La crisis climática es culpa nuestra y será peor si no reaccionamos ya
  1. Medioambiente
  2. Clima
Conclusiones del informe del IPCC

La crisis climática es culpa nuestra y será peor si no reaccionamos ya

Los científicos establecen, de manera "inequívoca", que las actividades humanas llevadas a cabo durante los últimos 270 años han provocado el cambio climático

placeholder Foto: Científicos analizando la pérdida de hielo en el Ártico. (EFE)
Científicos analizando la pérdida de hielo en el Ártico. (EFE)

Tras acaparar las portadas de los medios y convertirse en fulgurante tendencia en las redes sociales, el informe de situación del Panel Intergubernamental del Cambio Climático de la ONU (más conocido por su sigla en inglés, IPCC), dado a conocer ayer, vuelve a sufrir el efecto suflé de los informes anteriores.

Sin embargo, en esta ocasión, tanto por el tono directo (inédito hasta ahora) como por el convencimiento que destila, merece seguir ocupando un lugar preferente en los informativos que todos los medios deberíamos cederle.

"La influencia humana ha calentado el sistema climático y está produciendo cambios generalizados y rápidos en el clima"

Lo primero que hay que señalar es que lo dado a conocer ayer por uno de los grupos que trabajan en el IPCC no es el sexto informe (AR6), un trabajo que este panel de expertos sigue ultimando, sino la contribución del Grupo de Trabajo 1 (AR6WGI), centrado exclusivamente en establecer las bases de la ciencia física del cambio climático.

Los informes de evaluación del IPCC son documentos extraordinariamente complejos, pues requieren años de recopilación de datos por parte de miles de científicos multidisciplinares, unos datos que deben ser contrastados, revisados y lo más difícil: aceptados y puestos en común por todas las partes, entre las que figuran gobiernos, instituciones y empresas.

Foto: Un torbellino de ceniza y ascuas en los incendios de Santa Barbara, California, en 2019. (Reuters)

En el caso de la aportación dada a conocer ayer por el citado grupo de científicos, el documento está basado en 14.000 artículos científicos y fue elaborado por 234 autores y 195 gobiernos que debieron atender más de 75.000 comentarios de expertos antes de su redactado final.

Es pertinente reseñar todos estos aspectos porque, más allá de los titulares que se han dado a conocer tras el comunicado, conviene destacar la extrema rigurosidad con que el IPCC trabaja, una fidelidad al método científico que elude cualquier tipo de aseveración infundada o arbitraria.

placeholder La desaparición de los hielos del planeta se está acelerando. (Reuters)
La desaparición de los hielos del planeta se está acelerando. (Reuters)

Por eso resulta sorprendente que, tras cinco informes previos (y uno especial) recargados de expresiones de prudencia, como su famoso 'very likely' (muy probable), en esta ocasión se hayan decidido a decir al mundo que "es inequívoco que el cambio climático está causado por nosotros. La influencia humana ha calentado el sistema climático y está produciendo cambios generalizados y rápidos en el clima".

Y a partir de ahí todo lo que recoge son declaraciones de una contundencia que acongoja, por la base científica que la sustenta y el escaso, mínimo, margen de error que nos concede.

Como que el aumento de las concentraciones de gases de efecto invernadero (GEI) desde 1750 ha sido causado inequívocamente por las actividades humanas.

placeholder Las emisiones de CO2 y otros GEI han provocado el cambio climático. (EFE)
Las emisiones de CO2 y otros GEI han provocado el cambio climático. (EFE)

Que en 2019 las concentraciones atmosféricas de CO2 fueron más altas que en cualquier momento de al menos dos millones de años atrás, mientras que las concentraciones de metano y óxido nitroso (ambos asimismo GEI) fueron más altas que en cualquier momento de los últimos 800.000 años.

Que el ritmo de calentamiento se está acelerando por encima de todos los pronósticos: las temperaturas de la superficie del planeta aumentaron más rápido desde 1970 que en cualquier otro periodo de 50 años durante los últimos 2.000 años.

Que el aumento del nivel medio del mar a nivel mundial ha sido más rápido desde 1900 que en cualquier otro momento de los últimos 3.000 años y continuará aumentando durante cientos o miles de años, incluso aunque se pongan en marcha las medidas de mitigación más ambiciosas.

Foto: Unos turistas se refrescan con el agua que desprende la fuente de la plaza de España de Sevilla. (EFE)

Y acaso la más estremecedora de todas: que muchas de las consecuencias del cambio climático que estamos observando y sufriendo ya en todo el mundo serán irreversibles en escalas de tiempo centenarias o milenarias.

Estos son apenas un puñado de las evidencias científicas que recoge el trabajo de investigación y consenso dado a conocer ayer. Una nueva verdad del IPCC que más allá de resultar incómoda debería ser vinculante para todos.

Cambio climático Comunicado ONU Medio ambiente Ciencia Crisis
El redactor recomienda