El alcalde que se niega a pagar la factura de las eléctricas: "No nos pueden cortar la luz"
  1. España
  2. Madrid
"No es un problema de liquidez"

El alcalde que se niega a pagar la factura de las eléctricas: "No nos pueden cortar la luz"

Charlamos con el alcalde de Batres, el municipio que se ha negado a pagar la factura de la luz hasta que la subida de la electricidad se revierta

placeholder Foto: Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)
Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)

“Me ha encantado lo que has hecho con la luz. Son unos hijos de puta. Que no vean un duro”, le grita a Víctor Manuel, desde la calle, un operario del ayuntamiento. La noticia ya se ha corrido por todo el municipio.

Batres es un pueblo pequeño, pero un pueblo en el que hay mucho trabajo. Más ahora, después del incendio que afectó a la localidad el día 15 de agosto y calcinó la entrada al pueblo, el emblemático secadero del castillo y casi doscientas hectáreas de terreno – la zona ya ha sido declarada como gravemente afectada por el Consejo de Ministros.

Esto ha dejado el municipio patas arriba. Ahora, la prioridad es salvar lo que no se ha quemado y tirar para adelante. Su prioridad es llamar a los vecinos afectados, a los ganaderos que necesitan ayudas y las administraciones públicas: hay que recuperar cuanto antes la normalidad.

placeholder Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)
Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)

Pero ha habido un hecho que ha trastocado la agenda mediática del municipio, de poco más de 1.500 habitantes y catalogado como España Vacía:

Víctor Manuel, alcalde del municipio de 48 años y político sin siglas (pertenece al partido independiente Agrupación de Batres), ha decidido, en pleno clima de crispación por las subidas constantes de la luz, plantarle cara a las compañías eléctricas y dar un paso al frente: de aquí en adelante, su pequeña administración no pagará más el recibo de la luz. No hasta que los precios, según ha manifestado en un comunicado que envío a los medios de comunicación, vuelvan a ser aceptables y asequibles para todos los ciudadanos.

“Todo empezó después de hablar con uno de mis vecinos”, detalla en su despacho del ayuntamiento. “Me dijo que no podía pagar la luz, que no podía hacer frente a las subidas de la tarifa y que había decidido dejar de pagar el recibo. Y se me iluminó la bombilla”.

"Si un particular deja de pagar la luz, le cortan la luz. Si es una administración, no pueden hacerlo. Así que decidí dar un paso adelante"

“Le dije que no, que se estuviera quieto. Que, por muy indignado que estuviera, si dejaba de pagar la luz, se la iban a cortar. Y que era el municipio, la administración directamente, la que iba a dejar de pagar la factura. Si un particular deja de pagar la luz, le cortan la luz. Sin embargo, si es una administración, no pueden hacerlo. Así que decidí dar un paso adelante”.

Batres, anualmente, gasta unos 100.000 euros al año en electricidad. Concretamente, 100.000 euros que van a Iberdrola, la empresa que los suministra. Esto supone el diez por ciento de su presupuesto total. Con este dinero, abastecen el colegio, el consistorio, los diferentes edificios públicos y el alumbrado municipal.

“Al tratarse de una administración pública, no nos pueden cortar la luz. Nos tendrían que demandar, llevar a juicio y reclamar la factura. La decisión está tomada. Ya le he enviado un correo electrónico a Iberdrola para informarles de que Batres no va a pagar su factura hasta que los precios de la luz no vuelvan a la normalidad”.

“Es que no tiene sentido”, sigue diciendo. “Nos hemos gastado una pasta en optimizar los sistemas eléctricos del ayuntamiento para gastar menos y ahora nos suben constantemente el precio. ¿Para qué hemos invertido entonces todo ese dinero?”.

El recibo de la luz más caro de la historia

El dinero para pagar a la eléctrica, asegura, lo tienen. “No es un problema de liquidez. Ese dinero está. Pero creemos que, con los precios tan abusivos, es mejor emplearlo para pagar a otros proveedores. Además, también es una medida de presión. Sé que yo solo como alcalde no voy a poder hacer nada, pero ¿qué pasaría si todos los alcaldes de España secundaran mi propuesta, ¿qué pasaría si lo hiciera el de Madrid?”, termina diciendo y dejando entrever que hay otros primeros ediles planteándose secundar su idea.

En este 'mail', al que ha tenido acceso en exclusiva El Confidencial, el alcalde de Batres informa a Iberdrola, empresa que suministra energía a la administración de Batres, de que suspenderá los pagos hasta que la luz tenga un precio accesible, adecuado y razonable para toda la ciudadanía:

"La situación que se está produciendo con el incremento desmesurado de los costes del suministro eléctrico para los ciudadanos de este país, para el sector empresarial, y para las administraciones públicas, me ha llevado a tomar la decisión de suspender provisionalmente los pagos a la empresa suministradora de energía del Ayto de Batres, priorizando por otro lado el pago de facturas de los proveedores de otros servicios que necesita también este municipio. Además, el esfuerzo que ha realizado este ayuntamiento en lograr una mayor eficiencia energética en los alumbrados públicos y en los consumos de los edificios municipales ha caído en saco roto debido a los incrementos especulativos que se están produciendo durante los últimos meses con el precio de la energía eléctrica.

A mi modo de ver, las empresas eléctricas deberían de ocuparse también de garantizar unos servicios eficientes y asequibles para toda la ciudadanía y no entrar en una acción de permanente especulación cuyo único objetivo es maximizar los beneficios sin importar los daños que puedan infligir a la ciudadanía y a las economías domésticas y empresariales de este país.

Les solicito que rectifiquen cuanto antes esta situación anómala, insolidaria y enormemente perjudicial para este país y su ciudadanía, y hagan cuanto esté en su mano para revertir el actual coste de la luz a valores de finales del 2020".

placeholder Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)
Víctor Manuel López Rodríguez, alcalde de Batres. (Israel Merino)

Pero ¿quién es este alcalde que ha decidido enfrentarse a las hidroeléctricas desde su pequeña cátedra de edil? Su nombre es Víctor Manuel, un político no profesional, “un mindundi”, como él se define, que está en esto por idealismo: “Me encanta Batres. Es una joya en bruto”. “Estoy en esto porque considero que muchos políticos son unos mediocres. No son una clase política que esté realmente por compromiso. Creo que la administración se debe al pueblo, a quien la elige”. Su idealismo no profesional, le hace llevar veinte años en la política municipal.

Víctor Manuel es bombero de profesión. “Soy funcionario, en Leganés. Combato el fuego”. Le han ofrecido, en varias ocasiones, formar parte de algún partido político grande, pero siempre lo ha rechazado. Se justifica así: "Prefiero ser cabeza de ratón que cola de león”. De hecho, uno de los grandes motivos por los que está en política es el medioambiente. Su objetivo vital político es que no se lleve a cabo el proyecto de Casarrubuelos, municipio al lado de Batres en el que se plantea construir el segundo aeropuerto de Madrid. “No quiero que me metan un aeropuerto a diez kilómetros de aquí. Y sé que luchar para evitarlo incómoda”.

Considera que esa vocación de servicio público le ha llevado a ser, no solo político, sino bombero: “He estado en la República Democrática del Congo, en Guatemala, en Perú. He visto a personas morirse. Sé qué es pasarlo mal”.

Todos estos factores han hecho que Víctor Manuel decida enfrentarse a las eléctricas. Pero, ¿qué opinan sus vecinos?

“Todos los vecinos con los que he hablado están encantados”, asegura él. “Sí, nos parece estupendo lo que ha hecho”, dice un vecino después de una reunión relacionada con el incendio.

El precio de la luz repercute en la cesta de la compra

En la plaza del pueblo, después de la cobertura mediática que ha recibido, no se habla de otra cosa: “¡Pues me parece muy bien!”, grita un señor mayor que se acaba de enterar de la medida que ha decidido adoptar su alcalde. “¡Son unos ladrones! ¡Y unos cabrones! Ya está bien de que nos ninguneen cuando quieran. Alguien tiene que hacerles frente”.

Aunque Víctor Manuel puede parecer un héroe, no es todo tan sencillo. De hecho, fuentes de este periódico aseguran que las eléctricas estarían haciendo movimientos contra él, “y no todos legales”. “Este es un tema muy complicado”, asegura el alcalde, que ya está en contacto con diferentes abogados. “Hay mucho dinero en juego. Sé que estoy tocando un tema muy complicado. Sé que, haciendo esto, me estoy enfrentando a gente muy gorda. Y hay que tener cuidado”.

De momento, ningún otro ayuntamiento ha decidido secundar públicamente la iniciativa de Víctor Manuel, pero fuentes de El Confidencial aseguran que algunos primeros ediles están tanteando la posibilidad de ponerlo en práctica. “Espero que esto no sea solo un viral de un día”, termina diciendo en su despacho después de atender a más de treinta medios en una mañana. “Ojalá las cosas cambien. Tenemos una gran ciudadanía que no se merece este robo”.

La compañía responde "sorprendida"

La compañía eléctrica ha emitido un comunicado como respuesta en el que afirma estar "sorprendida" por el caso, ya que la localidad no está sujeta a la volatilidad diaria y su precio es tres veces menor que el que cotiza el mercado hoy". "La compañía quiere recordar que el Ayuntamiento tiene contratado el suministro eléctrico bajo las condiciones de un acuerdo marco firmado con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), en virtud del cual el precio es fijo (mercado libre) no sujeto a la volatilidad diaria del mercado mayorista de electricidad", expresa la misiva.

La compañía quiere recordar que tiene contratado el suministro eléctrico bajo las condiciones de un acuerdo marco firmado con la FEMP

Y continúa: "Las condiciones de este acuerdo marco permiten mantener como referencia un precio de electricidad mensual que es, al menos, 3 veces menor que el precio al que cotiza hoy el mercado de electricidad". Así, según Iberdrola, "el acuerdo marco de la FEMP con comercializadoras en España permite a más de 8.100 municipios españoles licitar sus contratos de electricidad a través de este acuerdo marco".

Concluye con que el Ayuntamiento "mantiene una deuda con la compañía eléctrica de años anteriores -con un saldo actual de 50.000 euros- sin que por ello se haya visto interrumpido su servicio de luz".

Electricidad
El redactor recomienda