Almeida exhibirá su buena sintonía con Cs en el debate del estado de la ciudad
  1. España
  2. Madrid
AYUNTAMIENTO DE MADRID

Almeida exhibirá su buena sintonía con Cs en el debate del estado de la ciudad

El alcalde ultima estos días los ejes que expondrá a finales de este mes, probablemente el 30 de junio, coincidiendo con el ecuador de su mandato

placeholder Foto: El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. (EFE)
El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. (EFE)

José Luis Martínez-Almeida ultima la preparación para celebrar el debate del estado de la ciudad, que probablemente tenga lugar el 30 de junio. Fuentes municipales explican que la fecha no está cerrada por completo porque siguen tratando de cuadrar agendas institucionales. El alcalde aprovechará la cita para hacer balance de su gestión, con la mira puesta no solo en el último año, sino en el mandato en su conjunto. Aprovechando que se cruza el ecuador del mismo, el regidor hará repaso de estos dos primeros cursos, de la buena relación existente entre los socios de gobierno, y tratará de presentar un nuevo impulso para los ejercicios restantes, en que buscarán avanzar en su modelo de ciudad.

Los detalles no están aún definidos. No se ha fijado el formato ni tampoco está escrito el discurso de principio a fin. Las fuentes municipales consultadas evitan precisar si habrá grandes anuncios, si bien es cierto que en este tipo de citas nunca faltan medidas icónicas, ya que sirven a los regidores para proyectar un futuro dinámico en el que el consistorio seguirá trabajando. Lo que sí habrá será ese énfasis en que en la segunda parte del mandato se verá un impulso de la ciudad.

Foto: Andrea Levy, delegada del Área de Cultura, Turismo y Deporte del Ayuntamiento de Madrid. (EFE)

Almeida afrontó en septiembre de 2020 su primer debate, marcado por la pandemia y por un horizonte aún incierto a consecuencia de la evolución sanitaria y económica. El reglamento consistorial recoge que la cita debe celebrarse en el primer semestre del año, aunque nunca cuando haya habido elecciones. La norma establece también que sea el alcalde quien abra al debate para, posteriormente, dar el turno de palabra a los portavoces de los grupos. La réplica posterior correrá a cargo de cualquier miembro del Ejecutivo y es aquí donde previsiblemente entre Villacís.

Ahora, con la salida del coronavirus cada vez más cerca, el alcalde tratará de dibujar un horizonte optimista por la mejora del contexto laboral y socioeconómico. En el equipo de gobierno, prevén un fuerte despegue de la ciudad con la llegada de la ansiada recuperación y tratarán de exponerlo de la mejor manera posible durante el debate. Madrid, insisten, será clave, no solo a nivel regional sino nacional.

Foto: EC.

Del lado de los naranjas, fuentes de la vicealcaldía señalan que tratarán de sacar pecho de la gestión desarrollada en este tiempo, subrayando especialmente las áreas que dependen de sus concejales. Economía, Bienestar Social o Urbanismo serán algunos de los pilares que Villacís intentará explotar como ejemplos de lo que hace su partido al llegar a responsabilidades de gobierno. Explican que, por su parte, no hay ningún cambio previsto en sus áreas y tampoco creen que sus socios vayan a hacer retoques. "Lo que funciona es mejor dejarlo como está, y esto funciona", valoran. En la misma línea apuntan los populares.

"Lo que funciona es mejor dejarlo como está, y esto funciona"

Uno de los puntos que tratarán de remarcar será esa buena salud de que goza la coalición PP-Ciudadanos. Con Almeida y Villacís ostentando paralelamente cargos orgánicos de primer nivel en sus respectivos partidos, ambos tratan de aislarse de las influencias políticas externas al Ejecutivo local. El funcionamiento municipal impide, por ejemplo, que haya adelantos electorales, por lo que cualquier deseo en esta línea queda abortado y ambos están condenados a entenderse.

Los choques entre populares y naranjas en otras administraciones se han multiplicado en los últimos meses. Primero, con el caso de la moción de censura fallida en Murcia, y luego en la Comunidad de Madrid, donde Isabel Díaz Ayuso voló los puentes, rompió con Ignacio Aguado y arrasó en las urnas dejando fuera a Cs. Fuentes municipales enfatizan que la relación en Cibeles no es ni mucho menos comparable a la que experimentaron en la Puerta del Sol y que la coalición funciona con fluidez. Más recientemente se ha disparado la tensión en Granada, con el PP asegurando que pactaron turnarse la alcaldía y el regidor, Luis Salvador, negándolo y rechazando dimitir, pese a quedarle solo el apoyo de un edil.

Foto: Vista de la calle Montera durante la nevada de la borrasca Filomena en Madrid. (Sergio Beleña)

Los de Inés Arrimadas afrontan un momento crítico, viendo cómo cada paso por las urnas se convierte en un retroceso significativo de sus apoyos. Con un Ciudadanos necesitado de un cambio de rumbo, Pablo Casado aspira a darle la puntilla al proyecto para avanzar en ese objetivo de reunificación del centro derecha. Los naranjas volverán a afrontar el debate sobre el futuro de la formación y sobre su autonomía. Es aquí donde fuentes populares no tienen problema en asegurar que Villacís tendría cabida en sus equipos, como otros muchos dirigentes, y ven su perfil complementario con el de Almeida ante una hipotética lista conjunta. Otras fuentes tienen más dudas de que la actual vicealcaldesa aceptara quedar diluida con un nuevo rol en ese escenario.

El alcalde de Madrid afronta así el reto de escenificar la fortaleza de sus relaciones en un contexto en que su partido apuesta por engullir a su socio, algo similar a lo que sucede entre los líderes de ambos partidos en territorios como Andalucía o Castilla y León.

Foto: Inquilinos de pisos turísticos.

Almeida subirá a la tribuna ante una oposición que no pasa por su mejor momento. Vox, el partido en que se apoyan para sacar adelante las medidas clave, parece no encontrar su espacio en el consistorio con Javier Ortega Smith. Más Madrid se halla inmerso en una disputa interna después de que cuatro concejales hayan abandonado el grupo por su rechazo a Rita Maestre, aunque su marca se ha visto catapultada en el último mes tras el éxito de las elecciones regionales. El PSOE, por su parte, mantiene a Pepu Hernández al frente y fuentes socialistas arrastran serias dudas sobre su liderazgo al entender que no se ha hecho al cargo en estos dos primeros años y ven muy improbable su continuidad más allá de 2023.

La ordenanza de movilidad con que se sustituirá Madrid Central, y que se prevé que se apruebe a principios de agosto, será con total seguridad uno de los ámbitos que más agitarán las formaciones de izquierda contra la gestión municipal.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
José Luis Martínez-Almeida Begoña Villacís Ayuntamiento de Madrid
El redactor recomienda