exige a riad que identifique a los implicados

Erdogan: "Khashoggi fue asesinado de forma salvaje en un acto planificado"

Un "asesinato salvaje" planificado. Erdogan revela las conclusiones de la investigación sobre la muerte del periodista y exige a Arabia Saudí que aclare quién dio la orden de matarle

Foto: Una imagen de una cámara de seguridad muestra a Jamal Khashoggi y su pareja en su residencia el día de la desaparición del periodista. (Reuters)
Una imagen de una cámara de seguridad muestra a Jamal Khashoggi y su pareja en su residencia el día de la desaparición del periodista. (Reuters)

Un "asesinato salvaje" planificado con anterioridad. El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha hecho públicas las conclusiones de la investigación turca sobre la desaparición y muerte de Jamal Khashoggi, un periodista crítico con la monarquía saudí y el 'establishment' religioso ultraconservador que desapareció en el consulado de Arabia Saudí en Estambul el 2 de octubre. "Ahora sabemos con certeza que Khashoggi fue asesinado en el consulado", ha dicho. "El plan comenzó a gestarse el 28 de septiembre, en la primera visita de Khashoggi al consulado. Un equipo de agentes saudíes aterrizó en Estambul días antes de su asesinato".

Dicho equipo inspeccionó diferentes localidades de la región de Estambul para preparar el asesinato, según el presidente turco. "Las pruebas demuestran que (Khashoggi) fue asesinado de forma salvaje", ha dicho Erdogan, que asegura que "culpar a algunos agentes de Inteligencia del asesinato -la estrategia de Arabia Saudí para desvincularse del crimen- no nos convence". Por ello, ha acordado con Donald Trump "esclarecer todos los detalles del asesinato".

"Pedimos al Gobierno saudí que revele los nombres de los implicados, desde abajo hasta la cima"

Erdogan ha afirmado ante el Parlamento que "los saudíes no pueden esconderse tras la inmunidad diplomática (...) El asesinato pudo haber ocurrido en el consulado, oficialmente territorio saudí, pero está en nuestro país". También ha exigido a Riad que aclare dónde se encuentra el cadáver del periodista y quién ordenó la "operación", antes de asegurar que los sistemas de vigilancia del consulado saudí fueron desactivados el día del asesinato de Khashoggi. "Por qué se reúnen 15 personas (saudíes) en Estambul el día del crimen, de quién reciben órdenes esas personas, por qué no se permite registrar el consulado de inmediato, sino días después, por qué se hacen declaraciones insostenibles sobre el asesinato, por qué no hay un cadáver hasta ahora", ha dicho.

Poco después de que Erdogan hiciese esta declaración, Sky News ha informado sobre el presunto hallazgo del cadáver del periodista en el jardín de la residencia del cónsul general de Arabia Saudí. Fuentes citadas por la cadena sugieren que el cuerpo está descuartizado y que el rostro de Khashoggi ha sido "desfigurado". Riad anunció el día 17 que cesaba al cónsul Mohamad al Qtaibi sin aclarar los motivos. No obstante, estas informaciones han sido desmentidas por la fiscalía y la policía de Turquía.

"Las autoridades saudíes han dado un paso importante al confirmar el asesinato y ahora pedimos al Gobierno saudí que trabaje duro para revelar los nombres de las personas implicadas, desde abajo hasta la cima", ha añadido Erdogan, en una clara referencia al supuesto papel del príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, en la operación. Cinco de los 15 implicados en la muerte de Khashoggi son cercanos al heredero de Arabia.

Juzgar a los detenidos en Turquía

Asimismo, el presidente turco ha propuesto que sean juzgados en Turquía los 18 ciudadanos detenidos en Arabia Saudí en relación por su supuesta implicación en el asesinato del periodista. "Hago una llamamiento al rey Salmán para que estas personas sean juzgadas en Estambul", ha dicho durante un discurso en el Parlamento.

Ayer, el portavoz del Partido Justicia y Desarrollo (AKP) turco, la formación de Erdogan, se adelantó al presidente al asegurar que el asesinato del periodista saudí fue "planificado" por las autoridades del Reino. Contradiciendo la versión oficial ofrecida por Riad, Ömer Çelik afirmó que la muerte de Khashoggi "fue planificada de manera brutal, y se hicieron enormes esfuerzos para ocultarlo". A través de su ministro de Exteriores, Turquía ha afirmado hoy que la reacción de la comunidad internacional -y la de Ankara- obligó a Arabia Saudí a reconocer la muerte del periodista, un antiguo aliado de la monarquía que durante años tuvo acceso a información privilegiada porque ejerció como asesor cercano del antiguo jefe de la Inteligencia saudí, Turki al-Faisal. "El mundo habló con una voz fuerte. Eso y nuestra reacción forzó a Arabia Saudí a reconocer la muerte" (de Khashoggi), aseguró Mevlüt Çavusoglu.

Lo cierto es que Riad ha sacudido el tablero diplomático con el asesinato del periodista. La reputación internacional del príncipe heredero Mohamed bin Salman, el "reformista" glorificado por Occidente, se desmorona con cada nueva prueba del caso. Cinco de los 15 implicados en la muerte de Khashoggi son cercanos al heredero de Arabia Saudí. De hecho, uno de ellos, Maher Abdulaziz Mutreb, coronel de la Inteligencia, estaba presente durante la visita de Bin Salman a España la pasada primavera. Mutreb, miembro del equipo de seguridad del príncipe heredero, llamó por teléfono móvil cuatro veces al jefe del gabinete de Bin Salman desde el consulado el día en que murió Khashoggi.

Otros tres implicados también forman parte del equipo de seguridad de Bin Salman, mientras que un quinto es el médico forense Salah Muhammed Tubaigy, la figura clave del caso, porque ocupaba un puesto de relevancia en Interior y, dado su nivel, solo podría haber actuado por orden directa de un alto cargo del régimen saudí. Este extremo tumba la estrategia de Riad para desvincularse de la muerte de Khashoggi: reconocer que Bin Salman ordenó la detención del periodista pero, a la vez, asegurar que los agentes actuaron por su cuenta.

Las últimas pistas

Hoy, nuevas informaciones apuntan a que la mano derecha de Mohamed bin Salman, Saud al-Qahtani, dirigió el asesinato del periodista saudí a través de Skype, según informa la agencia Reuters. Quien era uno de los asesores más cercanos del príncipe heredero fue despedido el pasado sábado, según medios estatales saudíes, que añadían que el rey Salman ordenó la reestructuración del Comando de la Agencia de Inteligencia general, bajo la supervisión del propio Mohamed bin Salman.

Por otra parte, ayer se encontró un coche con matrícula diplomática abandonado en un aparcamiento de Estambul. Se trata de un Mercedes negro que supuestamente pertenece al consulado saudí que lleva 14 días en un aparcamiento subterráneo del barrio de Sultangazi, que está a unos 12 kilómetros de la legación.

El 'Davos del desierto' recuerda a Khashoggi

Erdogan ha hecho coincidir su comparecencia con el inicio del 'Davos del desierto', un foro de inversión que acoge Arabia Saudí, presidido por el propio Mohamed Bin Salman, y que ha perdido a gran parte de sus invitados ilustres y sufrido el boicot de patrocinadores. El Future Investment Initiative (FII) ha comenzado con un recuerdo a la figura del periodista: la directora ejecutiva de la compañía financiera Olayan y miembro del Consejo Consultivo del FII, Lubna Olayan, ha abierto la sesión inaugural del foro subrayando que "con el apoyo del Gobierno (saudí) la verdad emergerá".

Tras semanas de silencio, Arabia Saudí confirmó este fin de semana la muerte de Khashoggi en el consulado, aunque ofreció dos versiones diferentes en 48 horas. La primera explicación partió del fiscal general saudí a última hora del sábado, cuando confirmó que hubo una"discusión" en el consulado entre Khashoggi y varios agentes, pero que el periodista salió "sano y salvo" del edificio. Más tarde se supo que la discusión "derivó en una pelea a puñetazos que se saldó con su muerte".

Solo unas horas después, un funcionario del Gobierno saudí atribuyó la muerte del periodista a un estrangulamiento. Según esta versión, un equipo de 15 personas interceptó dentro del consulado a Khashoggi e intentó convencerle para que regresara a Arabia Saudí. El periodista entró en pánico y comenzó a gritar. Según la versión saudí, durante la intervención de los agentes, que intentaron atarle, Khashoggi murió.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios