Objetivo 'Me sale a devolver'

Qué hacer antes de Nochevieja para mejorar la próxima declaración de la renta

Hay actuaciones con las que podemos desgravar parte de los impuestos que debemos abonar por nuestros ingresos o que nos permiten reducir los impuestos en inversiones

Foto: Foto: iStock
Foto: iStock

"¡Le sale a pagar! ¡Le sale a pagar! ¡Le sale a pagar…!". Así jaleaban David Broncano y su equipo el resultado de una declaración de la renta que hicieron en directo en su programa, La Resistencia, durante la última campaña de la renta. Si no quieres que en 2020 te pase como a su invitado, Pablo, todavía puedes tomar algunas decisiones financieras antes de final de 2019 para mejorar la factura fiscal.

Hay actuaciones con las que podemos desgravar parte de los impuestos que debemos abonar por nuestros ingresos o que nos permiten reducir los impuestos que tendríamos que pagar por las inversiones. Aunque, en ocasiones, con letra pequeña que debes tener muy en cuenta. Te las resumimos a continuación:

Inversión en planes de pensiones o PPA

Una de las fórmulas más conocidas para mejorar la foto fiscal es invertir en planes de pensiones. Con un límite de 8.000 euros (o el 30% de los rendimientos netos del trabajo, la menor de las dos), el dinero que metemos en estos productos se restará en la base imponible. Es decir, si has ganado 30.000 euros en 2019 y has invertido 5.000 euros en un plan, para Hacienda será como si tus ingresos hubieran sido de 25.000 euros.

¿Cuánto invertir en un Plan de Pensiones para desgravarte?

Hay que recordar que esta aportación no tributa ahora pero sí lo hará cuando rescates el dinero del plan de pensiones. Es decir, no es una exención de impuestos en sí misma sino un retraso del pago hasta que se dispone de este dinero. Además, las plusvalías que se consigan con la inversión también tributarán como rentas del trabajo, donde el tipo impositivo puede llegar a ser el doble que en las del capital.

Dicho lo cual, y aunque conviene planificar bien el rescate para evitar el gran crujido de Hacienda, lo cierto es que en la próxima declaración de la renta sí reducirás el pago de impuestos. Al menos, mientras no se concreten los rumores que apuntarían a la eliminación de este incentivo fiscal con el nuevo gobierno PSOE-Podemos.

Puedes escuchar este podcast de Finect para saber si te resulta interesante o no invertir en planes de pensiones para desgravar:

La desgravación por inversión para la jubilación también aplica a los planes de previsión asegurados, conocidos como PPA, que son la alternativa del sector asegurador a los planes de pensiones.

Inversión en empresas

También hay bonificaciones por la inversión en empresas de nueva creación. A nivel estatal, podemos deducirnos el 30% de lo que hayamos aportado con un máximo de 60.000 euros, lo que implica una desgravación potencial de hasta 18.000 euros por las inversiones en 'start-ups' y empresas de reciente creación. Eso sí, la empresa en la que invertimos no podrá superar los 400.000 euros de fondos propios ni cotizar en bolsa y la participación no podrá superar el 40% del capital.

Algunas comunidades autónomas también tienen deducciones similares por invertir en empresas de nueva creación, pero no son compatibles. Es decir, si te aplicas esta deducción en el tramo autonómico no podrás hacerlo en el estatal y viceversa.

También hay algunas comunidades que permiten reducir la factura fiscal por invertir en empresas de la región que cotizan en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB).

Compensar plusvalías y minusvalías

Aunque este año las bolsas mundiales han tenido un muy buen comportamiento, no todos los valores y mercados han subido. Por ejemplo, la mayoría de bancos españoles sufren retrocesos en lo que va de 2019.

Si tenemos valores con pérdidas, al venderlos y reconocer las minusvalías podemos compensar parte de las ganancias que hayamos conseguido durante el ejercicio, si es que hemos aprovechado las subidas de los mercados para hacer caja.

Si este año te ha ido bien y no tienes nada en rojo, pero en los últimos ejercicios no tuviste tanta suerte, recuerda que puedes utilizar las pérdidas de hasta 4 años para compensar los beneficios de 2019 en la próxima declaración.

Desgravación por inversión en vivienda habitual

Todos los que compraron un piso antes de 2013 y siguen pagando hipoteca, aún pueden desgravarse por la adquisición. En concreto, el 15% de las cantidades aportadas sobre una base máxima de 9.040 euros (si el declarante está casado y hace la declaración individual ambos se pueden deducir, por lo que el límite conjunto sería de 18.080 euros). Aquí es indispensable que la casa adquirida entonces siga siendo la vivienda habitual.

Ante los bajos tipos de interés, la duda está en si compensa realmente amortizar parte del préstamo hipotecario hasta llegar este límite o no, ya sea para tener más liquidez en cartera o para invertir ese dinero. Aquí ya dependerá de las circunstancias individuales, pero ese 15% de la desgravación es una rentabilidad financiero-fiscal a tener muy en cuenta.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios