El secreto de irse al rango bajo

Así ha conseguido Aedas librar su salida a bolsa con un 70% de inversores a largo plazo

La promotora de Castlelake, que se estrena hoy en bolsa, saltará al parqué con un 70% de inversores estables y un 30% de 'hedge funds', todo un hito en el actual contexto catalán

Foto: David Martínez, director general de Aedas Homes.
David Martínez, director general de Aedas Homes.

Aedas Homes ha marcado el primer precio de su andadura bursátil en los 31,40 euros por acción, que supone una caída del 0,79% respecto a los 31,65 euros de salida. A los pocos minutos el descenso se moderaba entorno al medio punto porcentual y con la llegada de la tarde lograba darse la vuelta y marcar un máximo en los 31,95 euros. Finalmente, ha cerrado la sesión con caídas del 5,21%, hasta los 30 euros por acción

[Siga la cotización de Aedas en el Continuo]

La compañía ha dado este viernes el tradicional toque de campana de una salida a bolsa que bien podría definirse como titánica, ya que ha conseguido desafiar a los elementos y cumplir con la hoja de ruta que se marcó la pasada primavera, cuando el éxito del salto al parqué de Neinor y el disparado apetito de los inversores internacionales por el mercado inmobiliario español le convencieron de acelerar un plan que, inicialmente, iba a ser para más adelante.

Con una cartera de suelo de 1,5 millones de metros cuadrados, que muchos expertos consideran la mejor del sector, la promotora creada por Castlelake parecía destinada a protagonizar una historia de vino y rosas con su salto al parqué.

Sin embargo, el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre —y la incertidumbre que solo este hecho generó entre los inversores— hizo que la última semana de septiembre los responsables de la inmobiliaria descontaran ya una rebaja del 5% respecto al precio al que, hasta entonces, confiaban en poder colocar la compañía.

Pero los problemas no habían hecho más que empezar. Durante los siguientes 15 días, la tensión por el desafío independentista fue en aumento y, con ella, la desconfianza de los inversores hacia el mercado de valores español, como refleja la caída del 2% que arrastra el Ibex 35 desde entonces, números rojos que volvieron a presionar a la baja la horquilla de precios que fijó Aedas para su colocación.

A esto se suma la decisión de muchos fondos internacionales, especialmente los más conservadores, de frenar operaciones hasta que se aclare la situación, un horizonte despejado que todavía hoy nadie sabe cuándo llegará.

A pesar de ello, la compañía liderada por David Martínez ha conseguido que el 70% de los inversores que han suscrito su oferta sean de perfil a largo plazo, frente a un 30% de ‘hedge funds’, según confesó ayer Ismael Clemente, consejero de la inmobiliaria en representación de Castlelake, durante una conferencia en el marco del Barcelona Meeting Point.

Aquí radica uno de los secretos de la salida a bolsa de Aedas: haber aceptado irse a la banda baja de precios de su horquilla a cambio de conseguir un mayor porcentaje de inversores a largo plazo, todo un hito con el contexto actual, que la inmobiliaria ha aprovechado para atraerse al perfil inversor que más le interesa a cambio de renunciar a una cifra muy asumible.

La diferencia entre haber colocado la promotora a los 33,65 euros en que marcó el precio máximo, y los 31,65 de la más baja, a la que finalmente saldrá, es de apenas 31,6 millones sobre la colocación total. Esta se compone de 17,9 millones de acciones que venderá Castlelake (que renuncia así a 26,9 millones de euros) y 3,16 millones de nueva emisión, con los que Aedas capta algo más de 100 millones para invertir en nuevos proyectos.

Otro dato significativo es que la compañía ha optado por irse también a la banda baja en lo que a porcentaje de colocación se refiere. Aedas anunció que preveía vender entre el 40% y el 60%, horquilla que finalmente se ha ajustado por el lado conservador, ya que Castlelake seguirá controlando el 56% del capital, aunque si los bancos ejecutan su opción de compra ('green shoe'), su peso accionarial del fondo bajará hasta el 51%. En cualquier caso, seguirá teniendo la mayoría del capital, frente al anterior objetivo de quedar por debajo de esta línea.

Con estos números finales, la capitalización bursátil de Aedas rondará los 1.500 millones de euros, y su salida a bolsa, como dijo ayer el propio Clemente, es una de las pocas noticias positivas que ha recibido el mercado inmobiliario español en las últimas semanas, un sector que estaba empezando a ver la luz y que ahora clama por recuperar la normalidad ante la amenaza de un frenazo en todo lo conseguido.

Aedas, que prevé entregar entre 3.000 y 3.500 viviendas anuales a partir de 2022, se estrena en el parqué con una veintena de promociones, que suman algo más del millar de viviendas, de las que una docena están ya en construcción. El valor neto de sus activos asciende a 1.350 millones de euros y su objetivo de apalancamiento ('loan to value') se mueve entre el 30% y el 35%. Aproximadamente el 16% de su cartera de suelos en términos de GAV está en Cataluña, su segundo mercado por detrás de Madrid.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios