crisis en la industria por el coronavirus

Así está salvando Netflix el cine en la cuarentena... y el mercado lo celebra

La compañía, que ha presentado resultados récord de suscriptores y de ingresos, está comprando contenido de los grandes estudios ante el parón de los rodajes y el cierre de los cines

Foto: Fotograma de la cuarta temporada de 'La Casa de Papel', uno de los exitos de Netflix. (EFE)
Fotograma de la cuarta temporada de 'La Casa de Papel', uno de los exitos de Netflix. (EFE)

Ni la pandemia ha podido frenar a Netflix. La plataforma de contenidos en 'streaming' presentó este martes sus resultados del primer trimestre del año, abriendo el camino de los gigantes tecnológicos que en los próximos días tendrán que desvelar cómo han capeado el temporal del coronavirus. Spoiler: Netflix lo ha hecho más que bien, poniendo además de su parte a un viejo enemigo.

En los tres primeros meses del año la compañía dirigida por Reed Hastings sumó 15,8 millones de suscriptores, el doble de las estimaciones del mercado, e ingresó 5.770 millones de dólares. Además obtuvo un beneficio de 709 millones de dólares, muy por encima de los 344 millones que ganó en el mismo periodo del año pasado. Las buenas cifras fueron acogidas con euforia por los inversores, que regalaron a la compañía avances del 7% en bolsa, aunque con el arranque de la sesión de este miércoles el valor se dejaba más de cuatro puntos. En cualquier caso, desde el gran 'crash' de principios de abril el valor ha ganado casi un 14%.

La gran victoria de la compañía puede estar más allá del frío número. Con medio mundo en cuarentena, los rodajes y las producciones de series y películas se han detenido, y todo apunta a que no tardarán en reanudarse. Eso, que es un golpe duro para la industria cinematográfica, queda en nada si tenemos en cuenta que tampoco hay cines abiertos. Hollywood está parado. Ni se puede filmar ni se pueden estrenar películas.

Tras años de críticas por su modelo de negocio, la industria del cine ha tenido que recurrir a Netflix. Todos esos contenidos que estaban en los almacenes del sector han encontrado acomodo en la plataforma, donde el consumo se ha disparado. Esto también le ha venido de cine a la compañía californiana, que ha tenido que acelerar los procesos de edición para seguir alimentando su ingente catálogo.

Oficinas de Netflix en Los Gatos, California. (Reuters)
Oficinas de Netflix en Los Gatos, California. (Reuters)

"La creación de contenidos se está ralentizado con motivo del covid-19, pero se compensa porque los estudios cinematográficos le están vendiendo material a Netflix ante la situación de la salas de cine", explica Pinchas Cohen, analista de Investing.com.

Así lo ha confirmado Hastings en su conversación con los accionistas posterior a la presentación de resultados. "Las grabaciones están paradas en todo el mundo, a excepción de algunas zonas de Islandia", explicaba. Confirmaba también que han tenido que su plantilla, que está teletrabajando, ha tenido que acelerar los procesos de postproducción y montaje para tener listos algunos contenidos, señalando que también han tenido que recurrir a la compra de contenidos externos.

Mensaje de calma

Hastings también ha querido rebajar la euforia del mercado y ya ha advertido de que en los próximos meses habrá una bajada en el consumo y en los suscriptores, "según vayan acabando los confinamientos, algo que esperamos que suceda pronto".

En cualquier caso, la compañía ha actualizado sus previsiones para el segundo trimestre del año, situando la cifra de usuarios de pago en el entorno de los 7,5 millones frente a los 4,1 millones que espera el mercado, según Factset.

Para los analistas de Goldman Sachs estas previsiones son "incluso conservadoras" teniendo en cuenta "el fuerte consumo, los suscriptores que han sumado, el crecimiento de los planes de bajo coste para dispositivos móviles y un escenario en el sector más tranquilo".

"Consideramos que, más allá de la crisis actual, la enorme inversión en contenido, su escala de crecimiento y la ventaja tecnológica que tiene respecto a sus competidores permitirán a Netflix maximizar el valor de su contenido para llevar sus resultados por encima de las previsiones del mercado", señalan desde la entidad estadounidense.

De hecho, han aumentado su precio objetivo sobre el valor desde 490 hasta 540 dólares, "para reflejar nuestras estimaciones y el gran repunte de suscriptores", si bien todavía señalan como puntos negativos "las necesidades de capital, la exposición a mercados emergentes y los nuevos actores en el mercado de contenidos en streaming".

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios