Probamos el BMW 530e Touring, el familiar premium más versátil... y enchufable
  1. Motor
  2. Pruebas
HÍBRIDO ENCHUFABLE CON 292 CV

Probamos el BMW 530e Touring, el familiar premium más versátil... y enchufable

Esta versión combina un motor de gasolina de 184 CV con otro eléctrico, permite tracción a las cuatro ruedas, versatilidad de uso y un consumo razonable sin perder deportividad

Foto: El BMW 530e Touring es una buena alternativa con etiqueta "0 emisiones" a los modelos SUV.
El BMW 530e Touring es una buena alternativa con etiqueta "0 emisiones" a los modelos SUV.

La Serie 5 de BMW es una de las referencias en el mercado premium a nivel europeo y mundial. Con la generación actualmente a la venta ha logrado un importante paso adelante en cuanto a tecnología, seguridad, y confort para sus ocupantes. A las versiones de carrocería berlina o familiar, ya disponibles desde hace años, se han añadido opciones de motorización híbridas enchufables. Con ello, el coche gana en cuanto a versatilidad de uso, ya que sirve igual para el día a día en la ciudad, con su etiqueta "0 emisiones", que para un uso en carretera más extensivo. Y todo ello con la deportividad que siempre caracteriza a los modelos de la marca alemana. En este enlace tienen más fotos de la prueba del BMW 530e Touring.

La versión que hemos probado en esta ocasión, el 530e Touring, aporta las ventajas propias de una versión con carrocería familiar. Es decir añade una mayor capacidad de carga y más versatilidad de uso, aunque en España estas variantes no tienen demasiado buen mercado. Pero es una opción muy válida por sus grandes posibilidades de utilización. Sobre todo para todos aquellos que quieren espacio sin tener que optar por un modelo de tipo SUV.

Esta versión, el 530e Touring, es la adaptación de un concepto de vehículo que lleva ya muchos años en el mercado, el Serie 5 familiar, a lo que demanda el nuevo comprador de un vehículo del segmento premium: un coche más ecológico, más electrificado, pero que no quiere renunciar a lo que representa un coche familiar para poder hacer grandes viajes. Y en este sentido, este modelo representa lo mejor de ambos mundos. Y todo ello bajo el prisma que siempre caracteriza a los modelos de BMW, la deportividad.

Tecnología

Sin duda una de las claves de este modelo es su avanzada tecnología. Este nuevo Serie 5 Touring se lanzó al mercado a finales del 2020 y fue una puesta al día de un modelo lanzado en 2017, pero aportando los últimos avances tecnológicos. Por ejemplo en su puesto de conducción donde encontramos un cuadro de instrumentos digital de 12,3 pulgadas y una segunda pantalla en la consola que ahora es más grande. Cuando se lanzó al mercado el punto de partida era una pantalla de 8,25 pulgadas y ahora de serie lleva una de 10,25". Y como opción, incluida en nuestra coche de pruebas, una de 12,3 pulgadas.

placeholder Caja de cambios, modos de conducción y demás son similares a los de las versiones con motor térmico.
Caja de cambios, modos de conducción y demás son similares a los de las versiones con motor térmico.

También aporta un Head Up Display que funciona a la perfección, que aporta mucha información y que hace que el conductor no tenga que separar la vista de la carretera para conseguir los datos que quiere en ningún momento. Datos importantes para la conducción de la velocidad, de los límites de velocidad en la carretera y de otras señales de tráfico. Y también los datos del navegador.

Este modelo incorpora la tecnología más avanzada, con sistemas como el control de crucero adaptativo con función stop, el frenado emergencia, el mantenimiento de carril y un largo etcétera. Elementos que están disponibles de serie en esta versión. Pero lo mejor es que todos estos sistemas, que ya tienen cada día más cantidad de coches, en el caso de este BMW funcionan a la perfección.

Con el control de crucero activado podemos hacer un viaje de 500 km sin tener que hacernos cargo del freno o el acelerador en ningún momento. Y eso es algo muy importante. Un detalle que me parece destacable es que en el cuadro de instrumentos tendremos el aviso de que llegamos a un cruce con un ceda el paso o un stop, y un aviso sonoro si no frenamos por si no hemos visto la señal.

Foto: Los nuevos M3 y M4 Competition desde ahora ofrecen una tracción 4x4 muy deportiva desarrollada por la división M.

Otro aspecto destacado es la combinación del sistema del navegador con la gestión del motor del vehículo para optimizar el consumo de carburante cuando circulamos en el modo Eco Pro. Gracias a la combinación de ambos se pueden lograr unas cifras de consumo muy bajas y lograr aumentar la autonomía eléctrica hasta el máximo.

Conectividad

También han mejorado los sistemas de conectividad que proporciona el vehículo. El acceso y la gestión del nuestro móvil desde la pantalla del vehículo funciona muy bien, es muy sencillo emparejar nuestro smartphone con el coche y gestionar de manera segura los diferentes sistemas. Como una interesante novedad podemos tener avisos de llamadas en la pantalla del head up display que proyecta los datos más interesantes sobre el parabrisas del conductor.

Y cuenta con una llave inteligente que permite hacer muchas cosas con el coche, también desde fuera del mismo, como aparcar en una plaza muy estrecha estando fuera del vehículo. La llave inteligente es grande y tiene una pantalla desde la que se gestionan las diferentes funciones disponibles. Eso sí, conviene acordarse de que esta llave tiene su batería y hay que recargarla. Para ello, hay que ponerla en el cargador inalámbrico que incorpora para el smartphone.

placeholder Incorpora una llave inteligente que hasta permite aparcar el vehículo desde fuera.
Incorpora una llave inteligente que hasta permite aparcar el vehículo desde fuera.

Sin duda una de las claves de su avanzada tecnología es la incorporación de la mecánica híbrida enchufable. Este 530e con esta tecnología aporta una potencia combinada de 292 caballos, que resulta perfecta y muy razonable para combinar ambas maneras de mover un coche, por electricidad o gasolina. Por un lado un motor eléctrico de 109 caballos que mueve con bastante soltura el coche en un entorno más urbano o a velocidades más bajas.

Su motor de gasolina es el conocido propulsor de 184 caballos que mueve con soltura este modelo y que permite una conducción muy suave y razonable. Pero para dotarle de esa deportividad se añade el motor eléctrico. Con ello tenemos un vehículo que ofrece una muy buena agilidad de marcha gracias a la combinación de ambos. Esta se realiza antes de su caja de cambios, automática de ocho marchas, por lo que siempre podemos tener ambos funcionando a la vez para ofrecer el máximo de prestaciones hasta que se agota la batería.

Foto: La BMW CE 04 está disponible con motores de 11 y 15 kW, pero se están desarrollando alternativas con 23 y 31 kW.

Es un coche muy racional, que ofrece tres modos de conducción, como todos los modelos de BMW, un modo normal y uno Eco Pro en busca del consumo más ajustado. Pero por supuesto no renuncia al modo Sport, con el que consigue ese toque deportivo que marca la filosofía de todos los modelos de BMW y la diferencia respecto a otros modelos del segmento premium. Y es que la electrificación no tiene por qué estar reñida con la deportividad, como bien demuestra la marca bávara con todos sus nuevos modelos.

Dos opciones

La gama híbrida enchufable del BMW Serie 5 Touring ofrece dos opciones muy próximas entre ellas, el 520e y el 530e. En ambos casos el motor eléctrico es el mismo, 109 CV, y también su batería, de 12 kWh. La diferencia es en el motor de gasolina, de 163 CV en el pequeño y de 184 CV en el más potente, el 530e que hemos probado. Pero sobre todo hay una diferencia importante en la gestión del sistema, lo que permite que la potencia combinada del pequeño es de 204 CV, mientras que en el 530e aumenta hasta los 292 caballos.

placeholder Un coche grande, pero de proporciones dinámicas por su escasa altura.
Un coche grande, pero de proporciones dinámicas por su escasa altura.

La diferencia entre ambos es de 5.000 euros y es más una cuestión del tipo de usuario. Si queremos un uso muy racional, lograr siempre la máxima eficiencia y un consumo ajustado, la opción que debemos elegir es la del pequeño, cuya autonomía homologada alcanza los 57 km. Sin embargo, si lo que queremos es un coche de estilo más dinámico, más ágil de reacciones, más deportivo. nuestra opción debería ser la del 530e que hemos probado en esta ocasión.

La otra diferencia importante entre ambas opciones es que mientras que la variante pequeña solo puede contar con propulsión trasera, el más potente está disponible con las dos opciones, propulsión o tracción total. Para ello cuenta con el reconocido sistema xDrive que proporciona la máxima seguridad y eficacia en terrenos más delicados con menor adherencia.

Este BMW 530e es la adaptación a los tiempos modernos y a lo que la sociedad demanda para el coche del futuro, un modelo con cero emisiones en su utilización en el día a día en la ciudad. Pero al mismo tiempo un vehículo sin las limitaciones que supone, al menos por el momento, un coche eléctrico puro por la falta del infraestructura de recarga. Y a todo ello añade este BMW 530e Touring esa legendaria deportividad de los modelos de BMW, un valor añadido innegable.

Tecnología
El redactor recomienda