La encrucijada de Naturgy: entre la crisis eléctrica y la opa de IFM
  1. Mercados
  2. El Valor Añadido
Resiste en bolsa

La encrucijada de Naturgy: entre la crisis eléctrica y la opa de IFM

La oferta de IFM permite a Naturgy capear el golpe que sufre el sector, pero la compañía no es inmune a las incertidumbres de largo plazo que pueden enraizar tras esta crisis

Foto: EC Diseño
EC Diseño

La tormenta que viene descargando estos días sobre el sector eléctrico español siguió haciendo mella este jueves sobre las acciones de Iberdrola y Endesa, que acumulan caídas que rondan el 8,5% y el 12%, respectivamente, en las últimas tres sesiones. Otras compañías del sector, como Acciona o buena parte de los grupos de renovables del parqué nacional también se han visto penalizadas por las incertidumbres que han desatado las más recientes medidas del Gobierno de Pedro Sánchez para contener la espiral alcista de los precios de la luz.

Los pesares del sector contrastan, en cambio, con la imagen de Naturgy, que este jueves se permitió un leve repunte del 0,3%, que limita su castigo en las últimas tres jornadas a poco más del 0,5%. Una estabilidad que solo puede entenderse por el parapeto que representa la opa lanzada por IFM para hacerse con hasta el 22,69% del grupo gasista y que mantiene su precio relativamente anclado en torno a los 22 euros, ligeramente por debajo del precio ofrecido por el fondo australiano (22,07 euros).

Foto: Foto: EC Diseño.

Es obvio que Naturgy no saldrá ilesa de las medidas que ha puesto en marcha el Ministerio de Asuntos Ecológicos para limitar las ganancias de las eléctricas, con el fin de reducir los precios de la energía. Un informe publicado este jueves por Barclays cifra en alrededor de 100 millones de euros el impacto de las nuevas medidas sobre el beneficio antes de impuestos de Naturgy en 2021 y una cantidad similar en 2022, siempre que la medida se retire a finales del próximo marzo como está inicialmente establecido. El banco británico ha reducido de este modo hasta un 6% el beneficio por acción estimado para el grupo en ambos ejercicios.

Estas cifras, siendo significativas, reflejan no obstante un menor impacto de este escenario en la empresa que preside Francisco Reynés que en sus principales competidores, Iberdrola y Endesa, para los que Alantra (que estima un impacto similar al de Barclays para Naturgy) asume mermas del beneficio por acción en ambos ejercicios de entre el 10 y el 12% y del 20%, respectivamente. En términos de valoración, los analistas de la propia Alantra, al igual que los de Sabadell, consideran que estas medidas temporales apenas deben representar una muesca del 1% para Naturgy.

Barclays calcula que Naturgy perderá 200 M de beneficio por las medidas del Gobierno

No es de esperar que esta situación vaya a conducir a una retirada del interés del fondo australiano, tras meses de dura pugna por hacerse un hueco en el capital del grupo gasista. Pero es evidente que resulta un lastre a las perspectivas de la compañía, que reduce las probabilidades de una mejora de la oferta.

Este jueves se reunió el consejo de administración de Naturgy, con la intención de ofrecer una opinión sobre la oferta del fondo australiano. En el mercado se espera desde hace días que esta valoración considere insuficiente el precio de la opa, lo que vendría respaldado por las estimaciones de varios informes independientes. Pero lo cierto es que los últimos acontecimientos en el sector pueden hacer mucho más difícil para los consejeros de Naturgy justificar que el negocio merece una valoración superior. El hecho de que la decisión se haya pospuesto hasta este viernes puede ser reflejo de estos obstáculos.

Foto: El presidente de Naturgy, Francisco Reynés. (EFE)

Porque la realidad es que esta nunca ha sido una tarea sencilla. Desde que IFM lanzó su oferta, la compañía apenas logró cotizar por encima de los niveles de la oferta unos pocos días en julio, al calor de las compras efectuadas por La Caixa. Y en el último lustro tampoco llegó a reflejar valoraciones superiores (en gráficos ajustados por dividendos) salvo en unas pocas semanas aisladas de mayo de 2019.

Con todo, son varias las firmas de análisis que consideran que los planes de crecimiento futuro de Naturgy, plasmados en su reciente plan estratégico, sí merecerían una prima adicional, como argumentan en Barclays, donde le otorgan un precio objetivo de 24,7 euros. "Seguimos creyendo que el precio de la oferta de IFM no refleja el valor total de Naturgy, en particular el potencial de reducción de costes (0,6 euros por acción) y el valor de su cartera de renovables (4,4 euros por acción). Por lo tanto, esperamos una dura evaluación del consejo sobre el precio de la oferta el viernes que podría abrir la puerta a una mejora del precio de oferta por parte de IFM", observan.

Hay riesgo de que la incertidumbre eclipse las perspectivas de crecimiento a largo plazo

Si se entiende que las nuevas medidas del Gobierno supondrán únicamente un golpe puntual para el negocio de Naturgy (como para el resto del sector) esta visión puede tener sentido. El problema es que la oleada de intervencionismo político en el sector puede generar una incertidumbre regulatoria de más largo alcance y que podría dañar las perspectivas de áreas fundamentales en la estrategia de crecimiento del grupo español, como son las energías renovables.

Hasta el momento, el mercado no parece haber visto en la situación del mercado eléctrico razones para castigar de forma intensa (al menos no tanto como a sus competidores) a Naturgy. IFM parece dispuesta a mantener su oferta y la situación actual podría animar a más accionistas a aceptarla, haciendo más probable el éxito de la misma. La gran cuestión es cómo quedarán las perspectivas de Naturgy el día después de la oferta, salga esta o no adelante. Y ahí lo cierto es que los inversores tampoco ven claras razones, de momento, para dar un nuevo empujón a la cotización de la compañía.

La tormenta que viene descargando estos días sobre el sector eléctrico español siguió haciendo mella este jueves sobre las acciones de Iberdrola y Endesa, que acumulan caídas que rondan el 8,5% y el 12%, respectivamente, en las últimas tres sesiones. Otras compañías del sector, como Acciona o buena parte de los grupos de renovables del parqué nacional también se han visto penalizadas por las incertidumbres que han desatado las más recientes medidas del Gobierno de Pedro Sánchez para contener la espiral alcista de los precios de la luz.

Naturgy Factura de la luz Opa
El redactor recomienda