por el caso villarejo

MSCI ve riesgo reputacional grave para Iberdrola y Allianz pide aclaraciones

La gestora alemana asegura que observará "los desarrollos futuros, la conclusión de la auditoría y las medidas que la empresa dará para abordar esto"

Foto: Imagen: EC.
Imagen: EC.
Adelantado en

Los inversores y las instituciones financieras internacionales están siguiendo de cerca las implicaciones para Iberdrola del caso Villarejo, especialmente aquellos que predican una filosofía de gestión activa y que tienen en cuenta factores ASG (ambiental, social y buen gobierno). La eléctrica española suele hacer gala de su pertenencia a los índices que validan el compromiso y las prácticas de las empresas con estos valores.

Pero una de las empresas de referencia en este tipo de índices, MSCI Inc., acaba de calificar como "graves" los riesgos reputacionales a los que se enfrenta Iberdrola por su relación con las empresas del comisario José Manuel Villarejo, que presuntamente realizaron trabajos de espionaje a políticos y rivales de la compañía y por la que la eléctrica está siendo investigada como persona jurídica.

MSCI cuenta con dos productos especialmente centrados en este tipo de asuntos. El ‘rating’ ASG —orientado a evaluar el impacto financiero de los riesgos y oportunidades ambientales, sociales o de gobernanza de las compañías según su sector y de cara al futuro— y el producto MSCI ESG Controversies —que analiza la gravedad de los problemas reputacionales relacionados con escándalos de violación de derechos humanos, corrupción, daños medioambientales, entre otros—.

Es en este último donde la compañía de índices estadounidense ha tomado ya una decisión, situándolo en la categoría de "grave" en una escala de cuatro escalones, donde "muy grave" es el máximo y "menor" y "moderado" los más leves. Los escándalos se categorizan según la naturaleza y escala. MSCI podría subir o bajar esa calificación en función de lo que vaya aflorando sobre el caso, especialmente si se demuestran vinculaciones firmes con al actual cúpula directiva o si se desvelara que las prácticas siguen produciéndose en la actualidad. En estos momentos, MSCI parte de la premisa de que los casos se limitan al periodo 2004-2017 y que no perduran en el presente.

Según explica Juan Carlos Calderón, director de consultores ASG para MSCI en Europa, Oriente Medio y África, hay inversores institucionales "que pueden llegar a tomar decisiones sobre sus posiciones en ciertas empresas" debido a las revisiones del MSCI ESG Controversies.

En el ‘rating’ del MSCI, Iberdrola cuenta con la nota máxima de la plataforma, una calificación de triple A, debido a que, de momento, el impacto financiero directo del caso Villarejo parece controlado. El MSCI vería posibilidad de que el ‘rating’ se viese afectado principalmente en el caso de impacto económico por litigios.

No hace falta que dicha potencial multa ya esté cerrada y dictada por un juez, sino que solo con prever el tamaño y escala de esta —como ocurrió, por ejemplo, con el ‘dieselgate’— el ‘rating’ ya se podría ver comprometido. De hecho, en el caso de Volkswagen y el ‘dieselgate’, MSCI daba la calificación más baja entre las empresas del sector automotriz en Europa incluso antes del escándalo.

A diferencia de lo que ocurre con Francisco González, expresidente de BBVA y que está siendo investigado por las relaciones del banco con Villarejo, Ignacio Sánchez Galán lleva liderando la energética desde 2001, siendo consejero delegado ya entonces y presidente ejecutivo desde 2006. Esta es una de las particularidades que podrían elevar la actualidad del caso y llevar al MSCI a modificar la calificación de Controversies o incluso el ‘rating’ si se diese un impacto financiero hacia el futuro, admite Calderón desde MSCI.

“De todas formas, esto es algo que está por ver, y en MSCI continuamos monitorizando la situación, por lo que no podemos especificar más allá de las decisiones de calificación ya tomadas", comenta Calderón.

Para monitorizar los eventos según se desarrollan, el MSCI utiliza la información de medios de comunicación, comunicaciones públicas tanto desde los reguladores como del sector privado, bases de datos académicas e incluso entra en contacto con las propias compañías.

Allianz, preocupada

Por otro lado, Allianz, una de las principales gestoras de fondos de inversión del mundo y de las que más énfasis están haciendo en los criterios ASG, se muestra “preocupada con las noticias que están saliendo sobre el caso” y asegura estar “monitorizando la situación según se desarrolla”. Desde la firma, afirman que entrarán en contacto en la empresa, “como se suele hacer con este tipo de casos”.

Allianz considera así que la contratación de PwC para una auditoría acerca de la relación de Iberdrola con Cenyt, el hecho de que hayan abierto una investigación interna y que hayan despedido al jefe de Seguridad, Antonio Asenjo, son “pasos en la dirección correcta”.

“Observaremos los desarrollos futuros, la conclusión de la auditoría y las medidas que la empresa dará para abordar esto, así como cualquier nuevo procedimiento que pongan en funcionamiento para evitar incidentes como este en el futuro”, aseguran desde Allianz.

Según Bloomberg, la gestora alemana tiene apenas un 0,26% de Iberdrola entre varios de sus fondos; sin embargo, al cambio de la capitalización bursátil de Iberdrola (la tercera mayor empresa del Ibex 35 después de Inditex), la inversión está valorada a cierre del mercado del viernes en 147 millones de euros.

Allianz cuenta con un sistema de evaluación constante de sus posiciones y una política de 'engagement' con aquellas inversiones que podrían mejorar en aspectos ASG. La gestora tiene un historial de voto activo en las juntas de accionistas: según sus propios datos, rechazó un 25% de las 90.000 propuestas a accionistas de las que participó en 2018, la mayoría de estas vinculadas a la remuneración de los ejecutivos. En España, este número alcanza el 21% de las propuestas votadas por Allianz.

Inversión ASG, al alza

La inversión responsable está tomando fuerza en el sector financiero, respondiendo por un lado a un aumento de la demanda por parte de los partícipes como al marco regulatorio que prepara la Unión Europea al respecto. Además, en un contexto en el que la gestión pasiva y los fondos indexados siguen ganando terreno, las casas de inversión activa defienden la importancia del valor añadido de la selección expresa de las inversiones, sobre todo en temas más cualitativos que cuantitativos, como son los riesgos reputacionales o los problemas de gobernanza.

[Iberdrola puede perder a su tercer máximo accionista por el caso Villarejo]

Con todo, todavía hay gestoras de inversión responsable que se limitan a decidir la valoración sostenible de los valores que incluyen en cartera a partir de índices y 'ratings' externos, como el del propio MSCI. Es el caso de muchos bancos en España, donde la inversión ASG todavía tiene que madurar antes de llegar al nivel de países como Francia u Holanda. Son varias las gestoras extranjeras que no solo hacen una selección minuciosa de sus inversiones sino que también se involucran con las empresas para pedir cambios en cuestiones sensibles.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios