esta línea, el Ejecutivo comunitario recordó que en julio le había pedido a Roma reducir su déficit estructural en un 0,6% del PIB durante 2019, pero, en la respuesta de Italia, está previsto que ese indicador crezca un 1% del PIB. “Los números hablan por sí solos”, consideró el vicepresidente de la Comisión Europea y comisario europeo del Euro, Valdis Dombrovskis.

“Por eso, hoy lamentablemente debemos confirmar nuestra evaluación sobre el borrador del plan presupuestario de Italia que supone un incumplimiento particularmente grave de las recomendaciones del Consejo de la Unión Europea del 13 de julio”, agregó. Por esta razón, continuó Dombrovskis, “concluimos que la apertura de un procedimiento de déficit excesivo por la deuda está justificada”.

En la misma línea, Pierre Moscovici, el comisario de Asuntos Económicos de la UE, reiteró que el plan presupuestario italiano, según los análisis de Bruselas, implica que el país no reducirá su elevada deuda pública “en los próximos dos años”, según dijo, al recordar que la situación italiana es un motivo de preocupación para todos los países miembros. Así y todo, Moscovici ha aclarado que lo anunciado hoy “no implica todavía la abertura de un EDP ['excessive deficit procedure'], un expediente de déficit excesivo”.

El ministro de Trabajo y líder de el Movimiento 5 Estrellas (M5S), Luigi di Maio. (EFE)
El ministro de Trabajo y líder de el Movimiento 5 Estrellas (M5S), Luigi di Maio. (EFE)

Dos semanas para cerrar filas

Con ello, ahora los Gobiernos nacionales de los países miembros de la UE tendrán unas dos semanas de tiempo para dar su opinión sobre los planes presupuestarios italianos, antes de que Bruselas abra formalmente el expediente. Holanda y Austria —un país, este último, cuyo Gobierno se había mostrado inicialmente en sintonía con Roma—, ya han manifestado su malestar con las decisiones del Gobierno italiano que lideran el Movimiento 5 Estrellas (M5S) y la Liga de Matteo Salvini y han pedido optar por la línea dura contra Roma.

Con todo, el procedimiento tardaría en llegar. De hecho, incluso si los países miembros dan luz verde a la abertura del expediente, Bruselas daría un plazo de entre tres o seis meses para tomar las medidas correctivas. Eso sí, de ocurrir, se trataría de algo completamente excepcional.

El problema, dijo Dombrovskis, es “Italia es parte de un equipo en el que existen las mismas reglas para todos. Y estas reglas sirven para protegernos a todos”. En cambio, Roma, “en una situación de alta deuda pública, está básicamente planeando pedir un préstamo adicional, en lugar de (observar) la prudencia fiscal necesaria”, añadió el comisario.

El impacto de esto sobre el crecimiento será probablemente negativo, desde nuestro punto de vista”. Ello, más aún que, el plan presupuestario de Roma no contiene medidas para “incentivar el crecimiento, y la incertidumbre y los crecientes tasas de interés ya le están pasando factura a la economía italiana”, puntualizó Dombrovskis.

Además de ello, según la CE, la enorme deuda pública del país le supone a los ciudadanos italianos un endeudamiento de 38.000 euros por persona. Esto es lo que, de acuerdo con Brusleas, imposibilitará que Italia se inmunice ante posibles futuros shocks macroeconómicos, ya sea que estos se originen dentro o fuera de la UE. Y, a la vez, también significará "un peso” significativo para las futuras generaciones de jóvenes italianos.

En esta línea, el razonamiento de la CE apunta a que el procedimiento contra Italia se abriría por sus resultados fiscales de 2017, año en el que Italia —como también ocurrió en 2016— no cumplió con sus metas de reducción de deuda pública. Razón por la que los inesperados planes de expansión del déficit del nuevo Gobierno italiano ahora empeoran aún más, de acuerdo con Bruselas, las finanzas públicas italianas.

Por su parte, como ya ha hecho en otras ocasiones, Matteo Salvini ha comentado la noticia con ironía. "¿La carta de la UE? También espero la de Papá Noel”, dijo. Eso sí, seguiremos “debatiendo educadamente como siempre hemos hecho, hablaremos. Pero seguimos adelante”, añadió. De igual manera, tanto Moscovici como Dombrovskis han reiterado su decisión de seguir dialogando con Roma. Una negocación que, en palabras de Moscovici, requerirá de mucha “sangre fría”.

A renglón seguido, también el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, ha defendido nuevamente la decisión de Roma. “El Gobierno está convencido de su ‘maniobra’. Hablaremos de esto con (Jean-Claude) Juncker el próximo sábado”, afirmó Conte, en referencia al encuentro previsto ese día en Bruselas con el presidente de la Comisión Europea. Una reunión, esta, que por cierto inicialmente no fue nisiquiera confirmada por los asistentes de Juncker.

Dicho esto, alguna alarma en Roma por la reacción de los mercados ante los anuncios italianos ya el miércoles se hizo evidente. “Un presidente del Consejo (de Ministros italiano) que no se preocupa de la prima de riesgo es un irresponsable. Sin embargo, la respuesta que continuamos a trabajar a estas reformas que hace el bien para Italia y Europa. Confío en poder convencer a todos sobre la validez de estas reformas”, añadió Conte.

El peor resultado jamás registrado

El panorama, en efecto, no pinta nada bien. Según ha publicaba hoy el diario 'Il Sole 24 Ore', la última oferta de bonos del Estado (Btp) para los pequeños ahorristas sumó este miércoles, en la tercera jornada de ventas, adquisiciones por menos de 1.000 millones de euros, "el peor resultado jamás registrado”, según tituló el rotativo. En concreto, se reucadaron 863 millones de euros.

Más aún, también el Instituto de Estadísticas de Italia (Istat), un organismo estatal, rebajó este miércoles las previsiones de crecimiento de PIB italiano hasta el 1,3% en 2019, un 0,2% menos que lo estimado por el Gobierno italiano y más cerca del dato ofrecido por la Comisión Europea (1,2%). La información también ha coincidido con una nueva subida de la prima de riesgo italiana, el diferencial entre el bono italiano y el alemán, que ayer tocó los 322 puntos básicos.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios